Escándalo sexual en el Servicio Secreto de EU podría agravarse, dice congresista

Univision.com | Apr 16, 2012 | 10:51 AM

SIGUIENTE:

La canita al aire de los agentes puede costar muy caro para el gobierno Americano. Dicen que el Presidente Obama está muy molesto.

El Presidente Obama espera informe para decidir qué hará con los agentes suspendidos

El número de miembros de las fuerzas armadas que son investigados por una presunta conducta impropia en Colombia la víspera de la visita del presidente Barack Obama durante el fin de semana podría ser mayor a los cinco ya anunciados, dijeron funcionarios.
¿Qué consecuencias puede traer este escándalo a los miembros de las fuerzas armadas y al gobierno de Estados Unidos ? Participe en el Foro de Noticias.
El secretario de prensa del Pentágono, George Little, indicó que no podía suministrar un número determinado, pero indicó que los militares investigados tenían la misión de respaldar al Servicio Secreto estadounidense en preparación de la visita de Obama a Cartagena.
Agregó que no estaban mezclados directamente en la seguridad presidencial.
"Creemos que hubo más de cinco (militares) involucrados en este incidente", dijo Little.
Investigan el caso
Un congresista advirtió de que más agentes podrían estar involucrados en el escándalo sexual relacionado el Servicio Secreto del presidente Barack Obama durante su estancia en la ciudad colombiana de Cartagena, Colombia.
"Pensamos que el número (de personal) puede ser mayor, por lo que estamos pidiendo el número exacto de personas que estuvieron involucradas", dijo el legislador Darrell Issa (republicano de California), presidente del Comité de Vigilancia de la Cámara de Representantes, en una entrevista a la cadena estadounidense CBS.
El viernes, el Servicio Secreto de Estados Unidos retiró y repatrió a Washington D.C. a 11 agentes de sus funciones, después de haber sido acusados de llevar el miércoles prostitutas a sus habitaciones de un hotel de Cartagena, y protagonizar un incidente por el pago de los servicios al día siguiente.
Comunicado oficial
Cinco militares asignados a ese cuerpo de élite deben hacer frente a acusaciones de "mala conducta", señaló un comunicado del Servicio Secreto difundido el sábado.
"La pregunta es: ¿Necesita la organización una introspección, algún tipo de cambio?", señaló Issa. Y añadió: "Tenemos que preguntar ¿dónde están los sistemas para prevenir esto en el futuro?"
El portavoz de la Casa Blanca, Jay Carney, dijo el sábado que "el presidente tiene plena confianza en el servicio secreto", durante una rueda de prensa en Cartagena, donde Obama participó en la VI Cumbre de las Américas.
Se profundiza el escándalo
El escándalo embarazoso con prostitutas y el Servicio Secreto que cuida al Presidente Obama se profundizó el sábado cuando 11 agentes fueron suspendidos y la institución se vio forzada a pedir disculpas por el trastorno a su misión diplomática en América Latina.
El escándalo se extendió a las fuerzas armadas, que anunciaron que cinco efectivos alojados en el mismo hotel que los agentes en Colombia habrían participado de los hechos. Quedaron confinados a sus cuartos con la orden de no tener contacto con otros.
Todas los presuntos hechos tuvieron lugar antes del arribo de Obama a esta ciudad de la costa colombiana para la cumbre con otros 33 mandatarios regionales.
Vergonzoso para Obama
Las denuncias constituyeron una vergüenza para un presidente estadounidense en tierra extranjera y amenazaron con trastornar los intentos de la Casa Blanca de concentrar los esfuerzos en la mejora de las relaciones económicas con una Latinoamérica en rápido crecimiento, escribió The Associated Press.
El Servicio Secreto no reveló el carácter de la falta que habrían cometido los agentes suspendidos. La Casa Blanca dijo que se informó a Obama sobre los incidentes, pero no reveló su reacción.
"El presidente tiene plena confianza en el Servicio Secreto de Estados Unidos", dijo el vocero presidencial Jay Carney ante una pregunta directa.
Lamentan el escándalo
El director adjunto del Servicio Secreto, Paul Morrissey, dijo en un comunicado: "Lamentamos cualquier distracción de la Cumbre de las Américas que haya causado esta situación".
El congresista Peter King (republicano de Nueva York), presidente de la Comisión de Seguridad Nacional de la Cámara de Representantes, dijo a la AP después de recibir un informe el sábado que "cerca de" los 11 agentes involucrados en el hecho habían llevado mujeres a sus cuartos en un hotel que no es el mismo donde ahora se aloja el presidente.
Dijo que las mujeres eran "presumiblemente prostitutas", pero los investigadores estaban tomando declaración a los agentes.
King reveló otros detalles
