Desalojados desesperan por crisis en planta nuclear japonesa

Univision.com y Agencias | Mar 22, 2011 | 9:56 AM

OMS advierte a japón sobre alimentos conrtaminados con radiación

FUKUSHIMA - El cansancio y la ansiedad se propagaron el martes entre los habitantes que abandonaron sus hogares cercanos a un complejo nuclear en problemas, mientras los trabajadores intentaban enfriar una vasija de la planta y reconectar los cruciales sistemas de enfriamiento.
En otro día de avances y contratiempos, un estanque con combustible nuclear utilizado se sobrecalentó hasta acercarse al punto de ebullición, dijo un funcionario de seguridad nuclear. Mientras el agua se evapora, existe el riesgo de que sea liberado más vapor radiactivo a la atmósfera.
"No podemos dejar esto y debemos hacernos cargo lo más rápido posible", dijo el funcionario, Hidehiko Nishiyama.
No quedó claro de inmediato si el personal tuvo que dejar de trabajar en la conexión de los sistemas eléctricos y en la revisión de maquinaria para reactivar los sistemas de enfriamiento de la planta.
Clima de inquietud
Las personas que permanecen en el principal centro de evacuación en la ciudad de Fukushima hicieron largas filas para recibir un plato caliente de sopa de fideos. Un camión les distribuyó papel de baño y cobijas.
Muchas de las 1,400 personas que viven en un saturado gimnasio vienen de comunidades cercanas a la planta nuclear. También expresaron preocupación por la radiación y agotamiento por la rutina como desplazadas.
"Fue un acto de Dios", dijo Yoshihiro Amano, propietario de una tienda de comestibles cuya casa se encuentra a seis kilómetros (cuatro millas) de los reactores. "Enojarse no ayuda en nada. Pero estamos preocupados. No sabemos si tomará días, meses o décadas volver a casa. Tal vez nunca. Apenas empezamos a pensar en esto".
El sentimiento público es tal que el gobernador de Fukushima rechazó una reunión ofrecida por el presidente de la Tokyo Electric Power Co. (o Tepco), la empresa de servicio público que dirige la planta nuclear.
"Lo más importante es que Tepco haga un máximo esfuerzo por superar la crisis. Por lo que rechacé la oferta", dijo el gobernador Yuhei Sato ante las cámaras de la televisora nacional NHK. "Considerando la ansiedad, el enojo y la exasperación que siente la gente en Fukushima, no hay forma de que yo acepte su disculpa".
Advertencia de la OMS
Japón necesita actuar con presteza y prohibir la venta de alimentos de las áreas que rodean la planta nuclear de Fukushima si tienen niveles excesivos de radiación, dijo la Organización Mundial de la Salud (OMS).
El Organismo Internacional de Energía Atómica (OIEA) confirmó que la radiación en algunas muestras de leche y vegetales japoneses era "significativamente superior" a los niveles que Japón aprueba para consumo, en tanto que las autoridades japonesas preveían decidir para el martes sobre un plan para limitar la distribución de alimentos provenientes de áreas afectadas.
Un portavoz de la OMS dijo que la comida contaminada representa un riesgo a largo plazo para la salud de los pobladores mayor que las partículas radioactivas en el aire, las cuales se dispersan en cuestión de días.
"Van a tener que tomar algunas decisiones rápidamente en Japón para impedir el consumo de comida proveniente de zonas que crean podrían estar afectadas", dijo Gregory Hartl a The Associated Press.
"El consumo reiterado de ciertos productos va a intensificar los riesgos, a diferencia de la radiación en el aire que ocurre una vez y desaparece cuando llueve", agregó.
Medidas preventivas
El gobierno ya detuvo la distribución de leche de una zona y de espinacas de otra, y dijo que halló contaminación en dos vegetales más, la canola y una especia de crisantemos comestibles, y en otras tres prefecturas.
El domingo, el Ministerio de Salud recomendó a los habitantes de una villa de la prefectura de Fukushima que no bebieran agua del grifo porque contenía yodo radioactivo. No obstante, recalcó que la cantidad no representaba riesgos para la salud.
Los científicos creen que el hecho de que la Unión Soviética no impidiera que los niños de alrededor de la planta de Chernobil bebieran leche después de la explosión del reactor en 1986 provocó miles de casos de cáncer de tiroides.
El temor a que los productos japoneses pudieran ser peligrosamente radiactivos ya ocasionó que las autoridades chinas ordenen hacer pruebas a las importaciones de alimentos de Japón, reportó el lunes la agencia de noticias Xinhua.
¿Fukushima sin seguro?
Las instalaciones y los reactores de la central nuclear japonesa de Fukushima dejaron de estar asegurados en agosto de 2010, aunque el seguro cubre los daños causados a terceros, indicó el lunes a la AFP una fuente cercana al caso.
La compañía japonesa de electricidad Tokyo Electric Power (TEPCO), proprietaria y operadora de la central, decidió no renovar la póliza de seguro para eventuales daños en las instalaciones ya que consideraba que el precio era demasiado alto, precisó esta fuente.
Los operadores de los reactores no están obligados a asegurar los daños que un accidente nuclear podría ocasionar en las propias instalaciones.
En cambio, la ley les obliga a suscribir un seguro que cubre los daños que un accidente podría causar a terceros. En el caso de Fukushima, como para cualquier instalación nuclear, la ley japonesa fija un techo de indemnización en 120 mil millones de yenes, unos 1,040 millones de euros.
Detalles de la cobertura
Pero los aseguradores excluyen a menudo las catástrofes naturales mayores, como un sismo o un tsunami, de la cobertura.
Por otro lado, la convención de París sobre responsabilidad de la empresa operadora nuclear la exonera de la indemnización en caso de "cataclismo natural con carácter excepcional".
La ley japonesa adopta los grandes principios de la convención de París.
Concretamente, en casos parecidos, es a menudo el Estado el que asume la indemnización.
En cuatro de los seis reactores de la central de Fukushima Daiichi (N°1), el sistema de enfriamiento fue dañado por el sismo y por el tsunami el 11 de marzo y presenta riesgos de fugas radiactivas importantes en la atmósfera.
Desalojados desesperan por crisis en planta nuclear japonesa
Crisis de Fukushima desespera a damnificados
 
