Cuba indultará a 2,900 presos por razones humanitarias

EFE | Dec 24, 2011 | 4:38 PM

El mayor indulto desde 1978

CUBA - El Gobierno cubano indultará "por razones humanitarias" a más de 2,900 presos en los próximos días, según informó el presidente Raúl Castro en un discurso ante la Asamblea Nacional, en el que anunció también la excarcelación anticipada de 86 extranjeros de 25 países.
Castro subrayó que el indulto será efectivo en "los próximos días" como una "muestra más", dijo, "de la generosidad y fortaleza de la revolución".
La medida responde a "la política establecida" y las "numerosas solicitudes de familiares y diversas instituciones religiosas".
No se incluirán en este beneficio, salvo contadas excepciones, a sancionados por delitos de espionaje, terrorismo, asesinato, homicidio, tráfico de drogas, pederastia con violencia, robo con fuerza en vivienda habitada, violación y corrupción de menores, según una nota oficial del Consejo de Estado.
Serán puestos en libertad "algunos condenados por delitos contra la Seguridad del Estado" y en todos los casos los indultados "han cumplido una parte importante de la pena en prisión y mostrado un buen comportamiento".
El Gobierno cubano afirma que se trata de "un gesto humanitario y soberano" según "las características de los hechos cometidos, la buena conducta mantenida en prisión, la edad y las enfermedades que padecen, así como el tiempo extinguido de sus condenas".
Agrega que en la lista destacan personas con más de 60 años, enfermos, mujeres y jóvenes "sin antecedentes penales previos, que obtuvieron un oficio y elevaron su nivel cultural y posibilidades de reinserción social".
En el caso de las excarcelaciones de extranjeros condenados por delitos cometidos en Cuba, entre los que se incluyen 13 mujeres, el general Castro explicó que saldrán "bajo la condición previa de que los gobiernos de sus naciones de origen acepten su repatriación".
En el marco de la visita del papa
"Por los canales diplomáticos se hará llegar próximamente la información requerida a dichos gobiernos", añadió.
En ese sentido, resaltó que "de manera sistemática" y "en cifras anuales superiores a las comprendidas en este indulto" el Tribunal Supremo, la Fiscalía General y los órganos especializados del Ministerio del Interior en Cuba "evalúan y disponen la excarcelación anticipada de sancionados" según las leyes vigentes.
El presidente sostuvo que en esta ocasión también se sumaron "múltiples solicitudes" de familiares y de diversas instituciones religiosas como el Consejo de Iglesias de Cuba y la Conferencia de Obispos Católicos de la isla.
Además, dijo que se tuvo en cuenta la anunciada visita a la isla del papa Benedicto XVI en marzo próximo y la celebración en 2012 del 400 aniversario del hallazgo de la Virgen de la Caridad del Cobre, patrona de Cuba.
La medida, que se implementará en "los próximos días", constituye el mayor indulto realizado por el Gobierno desde 1978, cuando indultaron a 3,600 presos politicos, tras tres dias de negociaciones con gente en el exilio y el gobierno del estadounidense Jimmy Carter.
También en 1998 fueron liberados más de 200 presos a raíz de la visita del Papa Juan Pablo II a la isla.
En abril de 2008 Raúl Castro anunció la conmutación de la pena de muerte de varios presos comunes que fue sustituida por penas de cadena perpetua o de 30 años, en consonancia con una política aplicada desde 2000 e interrumpida en 2003, cuando se ejecutó a tres secuestradores.
Entre julio de 2010 y principios de este año el régimen cubano abrió un proceso de excarcelaciones de presos políticos que contó con la mediación de la Iglesia Católica de la isla y el Gobierno de España, y supuso la liberación de 126 personas.
Deploran que no se haya incluido a Alan Gross
El Gobierno de Estados Unidos señaló que está "profundamente decepcionado" por la no inclusión del contratista estadounidense Alan Gross, preso en La Habana, en la lista de 86 extranjeros que serán liberados próximamente por el Gobierno de Cuba.
"Deploramos el hecho de que el Gobierno cubano haya decidido no tomar esta oportunidad para ampliar la liberación humanitaria al señor Gross en esta época navideña", dijo el portavoz adjunto del Departamento de Estado de EU, Mark Toner, en un comunicado.
Toner hizo hincapié en la "deteriorada salud" de Gross, condenado a 15 años de prisión en Cuba, y pidió al Gobierno cubano que ponga fin a la "difícil situación" que desde hace tiempo vive la familia del contratista.
"Seguimos pidiendo a las autoridades cubanas que liberen a Alan Gross y lo devuelvan a su familia", concluyó el portavoz.
La familia de Alan Gross, preso en La Habana, dijo estar devastada tras conocer que el contratista estadounidense no está incluido en la lista de los 86 extranjeros que serán liberados próximamente por el Gobierno de Cuba.
Saber que las autoridades cubanas "han dejado pasar una vez más la oportunidad de liberar a Alan por razones humanitarias es devastador. Nuestra familia tiene el corazón roto", expresó Judy Gross, la esposa del contratista, en un comunicado enviado a varios medios, entre ellos Efe.
Judy hizo hincapié en que su marido, de 62 años y condenado a 15 años de prisión en Cuba, "ha perdido 45 kilos en cautiverio, está cada vez más débil mentalmente y deprimido, y está perdiendo toda esperanza de volver a ver a su madre".
También expresó su miedo al "impacto" que pueda tener tanto en Alan como en su madre la noticia de que no está en la lista de excarcelados.
"Vuelvo a pedir al presidente (cubano), Raúl Castro, que muestre compasión por la situación de nuestra familia y libere a Alan", clamó Judy.
©EFE
Commentarios