Añadió que cualquiera que visitara el hotel durante la noche debía dejar un documento de identidad en la recepción y salir antes de las 7 de la mañana. Cuando una mujer no lo hizo, el personal del hotel avisó a la policía, que fue a investigar. Encontraron a la mujer con un agente en la habitación y comenzó una discusión sobre si éste le había pagado.
El agente finalmente pagó a la mujer, dijo King que le informaron.
El incidente fue denunciado a la embajada estadounidense y se amplió la investigación, añadió.
También militares
Los 11 eran agentes especiales y oficiales de la división uniformada. Ninguno de ellos tenía la misión de proteger a Obama. Todos fueron enviados de regreso a Estados Unidos, dijo Morrissey, dada "la naturaleza de las denuncias" y la política de tolerancia cero en cuanto a la conducta personal.
También el sábado, el Comando Sur de Estados Unidos dijo que cinco efectivos con la misión de respaldar al Servicio Secreto violaron su toque de queda y tuvieron una conducta indebida. Carney dijo que era parte del mismo incidente.
El general Douglas Fraser, jefe del Comando Sur, dijo que se sentía "decepcionado por el incidente" y que la conducta no fue "acorde con las pautas profesionales que se esperan de los efectivos de las fuerzas armadas de Estados Unidos".
Obama aguarda informe
El presidente Barack Obama afirmó el domingo que sin duda reaccionará enojado si se comprueban las denuncias de que agentes del Servicio Secreto estadounidense contrataron prostitutas mientras se encontraban en Colombia.
Obama dijo que los agentes representaban a Estados Unidos y por ello debían comportarse con los más altos niveles de dignidad.
"Obviamente lo que se ha informado no se ajusta a esos parámetros", declaró Obama en una conferencia conjunta con su colega colombiano Juan Manuel Santos.
Presuntos culpables
Al referirse por primera vez al tema que desató un escándalo durante la VI Cumbre de las Américas en el balneario colombiano de Cartagena, el líder estadounidense nunca habló directamente a las acusaciones, confirmadas por medios de prensa, de que los agentes tuvieron encuentros con prostitutas antes de la llegada de Obama a Cartagena, el viernes.
"Espero que la investigación sea meticulosa y espero que sea rigurosa", expresó Obama. "Si resulta que algunas de las versiones que han aparecido en la prensa se confirman, por supuesto que estaré enojado... Estamos representando al pueblo de Estados Unidos y, cuando viajamos a otro país, espero que observemos los parámetros más elevados".
El episodio acosó a Obama durante su visita a Colombia, donde buscó centrarse en las relaciones comerciales de su país con los demás países de América, y todo indica que lo perseguirá de vuelta a Estados Unidos, donde miembros de la Cámara de Representantes, dominada por la oposición republicana, analizan la realización de audiencias.
Obama intentó poner el tema en perspectiva al elogiar a los agentes que protegen su vida.
Deslices opacan viajes
El presidente Barack Obama tal vez ha notado una constante. Ya sea acusaciones contra agentes del Servicio Secreto por contratar prostitutas; cándidos momentos captados por micrófonos indiscretos o un bombardeo contra Libia, sus viajes al extranjero siempre son ensombrecidos por distracciones.
Tan sólo el año pasado, en viajes a América Latina, Europa y Asia, el mensaje del mandatario pasó a segundo plano e incluso quedó en el olvido por la mala planeación, pifias, o en el caso de las acusaciones en Colombia, un descarado escándalo.
La historia que hundió la participación de Obama en la Sexta Cumbre de las Américas, un cónclave entre más de 30 jefes de Estado de todo el continente, fue la acusación de conducta inapropiada contra unos 11 empleados del Servicio Secreto que involucraba a prostitutas y fuerte consumo de alcohol.
En la víspera
El Servicio Secreto informó que los sucesos habrían ocurrido en el hotel donde se hospedaban los oficiales en Cartagena antes de que Obama llegara a la ciudad caribeña el viernes. Para Obama, este escándalo es particularmente penetrante porque chocan drásticamente con la imagen de Obama de rectitud personal.
Aun así, la Casa Blanca no ha emitido una opinión al respecto y es casi seguro que sea abordado el tema el domingo por la tarde cuando el mandatario dé una conferencia de prensa.
Cuando viajó a Brasil y Chile en marzo de 2011, fue opacado por el bombardeo estadounidense sobre Libia. En una cumbre económica en Cannes, Francia, un micrófono abierto captó a Obama hablando con su homólogo francés Nicholas Sarkozy, mientras éste le decía que no soportaba trabajar con primer ministro israelí Benjamín Netanyahu.
El mes pasado en Seúl, otro micrófono abierto atrapó a Obama sugiriendo al presidente ruso Dimitry Medvedev que podría negociar un acuerdo de defensa misil "después de las elecciones", porque "tendré mayor flexibilidad". El incidente desató el escándalo entre los republicanos de Estados Unidos.
©Univision.com
Comentarios