López Obrador nombraría a Ebrard como su ministro de Interior

Notimex | Mar 17, 2012 | 6:07 PM

Izquierdista va perfilando su gabinete previo a comicios

MÉXICO - De ganar las próximas elecciones presidenciales, el concepto de seguridad nacional será sustituido por el de seguridad ciudadana como eje rector para garantizar la gobernabilidad democrática del país, anunciaron en conferencia de prensa conjunta el candidato presidencial de la izquierda Andrés Manuel López Obrador y el alcalde de Ciudad de México, Marcelo Ebrard Casaubon.
Después de una reunión a puerta cerrada con especialistas en materia de seguridad, donde se esbozaron los lineamientos generales para este nuevo plan de seguridad, ambos se comprometieron a que en abril próximo presentarán los detalles de este proyecto.
Por lo pronto el sábado, Marcelo Ebrard adelantó que se trata de un proyecto de política interior que no estará basado en el concepto de seguridad nacional como ahora ocurre sino en uno nuevo de seguridad ciudadana elaborado desde una perspectiva civil y no desde una perspectiva militar.
En ese sentido dijo que habrá otra política migratoria diferente de la actual basada en la interculturalidad a partir de que se aplicará en el país la misma política que se exige a otros países en el trato con los migrantes.
Como parte de la gobernabilidad interna, Marcelo Ebrard afirmó que se promoverá la creación de medios públicos de comunicación, como una forma de alentar la competencia y que habrá un nuevo modelo de relación entre los estados y municipios con un enfoque del federalismo.
Reiteró que serán garantizados los derechos humanos a partir del modelo del Distrito Federal, donde se cuenta con el más avanzado que existe en el mundo en esta materia. “La política de seguridad será diseñada por civiles y no por militares”, subrayó Ebrard Casaubon, quien ocuparía la Secretaría de Gobernación en caso de que López Obrador ganara las elecciones presidenciales.
El Ejército, a los cuarteles
En sesión de preguntas y respuestas, López Obrador, aclaró sin embargo que al frente de las secretarías de Defensa y Marina serían nombrados militares y no civiles, un general al frente de la Sedena y un almirante al frente de la Secretaría de Marina.
Cuando se les conminó a que fueran más específicos, López Obrador se adelantó para señalar que habrá tiempo para aterrizar y detallar estos lineamientos, pero insistió que el modelo a seguir será lo realzado en el Distrito Federal, donde hay una aceptable coordinación policiaca que ha logrado mantener la paz y la seguridad en este territorio.
Así, afirmó que habrá una policía nacional competente, eficaz, no corrupta y sobre todo moralizada para que sean fuerzas civiles y no militares las que se encarguen de esta tarea.
Sin precisar cronograma alguno, reiteró que habrá de inmediato un retiro paulatino del Ejército hasta liberarlo totalmente de estas tareas con la ventaja adicional de no exponer a las fuerzas armadas a la corrupción.
©Notimex
Commentarios