The New York Times califica de irracional la ley de deportaciones de Estados Unidos

Notimex | Jan 03, 2012 | 2:52 PM

Autoridades deportaron a un inmigrante que tenía residencia desde los ocho años de edad

The New York Times califica de irracional la ley de deportaciones de Estados UnidosDiario tilda de irracional ley de deportacionesAutoridades deportaron a un inmigrante que tenía residencia desde los ocho años de edad
NUEVA YORK - La decisión de la Corte Suprema de Justicia de deportar a un filipino reforzó el mensaje que otras cortes han enviado durante años de que la ley que se aplica en casos de inmigración a menudo incumple con la justicia, consideró el martes el diario The New York Times.
El periódico se refirió en su editorial a la decisión de la Junta de Apelaciones de Inmigración en el caso Judulang contra Holder, que catalogó de irracional y fracaso total, luego que se ordenara la deportación de un inmigrante filipino.
El caso se refiere a la política que la Junta de Apelaciones de Inmigración utiliza para decidir cuándo un extranjero residente que haya tenido una orden de deportación puede solicitar al Fiscal General la revocación de esa orden.
El caso Judiulang
Joel Judulang, un nativo de Filipinas, fue un residente permanente de Estados Unidos desde 1974, cuando tenía ocho años de edad.
A los 14 años, se declaró culpable y recibió una sentencia de homicidio voluntario, tras participar en una pelea en la que alguien disparó y mató a otra persona.
En 2005, después de haberse declarado culpable de un robo, el gobierno comenzó un proceso de deportación sobre la base de la condena por homicidio, y un juez de inmigración ordenó su deportación.
Sistema disfuncional
El rotativo resaltó la disfuncionalidad de un sistema de cortes de inmigración sobrecargado de trabajo que necesita una reforma completa.
La magistrada Elena Kagan escribió sobre el caso que “tenemos que revertir una política de la agencia cuando no se puede discernir una razón para ello”.
Según el Times este juicio, por desgracia, se aplica a gran parte de los procesos absurdos en los tribunales de inmigración.
Para determinar si Judulang podría solicitar un perdón de deportación, la junta revisó una ley derogada, que se ocupa de excluir a extranjeros desde el ingreso a este país.
Decisión arbitraria
Si la base para la deportación de un extranjero es “esencialmente equivalente” a una base en la ley para deportar a alguien, señaló la junta, el deportado podría solicitar una exención.
Sin embargo, dictaminó que Judulang no podía porque los motivos de su expulsión no eran comparables a los motivos que se aplican a la exclusión.
Según el diario, Kagan señaló correctamente que este análisis era esencialmente arbitrario.
©Notimex
Comentarios