Aumentaron los delitos de odio; latinos son los más afectados por prejuicio étnico

Notimex | Nov 14, 2011 | 4:08 PM

Blanco de los prejuicios

WASHINGTON, DC - Los delitos por odio en Estados Unidos aumentaron en 2010 en relación con el año previo y las personas de origen hispano encabezan las ofensas delictivas por prejuicio basado en la etnicidad, informó hoy el FBI.
En su informe anual de Delitos de Odio, la Oficina Federal de Investigaciones (FBI) señaló que en 2010 se reportaron 6,628 incidentes que involucraron a un total de 8,208 víctimas, un aumento en relación con las cifras de 2008.
Por comparación, el total de incidentes registrados en 2009 fueron 6,598 con un total de 8,336 víctimas.
Los delitos de odio reportados por más de 2,000 agencias policiales de Estados Unidos involucraron un 47.3 por ciento de delitos motivados por prejuicio racial que se mantuvieron como los de mayor incidencia y un 20 por ciento por prejuicio religioso.
Según el informe, el 19.3 por ciento fueron motivados por sesgo a la orientación sexual, mientras un 12.8 por ciento por prejuicio a la etnicidad y el origen nacional, mientras el 0.6 por ciento son originados por recelos a la discapacidad física.
Las ofensas raciales fueron las más numerosas, con un total de 3,949 víctimas, un 70.1 por ciento de las cuales fueron contra afroamericanos, un ligero decremento en relación con el 71.5 por ciento de 2009.
Un total de 17.6 por ciento de los casos fueron contra anglosajones en comparación con el 16.5 por ciento el año precedente, el 5.1 por ciento contra asiáticos, en comparación con el 3.7 por ciento del reporte anterior y 1.1 por ciento contra indios americanos.
Los hispanos no están considerados en la categoría racial, sino en la étnica, toda vez que los latinos pueden ser lo mismo caucásicos, mestizos o de ascendencia negra o asiática.
Las víctimas por origen étnico sumaron 1,122 en 2010 –un aumento frente a las 1,109 registradas en 2009- la mayor proporción, un 66.57 por ciento, fueron contra hispanos, en tanto en 2009 la proporción fue del 62.4 por ciento. El resto de las víctimas fueron de etnicidades diferentes.
En 2009, el presidente Barack Obama suscribió la Ley de Prevención de Delitos de Odio Matthew Shepard y James Byrd, Jr., que ha sido aplaudida por activistas como un herramienta más apropiada para llevar justicia a las víctimas de delitos por odio.
Bajo la nueva legislación, el Departamento de Justicia puede investigar ese tipo de delitos y tiene jurisdicción para procesar casos cuando las leyes locales o estatales son inadecuadas o las autoridades locales no quieren actuar.
Las estadísticas del FBI muestran que los ataques en contra de los latinos aumentaron en un 40 por ciento del año 2003 a 2007.
Lo extraño es que el propio departamento de Justicia había señalado hace un par de meses que el número de delitos de carácter violento en EU había bajado.
El número de delitos violentos en Estados Unidos se redujo en un sorprendente 12% el año pasado, un descenso mayor del que el país ha tenido en promedio desde 2001, dijo el Departamento de Justicia, según informó la agencia AP.
La Oficina de Estadísticas de Justicia informó que ocurrieron 3.8 millones de delitos violentos el año pasado, un descenso con respecto a los 4.3 millones en 2009, de acuerdo a la agencia AP.
Los expertos no están seguros de la razón. La expectativa era que los delitos aumentarían en medio de una economía débil con altos índices de desempleo, como aconteció en 2010.
©Notimex
Commentarios