Cayó en Argentina uno de los 15 más buscados por EU

AFP | Feb 04, 2011 | 3:00 PM

Uno de los 'Hells Angels'

Un pandillero estadounidense, miembro de los Hells Angels (Angeles del Infierno) y uno de los 15 prófugos más buscados por las autoridades de su país desde 2004, fue detenido el jueves en Argentina, informó este viernes Interpol de Argentina.
Paul Eischeid, de 39 años, era "uno de los 15 prófugos más buscados por la Justicia de Estados Unidos", indicó la Interpol local en un comunicado, y agregó que fue arrestado el jueves en la localidad de San Isidro (periferia norte).
Eischeid, "un activo miembro del club de motociclistas Hells Angels (Angeles Demoníacos y/o Angeles del Infierno)", está acusado en Estados Unidos de delitos tales como "secuestro seguido de homicidio, organización delictiva y banda extorsionista y homicidio premeditado", señaló la institución.
El estadounidense, quien vivía en Argentina con identidad falsa, "fue detenido el jueves por la tarde cuando salía de la vivienda de familiares de su novia argentina en la residencial localidad de San Isidro", detalló a la AFP una fuente de Interpol Argentina.
Buscan extraditarlo
El pandillero nacido en California está a disposición de la justicia federal argentina, "donde se sustancia el trámite de extradición a Estados Unidos", añadió la fuente.
Eischeid era buscado por el FBI (buró federal de investigación) luego de que el Tribunal Superior del condado de Maricopa (Arizona) emitiera en 2004 una orden federal de captura en su contra por burlar la libertad vigilada que se le había concedido tras ser acusado de participar en 2001 en el homicidio de una integrante de la banda.
Eischeid, junto a otro miembro de los Angeles del Infierno, "conspiró para dar muerte" en Arizona a otra integrante de la pandilla, identificada como Cynthia García, "a quien golpearon hasta dejarla inconsciente" y luego la secuestraron y "la apuñalaron en reiteradas oportunidades ocasionándole la muerte", señaló el parte.
Interpol describió a los miembros de esa organización, de la que el detenido en Argentina era integrante desde 1999, como "sujetos de alto grado de violencia y que tienen total desprecio por la vida humana".
Según la institución, "cometen todo tipo de actos delictivos, predominando el homicidio, secuestro, intimidación de testigos, extorsión, estando involucrados del mismo modo en la manufacturación, consumo, distribución y venta de sustancias narcóticas".
©AFP
Comentarios