Blog: La Aspiración y la Preparación

Univision.com | Aug 30, 2011 | 1:01 PM

Aspiraciones acompañadas de una sólida preparación pre-universitaria

Hace poco escribí sobre la importancia de cultivar las aspiraciones universitarias entre jóvenes de escasos recursos económicos y aquellos que, como los latinos, están sub-representados en las instituciones de educación post-secundaria.  Hoy escribo para enfatizar que esas aspiraciones deben estar acompañadas de una sólida preparación pre-universitaria. 
Un informe publicado recientemente revela que 89 por ciento de todos los estudiantes que toman el examen de admisión universitaria administrado por ACT tienen intención de continuar estudios post-secundarios. La proporción de latinos que expresan aspiraciones universitarias es 78 por ciento, mientras que la de los afroamericanos es 80 por ciento.  
Estos datos indican que cada vez más, nuestros jóvenes reconocen que las destrezas y credenciales post-secundarias aumentan sus oportunidades de empleo, su calidad de vida, y su ingreso potencial. Y en respuesta a este reconocimiento, indican que quieren ir a la universidad.
Pero "querer" no es suficiente.  Para hacer realidad sus sueños, nuestros chicos necesitan una preparación adecuada para el trabajo universitario. 
Y lo datos sobre preparación contenidos en el informe de ACT no son tan esperanzadores como los de aspiraciones.  Solamente 25 por ciento de los estudiantes que tomaron la prueba alcanzaron las marcas establecidas de preparación en las cuatro materias medidas:  Inglés, lectura, matemáticas y ciencias.  Los números para los jóvenes hispanos y afroamericanos fueron aún más bajos: 11 y 4 por ciento, respectivamente.
Pero no todo está perdido. Más de la mitad de los estudiantes hispanos lograron alcanzar el indicador de preparación del ACT para al menos una materia.  Jon Erickson, presidente interino de la División de Educación del ACT dice que son buenas noticias, especialmente si tomamos en cuenta que el número de estudiantes hispanos tomando el examen se ha duplicado en los últimos cuatro años: “Las cosas se están moviendo en la dirección correcta...pero demasiados estudiantes se nos están quedando atrás.”
----
Pulse aquí para leer más sobre los estudios del ACT en inglés o en español. ¡Y comparta sus historias, ideas y preguntas con nosotros en los comentarios! Puede visitar mi blog en http://cerrandobrechasblog.org, o escribirme a rima@edtrust.org.

El examen ACT

¿Qué puede hacer usted para ayudar a sus hijos a prepararse para la universidad? Visite el consejero o consejera de la escuela y planifique una secuencia de cursos lo más rigurosos posible.  El estudio del ACT muestra que completar ciertas secuencias de cursos en materias críticas, especialmente matemáticas, aumenta por mucho la probabilidad de alcanzar  el estándar de preparación para la universidad.
Estas secuencias de cursos que predicen mayor preparación consisten de un mínimo de cuatro años de inglés y tres de matemáticas, ciencias naturales y ciencias sociales.
Tomemos matemáticas, por ejemplo. Idealmente, un estudiante toma álgebra I en escuela intermedia, de modo que una secuencia preparatoria en la escuela superior podría incluir geometría, álgebra II, pre-cálculo y cálculo.  Mejor aún, algunos o todos esos cursos podrían ser intensificados, “honors” or AP. 
Ahora bien, si su hijo no toma álgebra I en escuela intermedia, de todos modos puede completar una secuencia preparatoria de cursos.  Tomando, por ejemplo, álgebra I en noveno grado, geometría en décimo, álgebra II en grado once y precálculo en el doce.  Incluso podría usar estrategias como cursos de verano para maximizar su preparación.  La consejera de la escuela  puede ayudarlos a usted y a su hijo a planificar una secuencia rigurosa de cursos.
Recuerde que los requisitos de graduación estatales por lo general están por debajo de estas recomendaciones, de modo que motive a su hijo a exceder esos requisitos. 
¿Y si su hijo es parte de ese 11 por ciento que no quiere ir a la universidad? El consejo es el mismo.  De todos modos tiene sentido que se prepare bien y tome las secuencias que describimos arriba: Cuatro años de inglés, tres de ciencias, tres de matemáticas como mínimo, con cursos lo más avanzados que pueda tomar.  Un currículo riguroso lo prepara mejor para el mundo del trabajo y de paso, mantiene abierta la posibilidad de seguir estudiando en el futuro. 
Si queremos que nuestros hijos terminen la escuela listos para la universidad y la carrera, necesitamos alimentar sus aspiraciones universitarias, a la vez que los ayudamos a prepararse académicamente para hacer de esas aspiraciones, una realidad.
©Univision.com
Commentarios

Presentado por

Encuéntranos en