La población latina musulmana en Estados Unidos sigue creciendo

Univision.com | Jun 18, 2009 | 11:01 AM

Equilibrio cultural

Si bien el islam es la religión en Estados Unidos que crece con más rapidez, la mayoría de la gente todavía desconoce sus principios básicos.Esto se refleja aún más en la comunidad hispana, pese a que existe un interesante fenómeno de conversión, especialmente entre las mujeres latinas.Cada año, más personas latinas encuentran una nueva casa espiritual entre la comunidad musulmana. Se sienten atraídas al islam por razones variadas, incluyendo los valores tradicionales, el activismo social y, para las mujeres, su experiencia liberadora.
En algunos casos, el cambio hacia el islam ha generado resistencia, especialmente en las familias católicas de la persona convertida. No obstante, muchas hispanas musulmanas en Estados Unidos han encontrado un equilibrio entre la cultura latina y su nueva identidad religiosa.
Según varios informes del año pasado, en Estados Unidos existen entre 75,000 y 200,000 personas hispanas musulmanas, lo que representa un incremento del 88 por ciento desde 1997.El mayor crecimiento está ocurriendo en el estado de Florida y en centros urbanos como Nueva York y Chicago, además de estados fronterizos como California y Texas. Un informe del St. Petersburg Times arrojó que la composición de la comunidad hispana musulmana en Estados Unidos es un 60 por ciento femenina y un 40 por ciento masculina.El islam parece muy atractivo a las mujeres hispanas por razones bastante foráneas a la mayoría de la gente del mundo occidental.  La religión musulmana, con su código de vestido conservador y tradicional a los ojos occidentales, provee –llamativamente-una experiencia liberadora para las mujeres latinas, quienes se sienten distintas al resto y libres de usar ese tipo de vestimenta.

Cinco veces al día

Es sabido que la cultura latina pone énfasis en la belleza externa y el cuerpo, especialmente entre las mujeres.Por lo tanto, el islam les ofrece un camino de escape a la cultura del 'machismo', que domina  el espectro social del mundo latino.Las mujeres hispanas que visten un 'hijab' sobre la cabeza, son menos vulnerables a las insinuaciones de tono sexual, y se sienten más protegidas, según se señaló en un artículo del Colombia News Service. Las comunidades musulmanes en Estados Unidos se destacan por su involucramiento social en su entorno inmediato.  Por eso, trabajan a destajo en los barrios más carenciados para minimizar la pobreza, la prostitución y el consumo de drogas, entre otros males sociales.  Para el hispano que ha sufrido algunos de dichos problemas, la fe del islam le parecerá como una solución.  Los latinos encuentran una estabilidad económica y social con la religión musulmana, además de un retorno a los valores tradicionales. La mayoría de los hispanos se involucra en una forma del islam más progresista y menos patriarcal. La mayoría de las personas hispanas se convierte al islam desde el catolicismo.  Dichos conversos descubren una conexión más directa con el poder divino ya que como un musulmán, pueden rezar directamente a Alá sin tener como intercesores a la Virgen María, a Jesús o el Espíritu Santo. Según un análisis del sitio web de ABC, muchas personas hispanas encuentran en el patrimonio islámico de España una de las razones para su conversión. El imperio musulmán o “Moorish” gobernó la región de Andalucía, España, desde el año 711 hasta 1492.  Luego, los conquistadores trajeron la cultura musulmana a América Latina que dejó huellas hasta en el idioma; como por ejemplo la palabra 'ojalá,' que significa 'si Dios quiere', y que proviene de la palabra 'Alá,' el nombre de Dios en el islam.

Raíces españolas

Pese a la estrecha relación entre las culturas hispanas y musulmanas durante siglos, recién en  los años 60 y 70 esta simbiosis cobró vida en Estados Unidos, como resultado de la ”movida” afroamericana musulmana que por entonces generó mucha atención y popularidad. En tiempos recientes, numerosos latinos se convirtieron a la religión musulmana después de los ataques terroristas del 11 de septiembre de 2001, cuando el islam estuvo en el centro de atención de la prensa nacional y mundial. El clima anti-musulmán desarrollado tras S-11 fomentó la resistencia a los conversos, especialmente los latinos, quienes fueron blanco de cuestionamientos por parte de sus familia y amistades. La mayoría de los hispanos convertidos proviene de familias católicas, por lo que el islam les parece tan foráneo como peligroso. Para el entorno familiar hispano es sumamente difícil comprender las razones por las cuales un miembro llegue a rechazar las costumbres típicas de la cultura occidental, como por ejemplo, el renunciar al consumo del  cerdo, el alcohol y a salir con personas del sexo opuesto. La persona musulmana debe rezar cinco veces al día y participar del Ramadán, donde ayuna durante un mes. A veces, estas diferencias religiosas causan problemas e impiden la comunicación entre el converso y su familia. No obstante, la cultura latina y la musulmana mantienen similitudes que ayudan a minimizar estas rispideces familiares. Las dos se enfocan fuertemente en la preservación de la religión y la familia.  A medida que crezca la comunidad musulmana en Estados Unidos en los próximos años, también crecerá la población hispana. Todo indica que ambas culturas continuarían adaptándose para conformar una religión con una base en el islam, pero con un sabor claramente latino.
©Univision.com
Commentarios