Pedofilia en la Iglesia: el Papa en el centro de la polémica

AFP | Mar 27, 2010 | 6:18 PM

¿No está debilitado?

CIUDAD DEL VATICANO - Considerado por unos como "el mayor pecador de la Iglesia" y por otros como precursor en la denuncia de los escándalos de pedofilia, el papa Benedicto XVI continuaba el sábado en el centro de la polémica, acusado de haber hecho la vista gorda ante los abusos sexuales cometidos por los sacerdotes.
El portavoz del Vaticano, el padre Federico Lombardi, defendió que los ataques lanzados por la prensa contra Benedicto XVI por su gestión de los escándalos de pedofilia en el seno de la Iglesia católica no le han debilitado."Los recientes ataques mediáticos provocaron daños pero la autoridad del Papa y el compromiso de la Congregación por la Doctrina de la Fe contra los abusos sexuales a los menores no salen debilitados sino reforzados", afirmó Lombardi, citado por la prensa italiana.Benedicto XVI, que ya había sido criticado como líder de la Iglesia tras la publicación de informaciones sobre cientos de casos de pedofilia en el seno del clero encubiertos durante décadas por su jerarquía, se ve ahora atacado directamente. Según el diario New York Times, en 1996, cuando dirigía la Congregación por la Doctrina de la Fe, a cargo de los problemas de pedofilia en el clero, Joseph Ratzinger evitó sancionar a un religioso estadounidense acusado de repetidas violaciones a 200 niños sordos.Críticas no paran"¿Cómo han podido los católicos hacer esto?" ¿Cómo han podido los sacerdotes (pedófilos) continuar ejerciendo y celebrando la comunión?", se preguntaba el sábado el diario británico The Independent en un editorial.En España, un profesor de teología citado por El País, Juan José Tamayo, de la Universidad Carlos III de Madrid, se sorprendía de "la facilidad con la que, en el caso de la interrupción voluntaria del embarazo, la jerarquía eclesiástica establece la relación directa entre pecado y delito exigiendo las consiguientes sanciones penales para las mujeres y sus colaboradores, y (...) la dificultad a la hora de hacer lo mismo con los abusos sexuales cometidos por personas consagradas a Dios".Según un sondeo publicado en la revista alemana Stern, el 17 por ciento de los alemanes afirma confiar en la Iglesia católica (contra 29 por ciento a finales de enero) y 24 por ciento en el Papa (38 por ciento en enero).En algunos casos, el jucio es extremadamente severo. "El Papa es seguramente el mayor pecador de toda la Iglesia católica", consideraba un suizo citado por la Tribune de Ginebra.Pero también se alzaron muchas voces para "no cargar sobre el Papa todos los pecados de la tierra", como escribía el diario regional francés Republique du Centre.Toda una paradoja"Es la paradoja de Benedicto XVI, atacado en el exterior (de la Iglesia) por no haber actuado, y desde el interior por haber actuado demasiado", analizaba el italiano Corriere della Sera.Muchos católicos recuerdan todavía las duras palabras pronunciadas por Ratzinger pocas semanas antes de la muerte de su predecesor Juan Pablo II y de su ascenso al pontificado."Tantas mancillas en la Iglesia, y en particular entre los que, en el sacerdocio, deberían pertenecerle totalmente", lanzó en marzo de 2005. "A menudo, Señor, tu Iglesia nos parece una barca lista a hundirse, una barca que hace aguas por todos lados", agregó.Pensaba seguramente en todos los delitos graves que había debido instruir como prefecto de la Congregación por la Doctrina de la Fe. En ese cargo, fue artífice en 1981 de un decreto que exigía a los obispos que hiciesen llegar todas las informaciones al Vaticano y alejasen a los curas pedófilos de los niños.Benedicto XVI "fue el primero en sentir la necesidad de reglas nuevas, más severas" para combatir la pedofilia en el seno de la Iglesia, recuerda el cardenal alemán Walter Kasper, presidente del Consejo Pontificio para la Unidad de los Cristianos."Limpieza" sí, pero en Roma nadie cree en un "big bang", según la expresión del vaticanista Sandro Magister. "Tras cada polémica, algunos aprovechan para proponer una reforma total de la Iglesia, de su funcionamiento estructural", explicó a la AFP.
©AFP
Commentarios