Dominique Strauss-Kahn, director del FMI, comparece por agresión sexual

Univision.com y Agencias | May 14, 2011 | 8:52 PM

Tiene tres acusaciones formales

NUEVA YORK - El director gerente del Fondo Monetario Internacional (FMI) y potencial candidato presidencial francés, Dominique Strauss-Kahn, está bajo custodia policial en Nueva York y a la espera de comparecer ante un juez tras ser acusado de intento de violación, acto sexual ilícito y detención ilegal.
Según sus abogados, Ben Brafman y William Taylor, el alto funcionario internacional se declarará no culpable de los cargos cuando comparezca ante un juez en una audiencia preliminar, algo que se espera que ocurra a lo largo de las próximas horas.
Una de las grandes incógnitas que se plantean en esa vista es si se le concederá la libertad bajo fianza, dado que fue detenido a bordo de un avión apenas minutos antes de despegar hacia París.
Su esposa, la periodista francesa de origen estadounidense Anne Sinclair, emitió un comunicado en el que subrayó su convencimiento de la inocencia de su esposo.
El 'número dos' tomó cargó en FMI
La noticia del arresto de Strauss-Kahn cayó como una bomba tanto en Francia, donde se daba como prácticamente segura su candidatura para las presidenciales del año próximo, como en la sede del Fondo Monetario Internacional en Washington.
La institución financiera internacional tiene previsto celebrar esta tarde una reunión informal de urgencia para abordar los acontecimientos y decidir los próximos pasos.
Por el momento queda al frente de la organización el "número dos", el estadounidense John Lipsky, quien precisamente había anunciado el jueves que abandonaría el FMI en agosto, cuando concluye su mandato.
El FMI explicó que Lipsky se hace cargo "de acuerdo con los procedimientos del FMI", que estipulan que el número dos ejerce las funciones de director gerente cuando el titular se encuentra ausente de Washington.
Forcejeo en la habitación
Según Browne, la mujer, de 32 años, explicó que cuando entró en la "suite" de Strauss-Kahn, éste salió del cuarto de baño desnudo y se abalanzó contra ella e intentó quitarle la ropa interior.
La camarera logró huir y contó lo ocurrido a sus compañeros de trabajo, que llamaron a la Policía.
Cuando los agentes se personaron en el hotel, Strauss-Kahn ya lo había abandonado, aunque de manera aparentemente precipitada, pues dejó en la habitación algunos objetos personales, entre ellos su teléfono móvil.
En un escueto comunicado, el FMI indicó que no comentaba el caso, pero recalcó que la institución está funcionando y "plenamente operativa".
El director gerente fue detenido en Nueva York y ha contratado los servicios de un abogado, señaló en la nota la responsable de Relaciones Exteriores del FMI, Caroline Atkinson, antes de añadir que "se remitirán todas las preguntas" al letrado personal de Strauss-Kahn y a las autoridades locales.
Las acusaciones representan un grave varapalo para las aspiraciones políticas de Strauss-Kahn, quien, aunque aún no había anunciado su candidatura, se daba por descontado que estaba a punto de renunciar a su puesto en el FMI para poder presentarse a las elecciones presidenciales francesas del año próximo.
Según la legislación gala, Strauss-Kahn tenía de plazo hasta el 13 de junio para declarar sus aspiraciones políticas.
Quería ser el sucesor de Sarkozy
Las encuestas le concedían hasta ahora una cómoda ventaja frente al conservador y actual presidente, Nicolas Sarkozy.
Strauss-Kahn se encuentra al frente del FMI, con sede en Washington, desde 2007, cuando pretendía aspirar a hacer frente a Sarkozy en las elecciones presidenciales francesas pero fue derrotado a la hora de obtener la candidatura de su partido por Segoléne Royal.

