Niña salvadoreña violada en México viajó a EU para reunirse con su madre

Univision.com y Agencias | May 18, 2011 | 3:44 PM

Su madre radica en Los Angeles

CIUDAD JUAREZ, México - Una niña salvadoreña de ocho años, violada por traficantes de personas cuando la llevaban clandestinamente hacia Estados Unidos, viajó a Los Angeles junto a su abuela tras recibir un permiso humanitario del gobierno de ese país, informó una ONG mexicana.
La menor fue rescatada por la policía la semana pasada de una casa donde los traficantes la tenían confinada, tras una denuncia de vecinos.
La abuela de la menor, de nacionalidad salvadoreña pero con residencia estadounidense, realizó un plantón la semana pasada frente a la sede de la gobernación del estado de Chihuahua para exigir que se le permitiera viajar a con su nieta a Los Ángeles, donde reside la madre.
"El permiso se obtuvo y la menor viajó", dijo a periodistas la activista Lucha Castro, de la organización Centro de Derechos Humanos de las Mujeres en Chihuahua.
Las autoridades de migración del estado dijeron que dos personas, ambas salvadoreñas, fueron detenidas señaladas de participación o complicidad con la violación.
La mamá de la menor había emigrado antes y había pagado a un grupo de polleros (traficantes) para que la llevaran a Estados Unidos "pero en el camino abusaron de ella en varias ocasiones", dijo un funcionario del Sistema Nacional de Integración Familiar (DIF).
Los riesgos de cruzar la frontera
Defensores de los inmigrantes, que celebraron la reunificación familiar, dijeron que el caso es un recordatorio trágico del peligro de pagar a los contrabandistas para ayudar a reunir una familia, un riesgo que numerosos indocumentados corren con la esperanza de ver a sus hijos de nuevo.
"Los padres deberían pensarlo dos veces -o más de dos veces- antes de hacer venir a un adulto, una mujer sola o un niño", dijo Jorge Mario Cabrera, vocero de la Coalición por los Derechos Humanitarios de los Inmigrantes de Los Angeles. "Las cosas están tan mal... que uno podría no volver a ver a su hijo".
Según la Comisión Nacional de Derechos Humanos, cerca de 500 mil personas tratan de cruzar cada año de manera ilegal el territorio mexicano para llegar a Estados Unidos, en medio de un clima cada vez más peligroso en el que enfrentan secuestros, abusos sexuales y hasta la muerte.
Amenazas en El Salvador
En este caso, los padres de la niña llegaron a Estados Unidos cuando su hija tenía dos años de edad, y la dejaron en la capital salvadoreña al cuidado de los abuelos maternos. La madre trabajaba en un restaurante y su padre en la construcción. Ambos enviaron dinero a San Salvador para apoyar a la menor.
Pero la familia fue amenazada por pandillas en El Salvador, dijo la abuela paterna, Ana Alicia Girón, de 63 años, durante una rueda de prensa en Los Angeles.
La madre de la niña decidió pagarle a contrabandistas para que le llevaran a su hija a Estados Unidos, señaló Domínguez. La menor viajó a través de México con los traficantes durante dos semanas en abril. En un descanso del viaje, la niña ingresó a unos sanitarios, donde le dijo a una mujer que había sido violada por tres hombres en el traslado de El Salvador a Estados Unidos.
Al proseguir el viaje en un autobús, las autoridades mexicanas lo pararon en la siguiente escala y se llevaron a la niña para protegerla. Las autoridades mexicanas de migración intentaron deportarla a El Salvador, pero sus parientes temían que los contrabandistas tomasen represalias y argumentaron que la niña estaría más segura en Estados Unidos.
"Si esta niña regresa a El Salvador, su vida corre peligro porque tuvo el valor de decir, 'fueron él y él y él'", dijo Domínguez.
Joven de 17 años, acusado de la violación
Cuando detuvieron el autobús, las autoridades mexicanas arrestaron a tres personas que viajaban con la niña. Dos fueron deportados a El Salvador. Un muchacho de 17 años fue acusado de la violación y está detenido en México, dijeron fiscales regionales.
Girón y una amiga de la familia viajaron a la ciudad de Chihuahua en el norte de México, donde las autoridades se negaron en un principio a entregarles a la menor por considerar que no podría entrar legalmente a Estados Unidos, dijo Domínguez.
Finalmente, las autoridades mexicanas le otorgaron una visa humanitaria la semana pasada, lo que allanó el camino para su partida luego de tres semanas al cuidado del gobierno.
"Yo estaba desesperada después de tantos días de estar ahí", dijo Girón.
Las autoridades salvadoreñas le pidieron a las mexicanas que le entregasen la niña a su abuela en lugar de repatriarla, informó el cónsul general de El Salvador en Los Angeles, Walter Durán.
La madre de la menor pagó $7 mil para que se la llevarán de contrabando a Estados Unidos, indicó Mónica Ayala, la amiga de la familia que acompañó a Girón a México. Ayala hizo la declaración en Chihuahua.
©Univision.com y Agencias
Commentarios