 
FUKUSHIMA - El cansancio y la ansiedad se propagaron el martes entre los habitantes que abandonaron sus hogares cercanos a un complejo nuclear en problemas, mientras los trabajadores intentaban enfriar una vasija de la planta y reconectar los cruciales sistemas de enfriamiento.
 
En otro día de avances y contratiempos, un estanque con combustible nuclear utilizado se sobrecalentó hasta acercarse al punto de ebullición, dijo un funcionario de seguridad nuclear. Mientras el agua se evapora, existe el riesgo de que sea liberado más vapor radiactivo a la atmósfera.
 
"No podemos dejar esto y debemos hacernos cargo lo más rápido posible", dijo el funcionario, Hidehiko Nishiyama.
 
No quedó claro de inmediato si el personal tuvo que dejar de trabajar en la conexión de los sistemas eléctricos y en la revisión de maquinaria para reactivar los sistemas de enfriamiento de la planta.
 
Clima de inquietud
 
Las personas que permanecen en el principal centro de evacuación en la ciudad de Fukushima hicieron largas filas para recibir un plato caliente de sopa de fideos. Un camión les distribuyó papel de baño y cobijas.
 
Muchas de las 1,400 personas que viven en un saturado gimnasio vienen de comunidades cercanas a la planta nuclear. También expresaron preocupación por la radiación y agotamiento por la rutina como desplazadas.
 
"Fue un acto de Dios", dijo Yoshihiro Amano, propietario de una tienda de comestibles cuya casa se encuentra a seis kilómetros (cuatro millas) de los reactores. "Enojarse no ayuda en nada. Pero estamos preocupados. No sabemos si tomará días, meses o décadas volver a casa. Tal vez nunca. Apenas empezamos a pensar en esto".
 
El sentimiento público es tal que el gobernador de Fukushima rechazó una reunión ofrecida por el presidente de la Tokyo Electric Power Co. (o Tepco), la empresa de servicio público que dirige la planta nuclear.
 
