Miguel Angel Moratinos pidió comprensión a los ex reos cubanos que llegaron a España

EFE | Jul 17, 2010 | 2:09 PM

Las criticas

MADRID - El ministro español de Asuntos Exteriores, Miguel Ángel Moratinos, pidió hoy "comprensión" a los ex presos cubanos llegados a España ante sus quejas por la indefinición legal en el que están, y les garantizó que tendrán el "mejor estatus" sin ver cerrada la puerta a que vuelvan a la isla.En unas declaraciones a los periodistas al término de la reunión informal de ministros de Exteriores de la Organización para la Seguridad y Cooperación en Europa (OSCE), celebrada en Alma Atá, en Kazajistán, Moratinos reiteró el compromiso de España para ayudar a los excarcelados cubanos.
El jefe de la diplomacia española respondió así a las críticas hechas por algunos de los once disidentes acogidos en Madrid desde el pasado martes.Estos excarcelados han denunciado esta semana que se encuentran en un "limbo jurídico" y que no se sienten "libres" para decidir su propio futuro, y se quejan de que se les pretende imponer el estatus de inmigrante y distribuirlos entre varias ciudades española.Decisión "voluntaria"Moratinos les recordó que vinieron de forma "voluntaria" a España, después de ser liberados por el régimen castrista, y que la intención es darles todas las facilidades posibles para que decidan dónde quieren quedarse.En su opinión, acoger a estos once presos, a otros nueve que llegarán el próximo martes y a todos sus familiares, lo que suman 135 personas, pone de relieve la "generosidad" de su Ejecutivo y de los españoles.
"Pido un poco de comprensión, ya no pido gratitud, pero un poco de comprensión por parte de aquellos que han recibido el compromiso de este Gobierno y de toda la sociedad española de ayudarles en esta última etapa", ha subrayado.También destacó la importancia de que estén en libertad, aunque fuera de Cuba, y de que todos los prisioneros de conciencia que hay en la isla seguirán el mismo camino.Aunque hizo hincapié en que "el abanico de ayuda, colaboración, asistencia, derechos y garantías es plena", dijo que respeta sus protestas."Son libres de expresar sus posiciones políticas, de criticar al Gobierno y su política y de expresar su sentimiento. Todo lo comprendemos y lo aceptamos", declaró al afirmar que la opinión pública española tiene que comprender lo que ha hecho el Gobierno español.

Estatus en suspenso

"¿Se está mejor con presos políticos en la cárcel o sin presos políticos? ¿Se está mejor liberando presos políticos o no liberando presos?", preguntó.A continuación, Moratinos quiso aclarar el estatus que a todos ellos se les ha propuesto.Si bien en un principio el Gobierno español anunció que se les ofrecería la condición de inmigrantes, Moratinos precisó que la intención es que se acojan a la figura de la "protección internacional asistida".Esta figura, recogida en la Ley de Asilo aprobada el pasado año, es el "mejor elemento normativo de protección", según Moratinos, al permitirles tener tarjeta de residencia y trabajo y participar en actividades políticas, aspectos que no gozarían si solicitan ser refugiados políticos.También podrían regresar a Cuba cuando lo quisiesen, aunque con previa autorización del régimen castrista, "como hacen todos los cubanos que emigran de su país".Gozan de "libertad""Es la única limitación, pero no supone que no se lo otorguen (el permiso)", matizó Moratinos, quien recordó que en el caso de los familiares, no tendrían necesidad de contar con esta autorización y podrían entrar y salir de Cuba "cuantas veces quieran".Los presos excarcelados aseguraron esta semana que la solicitud de este permiso es "inaceptable", puesto que si realmente son libres, no deberían tener problemas para volver a su patria.Moratinos subrayó además que los disidentes podrán trabajar y el Gobierno les seguirá prestando toda su atención para resolver sus problemas. "Estamos a su servicio", apostilló.Aun así, el ministro reiteró que "pueden hacer lo que consideren oportuno"."Ellos son libres de hacer, de acompañar, de irse, de buscar otro país donde se les acoja mejor, no tenemos ninguna dificultad", resumió.Preguntado si se está molesto o desanimado por cómo los excarcelados han reaccionado a su acogida en España, afirmó: "No me siento decepcionado. Tengo plena satisfacción de haber contribuido junto a otros a la liberación de todos ellos. A partir de ahí, estoy muy satisfecho".
©EFE
Commentarios