Crece presión para que revoquen ley migratoria de Alabama

Univision.com* | Nov 17, 2011 | 4:05 PM

Celebrarán audiencia especial del Congreso el lunes en Birmingham

SELMA, Alabama – Una delegación del Congreso encabezada por la bancada de legisladores latinos, afroamericanos y progresistas celebrará el próximo lunes una audiencia especial de campo en Birmingham, Alabama, para escuchar de primera mano los efectos de la ley HB56 no sólo sobre la comunidad inmigrante de este estado, sino sobre la economía y otros rubros mientras se intensifican los esfuerzos para revocar la normativa.
El mismo lunes, de hecho, arranca la campaña “Una Familia, Una Alabama” con el objetivo de lograr la derogación de la HB56.
“Hemos visto la aprobación de leyes antiinmigrantes en otros estados, pero en Alabama ha generado algo único. El miedo y el caos sobre una comunidad latina e inmigrante, pequeña y no muy establecida, ha sido profundo. La sensación de peligro y desesperación es palpable quizá debido a la historia de Alabama de perros, mangueras y bombazos (en la era de la lucha por los derechos civiles). Pero esa misma historia también me da esperanza de que la lucha por la justicia y por los derechos civiles básicos sigue viva en Alabama”, declaró el congresista demócrata de Illinois, Luis Gutiérrez, en un evento en Washington DC, previo a la visita legislativa del lunes.
Gutiérrez, quien encabeza el grupo especial sobre Inmigración de la bancada latina del Congreso, viajó en octubre a Alabama para conversar con los afectados por la HB56 y entonces prometió que retornaría con compañeros legisladores federales para evidenciar que no es sólo un asunto que compete a la comunidad inmigrante sino a todos.
Clima de miedo
Los efectos de la normativa no sólo lo sienten los inmigrantes que han abandonado el estado o que han quedado aquí marginados y viviendo en constante temor, sino sus hijos ciudadanos, los residentes legales o ciudadanos que puedan ser víctimas de perfil racial y discriminación, la economía que ha dejado de percibir clientes y mano de obra, la salud pública ante el temor que personas dejen de buscar servicios médicos generando problemas de salubridad que afecten al resto de la población, y la propia seguridad pública ante personas que por temor dejen de reportar si son víctimas o testigos de delitos.
La audiencia especial se conduce el próximo lunes 21 de noviembre en el concejo de la ciudad de Birmingham y entre los participantes figuran los demócratas Gutiérrez (Illinois), Charlie González (Texas), presidente de la bancada latina del Congreso, Yvette D. Clarke (Nueva YorkY), secretaria de la bancada afroamericana del Congreso, Raúl Grijalva (Arizona), vicepresidente de la bancada progresista del Congreso, Zoe Lofgren (Ccalifornia), la demócrata de mayor rango en el subcomité cameral de Inmigración, así como los congresistas Joe Baca (California), Silvestre Reyes (Texas), Al Green (Texas) y Terri Sewell (Alabama). La visita del lunes culminará con un evento en la histórica Iglesia Bautista de la Calle 16 en Birmingham, organizado por la Coalición de Alabama de Justicia para los Inmigrantes (ACIJ), para arrancar la campaña "Una Familia, Una Alabama" en pos de la revocación de la HB 56. Crece el apoyo
El común denominador de quienes buscan la anulación de la medida es también evidenciar que se cuenta con el apoyo de grupos como los afroamericanos, veteranos en la lucha por los derechos civiles en Alabama y en el Sur del país. Como parte de ese esfuerzo y de la caminata que dos locutores radiales de La Jefa, en Alabama, conducen hace 12 días por la llamada "Ruta 56" para atraer atención al impacto de la HB56, el miércoles la escala los llevó a Selma, Alabama, uno de los epicentros de la lucha por los derechos civiles en el Siglo 20.
En un acto cargado de simbolismo, cruzaron, junto a líderes afroamericanos ancianos, el puente Edmund Pettus, escenario el 7 de marzo de 1965 del llamado Domingo Sangriento, cuando la policía estatal agredió a manifestantes que marchaban hacia la capital Montgomery en medio de la batalla por los derechos civiles.
"Cuando marchemos a través de este histórico puente será un acto de simbolismo en la marcha hacia el éxito" en la lucha contra la HB56, indicó Anthony "Allan" Johnson, director de relaciones comunitarias del capítulo de Birmingham de la Asociación Nacional para el Avance de la Gente de Color (NAACP).
"La ley HB 56 no respeta colores ni razas. Ataca al estado de Alabama", indicó, por su parte, José Antonio Castro, locutor  de La Jefa quien ha encabezado la caminata que culmina el sábado con una manifestación en la capital estatal Montgomery.
Tributo con sangre
Una inmigrante indocumentada, de los varios que cruzaron el puente Edmund Pettus, tomó fotos de su hijita ciudadana frente a las placas que honran a los líderes afroamericanos de las marchas de Selma a Montgomery en 1965.
Dijo que era importante hacer la caminata y cruzar el histórico puente para rendir tributo a quienes dieron su sangre y sus vidas por los derechos civiles en Alabama y en el Sur, y para ilustrar que ahora, para los inmigrantes, esa lucha continúa.
“Nosotros (los inmigrantes) queremos ser libres  y quiero que mi hija, que es ciudadana, pueda hacer realidad todos sus sueños sin leyes injustas que vayan a impedírselo”, indicó.
Un puertorriqueño vino desde Georgia a apoyar a los inmigrantes en la simbólica caminata a través del puente Edmund Pettus. “Es importante, como hispano y como ciudadano, estar aquí para apoyarlos. Lo que está ocurriendo aquí es injusto e inmoral”.
Maribel Hastings es asesora ejecutiva de America’s Voice
©Univision.com*
Comentarios