Miles de sirios huyen a países vecinos para escapar de la represión

Univision.com y Agencias | Jun 14, 2011 | 8:11 AM

Un coronel desertor confirma las defecciones en el ejército

NUEVA YORK - Más de 10 mil sirios huyeron a países fronterizos para escapar de la brutal represión del gobierno contra las protestas, dijo el lunes la Organización de Naciones Unidas (ONU).
Unas 5 mil personas se encuentran en Líbano y al menos 5 mil más en Turquía, informó la vocera de asuntos humanitarios de la ONU, Stephanie Bunker. La agencia de noticias turca Anatolia estimó el lunes que más de 6,800 sirios han cruzado hacia Turquía.
La coordinadora de servicios de emergencia de Naciones Unidas, Valerie Amos, elogió los esfuerzos de los países vecinos de Siria por la ayuda prestada ante la situación.
"Felicito a los estados vecinos por mantener sus fronteras abiertas y aprecio mucho la asistencia que han prestado", dijo Amos en un comunicado en el que afirma que "se habla de 1.200 muertos" por el conflicto, a los que se suman miles de desplazados.
Amos exhortó nuevamente al gobierno sirio a permitir que una misión humanitaria de la ONU ingrese al país para hacer una evaluación correcta.
El gobierno del presidente Bashad al Asad impidió la entrada de ayuda humanitaria de Naciones Unidas a las ciudades afectadas y bloqueó el ingreso al país de un grupo de investigación de derechos humanos.
Huyen de represión militar
Centenares de sirios cruzaron la frontera el lunes hacia campamentos de refugiados en Turquía para huir de la represión militar en una ciudad del norte del país que amenazaba con salirse del control del gobierno.
Las tropas, dirigidas por el hermano del presidente Bashar Assad, recuperaron el domingo el control de Jisr al-Shughour, donde se apostaron respaldadas por tanques y helicópteros de combate después que la ciudad fue bombardeada, pero sus residentes seguían asustados.
El ministerio de Relaciones Exteriores de Turquía dijo el lunes que cientos de sirios han cruzado la frontera desde el domingo.
Turquía ha dado refugio a más de 6 mil sirios que huyeron de su país, casi todos ellos en los últimos días provenientes de la provincia de Idlib.
Serias acusaciones
El primer ministro de Turquía ha acusado de "salvajismo" al régimen de Assad, pero agregó que se pondría en contacto con el presidente sirio para ayudar a resolver la crisis.
El asalto militar a Jisr al-Shughour fue el más grave desde mediados de marzo, cuando comenzó la revuelta contra el régimen de Assad.
El gobierno sirio ha hecho algunas concesiones, pero miles de personas que se han manifestado contra su gobierno _inspirados por levantamientos populares en Túnez, Egipto y otros lugares_ dicen que no se detendrán hasta que Assad abandone el poder.
También el lunes, Siria prohibió viajar al extranjero a un primo del presidente Assad, un anuncio que pareció ser un intento del gobierno por demostrar que realmente pretende investigar el derramamiento de sangre.
La agencia de noticias del gobierno, SANA, dijo que la prohibición fue impuesta al general de brigada Atef Najib, quien dirige el departamento de Seguridad en la provincia sureña de Dará. El levantamiento allí comenzó a mediados de marzo después del arresto de 15 adolescentes que pintaban grafitos en contra del gobierno.
El juez Mohamed Deeb al-Muqatran, del Comité Judicial Especial, dijo que la prohibición de viaje sólo es una medida preventiva con el fin de que Najib se encuentre disponible para ser interrogado.
"Nadie cuenta con inmunidad, sin importar de quién se trate", dijo Al-Muqatran citado por SANA.
Ejército dividido
Un coronel sirio desertor confirmó a la AFP las defecciones en el ejército y aseguró haber protegido a los habitantes de Jisr al Shughur cuando las tropas sirias asaltaron el domingo esta ciudad al noroeste del país.
"En Jisr al Shughur el ejército sirio avanzaba con las unidades de infantería delante y los tanques detrás. Traté de proteger a los civiles", declaró a la AFP el coronel Husein Harmush, refugiado desde el jueves en la frontera turca, cerca de la localidad de Güveççi.
"Conmigo, hubo grupos (de soldados) que desertaron", continuó el oficial. "No disponíamos nada más que de armas ligeras y minas. Pusimos trampas al ejército sirio para retrasarlo y permitir a los civiles que huyeran y abandonaran la ciudad", agregó.
Varios testimonios habían ya informado de enfrentamientos entre diferentes facciones del ejército en esta ciudad de 50.000 habitantes, sometida a una fuerte represión desde hace algunos días.
Tanques disidentes
Uno de estos testimonios informó de combates entre cuatro tanques disidentes y el resto de las tropas leales al régimen del presidente Bashar al Asad.
El oficial, ahora vestido de civil pero que se identificó presentando su tarjeta de identidad militar, afirmó que aprovechando un permiso huyó el jueves de Damasco en dirección a la frontera turca, donde se ha instalado con su familia.
Este militar aseguró que abandonó el ejército por los "ataques contra civiles inocentes" y se mostró convencido de que a todas las ciudades a las que fue enviado para sofocar protestas contra el régimen, los manifestantes estaban desarmados.
"El ejército ha recibido orden de impedir a cualquier precio las manifestaciones y de hacer callar a la gente. Nos ordenaron disparar contra la gente si las manifestaciones continuaban", explicó.
"No acepté las órdenes", dijo el coronel, relatando lo que sí hicieron otros soldados. "He visto tanques disparar contra ciudades, he visto tirar a la artillería, helicópteros disparar con armas automáticas", explicó.
Más abandonos
Harmush dice que otros oficiales se han puesto en contacto con él y que espera que también abandonen el ejército, aunque es una decisión difícil. "Numerosos oficiales y soldados quieren desertar, pero no lo hacen por miedo a que los maten, a ellos o a sus familias", insistió.
"Un agente de los servicios secretos recibió la orden de matar a civiles y no lo hizo. Su esposa fue violada", denunció el militar.
El coronel Harmush confirmó también que junto a las tropas sirias están actuando soldados iraníes y milicianos del grupo armado libanés Hezbolá. "Les he visto en acción. He visto francotiradores iraníes y de Hezbolá que disparaban contra la muchedumbre" en Damasco.
©Univision.com y Agencias
Commentarios