Escándalos sexuales

Catedrático de Economía de profesión, comenzó su carrera política en el Parlamento francés y fue ministro de Economía durante el Gobierno del primer ministro Lionel Jospin hasta 1999.
Al frente del FMI había ganado numerosos elogios por su liderazgo en la crisis económica mundial y la participación de esta entidad en los paquetes de rescate en la crisis financiera de Europa.
Casado en terceras nupcias con la ex periodista de la televisión francesa Anne Sinclair y padre de cuatro hijos, se había visto envuelto en escándalos de naturaleza sexual con anterioridad.
En 2008 se le acusó de haber mantenido una relación amorosa con una de sus subordinadas del FMI, Piroska Nagy.
El Fondo Monetario contrató a un bufete de abogados para investigar las denuncias y Nagy cambió su trabajo al Banco Europeo de Reconstrucción y Desarrollo, con sede en Londres.
Strauss-Kahn pidió disculpas al personal de la entidad financiera internacional a través de un correo electrónico en el que admitió un "error grave de juicio", pero declaró creer "firmemente" que no había abusado de su posición.
El comité directivo del FMI decidió que la relación se había producido por mutuo acuerdo, aunque calificó las acciones de su director gerente como "lamentables" y que reflejaban un "grave error de juicio".
Strauss-Kahn tenía previsto reunirse hoy en Berlín con la canciller alemana, Angela Merkel, para tratar sobre la crisis financiera y el rescate internacional a Grecia, un asunto que debía abordar también en Bruselas la semana entrante.
El Fondo Monetario Internacional es responsable de un tercio del paquete de rescate financiero para Grecia.
Las consecuencias para el FMI
Strauss-Kahn, según sus abogados, se declarará no culpable cuando comparezca ante un juez en una audiencia preliminar, algo que se espera ocurra hoy mismo.
Hasta el momento, el FMI se ha limitado a indicar que no se pronunciará sobre la detención, subrayando que cualquier consulta sobre el asunto debe dirigirse a los abogados personales del alto funcionario, y ha insistido en que se encuentra "a pleno funcionamiento y completamente operativo".
Mientras dure la situación actual, a todas luces el día a día de la gestión recaerá en el "número dos" del fondo, el estadounidense John Lispky.
Pero Lipsky se encuentra también de salida, tras anunciar el pasado jueves que abandonará la institución cuando concluya su mandato, en agosto.
En cualquier caso en Washington, donde se encuentra la sede central del FMI, se daba por seguro que Strauss-Kahn renunciaría también a su puesto este verano (junio-septiembre) para regresar a su país como candidato en las elecciones presidenciales del año próximo.
Se crean así las circunstancias perfectas para acometer unas reformas que los países en desarrollo exigen desde hace años y que la institución, creada en la Conferencia de Bretton Woods en 1944, ha sido hasta ahora muy lenta en contemplar.
Un pacto entre Estados Unidos y los países europeos establece que el cargo de director gerente del FMI recaiga en un europeo, mientras que el puesto de presidente del Banco Mundial, su institución hermana, corresponde a un estadounidense.
Esperan pacto
Pero los países en desarrollo reclaman un reparto de las cuotas de poder dentro del Consejo directivo de la organización que reflejen la creciente importancia de las economías emergentes y que, por primera vez, el director del FMI proceda de un país no occidental.
Este tipo de cambios podría tener, a su vez, efectos profundos en la política de la institución financiera.
Algunos países en desarrollo vieron con escasa simpatía la participación del FMI en los paquetes de rescate en la crisis financiera comenzada en Grecia, al considerar que las naciones europeas se veían tratadas con guante de seda.
La detención de Strauss-Kahn llega, precisamente, en un momento delicado en las negociaciones sobre el ajuste de los planes de rescate para Grecia, Irlanda y Portugal.
El director gerente tenía previsto estar hoy en Berlín para reunirse con la canciller alemana, Angela Merkel, con el fin de hablar de la crisis de la deuda griega.
Los ministros de Finanzas de la zona euro tienen previsto comenzar mañana en Bruselas una reunión para dar los últimos toques a la ayuda a Portugal y analizar si es necesario aumentar la ayuda a Grecia.
El país mediterráneo ya ha recibido un paquete de ayuda de 110.000 millones de euros (unos 155.000 millones de dólares), de los cuales aproximadamente un tercio proviene del Fondo Monetario. Strauss-Kahn ha sido un firme defensor de la ayuda a Grecia.
Una Europa lastrada por la crisis financiera puede ver más difícil argumentar en el seno del FMI en favor de un candidato procedente de la Unión Europea.
El que lo consiga o no dependería en buena parte de EE.UU., el país con mayor cuota de poder dentro de la institución. Si Washington insiste en que el número dos del FMI continúe siendo un estadounidense, como establece la tradición, Europa tendría una buena mano en la partida.
Pero si Washington se mantiene al margen, es posible que el próximo director gerente del FMI, por primera vez en la historia, provenga de cualquier otro continente menos del Viejo.
©Univision.com y Agencias
Commentarios