Zelaya regresará a Honduras el próximo fin de semana, según su esposa

Univision.com y Agencias | Jul 01, 2009 | 10:28 AM

Lo estaban esperando

BOGOTÁ - El depuesto presidente de Honduras, Manuel Zelaya, regresará a su país el próximo fin de semana, confirmó este miércoles su esposa, Xiomara Castro de Zelaya, en una entrevista con la emisora de radio colombiana RCN.Recibe noticias de Honduras en tu móvilCharla en vivo con otros hondureños
"El pueblo estaba esperando" que el regreso del mandatario depuesto se produjera este mismo jueves, "estaba listo para trasladarse, movilizarse al aeropuerto" a recibirlo, explicó Castro de Zelaya, quien por seguridad no dijo en qué lugar se encuentra actualmente.El propio Zelaya afirmó en Washington que regresará a Honduras tras el ultimátum de 72 horas impuesto por la Organización de Estados Americanos (OEA) para su restitución, y no este jueves como había dicho en un principio.Tras casi doce horas de reunión, la Asamblea General de la OEA adoptó una resolución de cinco puntos que condena "enérgicamente" el golpe militar del domingo en Honduras, exige la restitución "inmediata, segura e incondicional" de Zelaya y rechaza al Gobierno formado por el nuevo presidente, Roberto Micheletti.Les sorprendió"A nosotros nos sorprendió la posición de las Fuerzas Armadas, el jefe de las Fuerzas Armadas mantenía contacto casi diario con nosotros", comentó Castro de Zelaya sobre el golpe.A su juicio, para justificar ese golpe "se ha hecho una cortina de humo, han tratado de desvirtuar, se han dado mentiras" sobre la encuesta no vinculante que pretendía llevar a cabo Zelaya en Honduras para una reforma constitucional que le permitiría optar a la reelección.Manuel Zelaya asistirá a la toma de posesión del empresario Ricardo Martinelli como nuevo presidente de Panamá, informaron fuentes del equipo de prensa del Gobierno entrante.La orden de captura dispuesta contra el depuesto presidente hondureño Manuel Zelaya y la creciente polarización aumentan el riesgo de violencia e impedirían que el mandatario retome el poder, según círculos políticos locales.Zelaya prepara un viaje a Honduras para los próximos días en compañía de una misión de jerarcas de la política regional, encabezados por el secretario general de la Organización de Estados Americanos (OEA), José Miguel Insulza.Los analistas estimaron que con el viaje, y cobijado por la comunidad internacional, Zelaya emprendería el camino de regreso a la presidencia, que le fue arrebatada en una acción realizada por militares que lo capturaron y expulsaron del país.

Obstáculos insalvables

Los nuevos elementos de la crisis política, sin embargo, se presentan casi como obstáculos insalvables para que el depuesto mandatario cumpla su propósito de ejercer la presidencia hasta el final de su mandato en enero de 2010.La orden de captura internacional y la radicalización de las posiciones de los seguidores del nuevo gobierno, por un lado, y los simpatizantes de Zelaya, por el otro, aparecen como factores contrarios al retorno del depuesto mandatario.Opositores de Zelaya afirmaron que su regreso al país el próximo jueves sería un desafío del gobernante que agravaría la crisis, y una irresponsabilidad por los eventuales enfrentamientos que produciría entre sus seguidores y detractores."La polarización que estamos viviendo llevará a la violencia con consecuencias funestas para los hondureños, de lo cual será culpable Zelaya", declaró un diputado opositor en una emisora capitalina.Orden de capturaPor parte de los seguidores del mandatario, el dirigente popular Rafael Alegría dijo a periodistas extranjeros el martes, en medio de una manifestación en favor de Zelaya, que el destituido presidente será recibido por "una gran multitud"."Y si podemos, vamos a instalarlo en casa presidencial", pues Zelaya "es el legítimo presidente de los hondureños", enfatizó Alegría, quien denunció que "15 líderes populares (incluido él) tienen orden de captura del régimen fascista de (el presidente designado por el Congreso, Roberto) Micheletti".El fiscal general de Honduras, Luis Alberto Rubí, declaró en rueda de prensa que a Zelaya le espera una orden de captura, que se cumplirá por los delitos de abuso de autoridad, traición a la patria y usurpación de funciones."Si viene como ciudadano hondureño, allá el, pero si viene como presidente, usurpando una función que no le corresponde, entonces arrivederci bambino", dijo a periodistas en tono locuaz el canciller designado por Micheletti, Enrique Ortez Colindres.Ortez, quien sustituyó a Patricia Rodas, aseveró desafiante que si la situación de crisis desatada por Zelaya obliga a romper relaciones con países y organismos internacionales, se asumirán las consecuencias."El que quiera es libre de mantener o no relaciones, como también es libre de suspender su representación diplomática (con Honduras)", sostuvo el flamante canciller.Micheletti, quien fue nombrado por el Congreso luego de que el domingo militares capturaron y enviaron al exilio a Zelaya, afirmó en una cadena de televisión que mantienen bajo control y en calma al país.
©Univision.com y Agencias
Comentarios