Periodistas de México exigen un alto a agresiones del crimen

AFP | Aug 07, 2010 | 7:29 PM

Marcharon en varios puntos

MÉXICO - Cientos de periodistas mexicanos se manifestaron este sábado en Ciudad de México y otras localidades para exigir el cese a las agresiones a la prensa, la impunidad y la indiferencia de autoridades ante la muerte de más de 60 comunicadores en una década, muchos de ellos a manos del narcotráfico.
'Los queremos vivos'
Bajo el lema "Los queremos vivos" y con imágenes de 64 periodistas asesinados en la última década, según cifras de la estatal Comisión de Derechos Humanos, cientos de comunicadores marcharon durante más de dos horas por las calles de la capital con el silencio como forma de protesta.
"No venimos aquí a tumbar puertas, no venimos a entregar cartas ni a buscar funcionarios, venimos a exigir justicia por nuestros compañeros asesinados y desaparecidos. ¡Ni uno más!", dijo ante el ministerio de Gobernación Elia Baltazar, de Periodistas de a pie, una de las convocantes de la marcha.
Esta manifestación fue detonada por el secuestro de cuatro comunicadores a manos del narcotráfico el 26 de julio en Durango (norte) y es la primera que realizan en contra de la violencia los periodistas mexicanos, poco organizados y no afectos a movilizarse.
"Hasta ahora, los periodistas han transitado en silencio estos años de violencia, pero hoy decimos ¡basta!", señalaron en un comunicado los organizadores de la manifestación, que se concretó en las redes sociales de internet ante la virtual ausencia de organizaciones de periodistas.
Presión del narco
"Reporteros, camarógrafos y reporteros gráficos somos el eslabón más débil en la industria de la comunicación: es a nosotros a quienes agreden físicamente, a quienes amenazan, a quienes secuestran, a quienes asesinan, a quienes acosan", añadió el comunicado.
En la espiral de violencia ligada al narcotráfico que sacude a México y que ha dejado más de 28,000 muertos desde diciembre de 2006, los periodistas, principalmente en el norte del país, son también blanco del crimen organizado y tan sólo en 2010 han sido asesinado al menos nueve comunicadores y 11 están desaparecidos.
"Es el colmo que secuestren a compañeros, que utilicen armas de grueso calibre contra cámaras fotográficas, plumas y libretas y los obliguen a decir lo que el narcotráfico quiere", comentó un periodista con 35 años de experiencia y que prefirió omitir su nombre.
En ciudades de los estados de Oaxaca, Chiapas (sureste), Michoacán (oeste) Baja California (noroeste), Chihuahua (norte) y Tamaulipas (noreste), entre otros, también se realizaron manifestaciones de cientos de periodistas
Un primer paso
"Esta protesta la organizamos la 'tropa', los periodistas de la calle, no son los grandes medios los que convocan", dijo a la AFP vía telefónica Jesús Vega, de la Asociación de Periodistas de Ciudad Juárez, la localidad más violenta de México y donde los comunicadores trabajan incluso con chaleco antibalas.
Vega rechazó las críticas de algunos columnistas que consideran que la medida es producto de una "manipulación" de las grandes cadenas de televisión.
"No es la protesta por la protesta. Es un primer paso para organizarnos y que debe conducir a la adopción de mecanismos de protección y de garantías para los reporteros con la participación de los medios y el Estado, en un espíritu de colaboración y no de confrontación", añadió.
El caso de los cuatro comunicadores secuestrados a fines de julio --dos de ellos liberados por los captores y los otros dos en un operativo federal-- fue inédito ya que se trató de periodistas de cadenas nacionales, como Televisa y Milenio, ya que el crimen organizado estableció comunicación para exigir la difusión de unos videos a cambio de la liberación.
©AFP
Commentarios