EU supera los 340 fallecidos en el peor temporal en 86 años de historia

Univision.com y Agencias | Apr 30, 2011 | 12:29 PM

En Alabama, 254 víctimas

WASHINGTON - El saldo de muertos por las tormentas registradas esta semana en el sur y el este de Estados Unidos ascendió este sábado a 342, según la cifra facilitada por los estados y que convierte el temporal en el peor en 86 años de historia del país.
Los datos actualizados hoy por las agencias de gestión de emergencias de los respectivos estados reflejan que el temporal en varias partes de Estados Unidos ha costado la vida a 254 personas en Alabama, 34 en Tennessee, 33 en Misisipi, 15 en Georgia, 5 en Virginia y una en Arkansas.
La cifra total de fallecidos ya es la peor desde la tormenta del 18 de marzo de 1925, que barrió siete estados y dejó 747 víctimas mortales, según los registros del Servicio Nacional de Meteorología.
Mientras los equipos de emergencia continuaban las tareas de rescate de los cientos de desaparecidos en los seis estados afectados y proseguían con el recuento de los muertos, decenas de supervivientes se preparaban hoy para enterrar a los seres queridos que fallecieron en la oleada de tormentas y tornados.
'Desastre mayúsculo'
Sólo en Tuscaloosa, la ciudad más devastada de Alabama (sureste del país), el número de víctimas ascendió el viernes a 45, un total superior al de cualquiera de los otros cinco estados afectados por las tormentas.
El presidente estadounidense, Barack Obama, firmó la noche del viernes una declaración de desastre en Georgia, que podrá beneficiarse así de fondos federales para aliviar los efectos del temporal.
En Alabama, el mandatario ha declarado el estado de "desastre mayúsculo", tras evaluar la situación en su visita el viernes a Alabama y reconocer que nunca había visto "una devastación semejante".
Según la consultora especializada en desastres Eqecat, las tormentas también se cobraron entre $2,000 y $5,000 millones en pérdidas de edificios y propiedades que no habían sido aseguradas en los estados afectados.
Las increíbles historias de supervivencia
"El tornado no vendrá hacia aquí", pensó T. Spivey, joven estudiante de Tuscaloosa, que minutos después vio por la ventana de su casa llegar como un monstruo negro al cono de viento devastador que hizo añicos su casa, pero él, aún no se explica cómo, pudo sobrevivir.
Al muchacho de 22 años, estudiante de marketing en la Universidad de Alabama, le tiemblan los labios y suspira cuando relata y revive el paso violento del tornado por esta ciudad del noreste de Alabama.
"Estaba jugando con unos videojuegos con dos amigos y teníamos otra televisión encendida con las noticias, y decían que estaba pasando un tornado por el centro de la ciudad", contó Spivey a la AFP.
"Como estamos lejos del centro pensé que no nos iba a tocar, pero fui a mirar por la ventana y lo vi que venía muy cerca". No era posible escapar, y sólo quedaba buscar algún refugio.
Los tres amigos decidieron que el baño sería el mejor lugar y allí esperaron a ver que ocurría. El poderoso fenómeno pasó sobre la casa.
"Escuchamos el viento soplando y todo se rompía. Cuando salimos nos encontramos con esto", dice al señalar la casa completamente derrumbada y rodeada por montañas de escombros.
Dos autos que estaban estacionados frente a la vivienda, al igual que muchísimos otros en la zona, quedaron patas arriba y despedazados.
Lo único que se mantuvo en pie en la casa fueron las cuatro paredes del baño, que protegían a los tres amigos.
'Suerte de estar vivos'
"Si hubiéramos estado en otra habitación quien sabe que hubiera pasado. Tenemos suerte de estar vivos", admite Spivey.
A pocas cuadras de allí, Thanh Nguyen, un comerciante vietnamita de 48 años, que se dedica a la joyería y hace 15 años vive en Tuscaloosa, recordaba con Bihn, un amigo también vietnamita que lo visitaba, ese minuto en el que ahora sienten que nacieron de nuevo.
"No sabíamos que hacer cuando vimos que el tornado se nos venía encima, estábamos muy nerviosos", contó Thanh a la AFP.
"Finalmente, decidimos quedarnos encerrados en un rincón de la casa, cubiertos con frazadas", relató.
Los casi 60 segundos que demoró en pasar el tornado parecieron interminables para los dos amigos que temían lo peor, cubiertos por mantas, pero totalmente desprotegidos.
Cuando salieron de su débil escondite, los dos vietnamitas no podían creer la dimensión del desastre que los rodeaba.
Al frente y a los costados de la casa cientos de enormes árboles estaban caídos y partían al medio las viviendas. Todo el lugar estaba inundado de escombros, techos volados y hierros retorcidos.
El Toyota gris de Bihn quedó montado sobre el Mercedez Benz negro de Thanh.
"Después de lo que pasó, y si uno mira alrededor, tiene que pensar que la vida ha comenzado de nuevo", dice Bihn mientras ayuda a su amigo a sacar de la casa unas sillas, zapatos y unas pocas pertenencias que Thanh se lleva a un apartamento que rentó, como afirma, para volver a empezar.
La enorme serie de tornados y tormentas ocurridas los últimos días en el sureste de Estados Unidos Unidos dejaron más de 300 muertos, la mayor parte de ellos en Alabama, en la peor catastrofe natural ocurrida en el país desde el huracán Katrina en 2005.
©Univision.com y Agencias
Comentarios