"Lo más importante es que Tepco haga un máximo esfuerzo por superar la crisis. Por lo que rechacé la oferta", dijo el gobernador Yuhei Sato ante las cámaras de la televisora nacional NHK. "Considerando la ansiedad, el enojo y la exasperación que siente la gente en Fukushima, no hay forma de que yo acepte su disculpa".
 
Advertencia de la OMS
 
Japón necesita actuar con presteza y prohibir la venta de alimentos de las áreas que rodean la planta nuclear de Fukushima si tienen niveles excesivos de radiación, dijo la Organización Mundial de la Salud (OMS).
 
El Organismo Internacional de Energía Atómica (OIEA) confirmó que la radiación en algunas muestras de leche y vegetales japoneses era "significativamente superior" a los niveles que Japón aprueba para consumo, en tanto que las autoridades japonesas preveían decidir para el martes sobre un plan para limitar la distribución de alimentos provenientes de áreas afectadas.
 
Un portavoz de la OMS dijo que la comida contaminada representa un riesgo a largo plazo para la salud de los pobladores mayor que las partículas radioactivas en el aire, las cuales se dispersan en cuestión de días.
 
"Van a tener que tomar algunas decisiones rápidamente en Japón para impedir el consumo de comida proveniente de zonas que crean podrían estar afectadas", dijo Gregory Hartl a The Associated Press.
 
"El consumo reiterado de ciertos productos va a intensificar los riesgos, a diferencia de la radiación en el aire que ocurre una vez y desaparece cuando llueve", agregó.
 
Medidas preventivas
 
El gobierno ya detuvo la distribución de leche de una zona y de espinacas de otra, y dijo que halló contaminación en dos vegetales más, la canola y una especia de crisantemos comestibles, y en otras tres prefecturas.
 
El domingo, el Ministerio de Salud recomendó a los habitantes de una villa de la prefectura de Fukushima que no bebieran agua del grifo porque contenía yodo radioactivo. No obstante, recalcó que la cantidad no representaba riesgos para la salud.
 
Los científicos creen que el hecho de que la Unión Soviética no impidiera que los niños de alrededor de la planta de Chernobil bebieran leche después de la explosión del reactor en 1986 provocó miles de casos de cáncer de tiroides.
 
El temor a que los productos japoneses pudieran ser peligrosamente radiactivos ya ocasionó que las autoridades chinas ordenen hacer pruebas a las importaciones de alimentos de Japón, reportó el lunes la agencia de noticias Xinhua.
 
¿Fukushima sin seguro?
 
Las instalaciones y los reactores de la central nuclear japonesa de Fukushima dejaron de estar asegurados en agosto de 2010, aunque el seguro cubre los daños causados a terceros, indicó el lunes a la AFP una fuente cercana al caso.
 
La compañía japonesa de electricidad Tokyo Electric Power (TEPCO), proprietaria y operadora de la central, decidió no renovar la póliza de seguro para eventuales daños en las instalaciones ya que consideraba que el precio era demasiado alto, precisó esta fuente.
 
Los operadores de los reactores no están obligados a asegurar los daños que un accidente nuclear podría ocasionar en las propias instalaciones.
 
En cambio, la ley les obliga a suscribir un seguro que cubre los daños que un accidente podría causar a terceros. En el caso de Fukushima, como para cualquier instalación nuclear, la ley japonesa fija un techo de indemnización en 120 mil millones de yenes, unos 1,040 millones de euros.
 
Detalles de la cobertura
 
Pero los aseguradores excluyen a menudo las catástrofes naturales mayores, como un sismo o un tsunami, de la cobertura.
 
Por otro lado, la convención de París sobre responsabilidad de la empresa operadora nuclear la exonera de la indemnización en caso de "cataclismo natural con carácter excepcional".
 
La ley japonesa adopta los grandes principios de la convención de París.
 
Concretamente, en casos parecidos, es a menudo el Estado el que asume la indemnización.
 
En cuatro de los seis reactores de la central de Fukushima Daiichi (N°1), el sistema de enfriamiento fue dañado por el sismo y por el tsunami el 11 de marzo y presenta riesgos de fugas radiactivas importantes en la atmósfera.
©Univision.com y Agencias
Comentarios