Cesado coronel juzgado por supuesto intento de asesinato de Correa

AFP | Dec 27, 2011 | 4:24 PM

Investigan supuesta complicidad

QUITO, Ecuador - El ex director del principal hospital policial de Ecuador, coronel César Carrión, fue destituido de la Policía tras ser declarado inocente en un juicio civil por un supuesto intento de asesinato contra el presidente Rafael Correa, informaron el lunes los abogados del oficial.
"Por parte del Consejo de Generales recibimos la notificación sobre la descalificación de la conducta profesional (de Carrión), lo que conlleva la baja (separación) de las filas de la Policía", dijo a la AFP el abogado defensor Vinicio Villa.
El abogado Stalyn López declaró a su vez que "la baja que se le ha dado no tiene fundamento de ninguna naturaleza y obedece a una cobarde persecución que se ha dado en contra del oficial".
Villa agregó que, para cesar a Carrión, el Consejo de Generales tomó en cuenta versiones de testigos del caso, según las cuales Carrión "fue la persona que manifestó que le pongan cianuro al presidente Correa".
En setiembre pasado, una corte civil ratificó un fallo que declaró inocente a Carrión de complicidad en el presunto intento de asesinato contra Correa durante la rebelión policial del 30 de septiembre de 2010, que según el mandatario fue una asonada golpista y una tentativa de magnicidio.
Carrión dirigía el hospital de la Policía en Quito en el que el gobernante se refugió tras ser agredido por uniformados sublevados cuando intentaba aplacar una protesta por reclamos salariales.
Correa acusó al oficial de formar parte de una "conspiración" para derrocarlo al haber presuntamente instigado a asesinarlo en la revuelta, que dejó diez muertos y 274 heridos, y bloquear su ingreso al sanatorio.
El presidente fue retenido por policías en el centro médico, de acuerdo con las Fuerzas Armadas, que lo rescataron varias horas después en medio de un sangriento tiroteo.
Antes, la Policía también destituyó al ex jefe de la escolta del Congreso, coronel Rolando Tapia, quien está detenido al ser condenado a tres años de prisión por atentar contra la seguridad del Estado durante la rebelión.
En octubre, Correa ordenó desclasificar informes sobre la rebelión, de la que dice que fue instigada por opositores y policías corruptos.
©AFP
Commentarios