Violencia del narcotráfico acecha a la Ciudad de México

Univision.com y Agencias | Jan 27, 2011 | 12:11 PM

Avanza el narco en México

 
CIUDAD DE MÉXICO - Patrullas militares recorren en las noches las calles de Nezahualcóyotl, un populoso conglomerado limítrofe con Ciudad de México, para prevenir enfrentamientos de bandas que podrían estar vinculadas a carteles como 'Los Zetas' y 'La Familia', que han ensangrentado buena parte del resto del país.
Los patrullajes militares comenzaron el 18 de enero, dos días después de que una balacera en una barriada pobre dejó ocho jóvenes muertos.
La presencia de soldados patrullando las goteras de la capital ha puesto sobre el tapete el acecho de la violencia del narcotráfico a la zona metropolitana, con más de 20 millones de habitantes, hasta ahora ajena a la espiral de crímenes de los carteles.
A menos de 13 millas del centro histórico de la capital mexicana, Nezahualcóyotl ha sido históricamente utilizada por vendedores de droga al menudeo como puerta de entrada a la capital mexicana, pero desde fines de 2010 los crímenes por disputas entre narcotraficantes han creado zozobra en el vecindario.
"Hay una pugna interna de 'La Familia' con una célula que se escindió y no se descarta la presencia de sus enemigos 'Los Zetas', por eso se determinó hacer operativos de alto impacto con la participación de militares'", explicó Víctor Torres, director de Seguridad Pública de Nezahualcóyotl.
Más de 34,600 asesinatos se han registrado en todo México en los últimos cuatro años --muchos han implicado decapitaciones y mutilaciones-- tras la puerta en marcha de una ofensiva contra los carteles, para la cual el gobierno ha desplegado a más de 50.000 militares.
El gobierno atribuye la mayoría de esos crímenes a las guerras que sostienen entre sí los siete cárteles de drogas que operan en México.
En un comienzo los operativos se focalizaron en los estados del norte, sobre la frontera con Estados Unidos, y en el oeste del país, sobre la costa del Pacífico, siguiendo el trazo de las rutas usadas para el trasiego de cocaína.
Pero los crímenes se han extendido a otras zonas y han alcanzado incluso destinos turísticos, como Acapulco (sur) y Cancún (este).
"La pesadilla de dolor, miedo, abandono, muerte, desesperación que se vive en muchas regiones del país, como Tamaulipas y Chihuahua (vecinos de Texas, Estados Unidos), puede ocurrir en toda su intensidad en Nezahualcóyotl, Estado de México, y en otros municipios y pasar al Distrito Federal", alerta Juan Arvizu en una columna esta semana del diario El Universal, uno de los de mayor tiraje del país.
Se niegan a despliegue militar
El alcalde de Ciudad de México, el izquierdista Marcelo Ebrard se ha negado hasta ahora a la presencia del ejército en las calles de la capital, un lujo que no puede darse Nezahualcóyotl, que con un millón de habitantes sólo cuenta con 1,600 policías.
Ebrard sin embargo instruyó a la policía capitalina a reforzar todas las fronteras con el Estado de México, comentó bajo anonimato un portavoz de su gobierno.
En otros municipios que conforman el Estado de México, que rodea a la capital, han sido detenidos desde mediados de 2010 al menos cinco importantes narcotraficantes, entre ellos Édgar Valdez Villareal, alias "La Barbie", heredero del cártel de los Beltrán Leyva capturado en agosto en una villa campestre.
Para los narcotraficantes, el Estado de México es estratégico por su conexión vial que brinda múltiples rutas para entrar y salir de la capital pero también conecta a través de rápidas autopistas con las zonas de influencia de los capos, añadió Víctor Torres.
Los patrullajes militares en otros puntos del país han sido blanco de duras críticas.
Amnistía Internacional, la Comisión Nacional de Derechos Humanos y Human Rights Watch (HRW) han multiplicado las denuncias sobre abusos militares en supuestos operativos antinarcóticos, como la muerte por sus balas de dos hermanos de cinco y nueve años en un retén en abril pasado en Tamaulipas.
"La presencia del Ejército sólo ha provocado más violencia. El gobierno no ha entendido que la estrategia tiene que redefinirse porque no ha funcionado recargarla en las fuerzas armadas", señaló Max Morales, asesor independiente en temas de seguridad.

Cruceros cancelan paradas en México

 
Algunas empresas de cruceros turísticos han cancelado escalas en el puerto mexicano de Mazatlán en el Pacífico, y otras están considerando la misma medida por motivos de seguridad.
Disney Wonder retiró las paradas en Mazatlán de su recorrido de siete noches por la llamada "Riviera Mexicana" y las sustituyó con una escala adicional en Cabo San Lucas, en la península de Baja California en el noroeste de México.
"La seguridad es muy importante para nosotros y creemos que este cambio es necesario para suministrarle a nuestros huéspedes la mejor experiencia de vacaciones en familia", dijo la vocera de la empresa, Christi Erwin Donnan, en un correo electrónico.
Mazatlán se encuentra en el estado noroccidental de Sinaloa, una de las regiones más golpeadas por la violencia del crimen organizado en México que, según cifras oficiales, ha dejado al menos 30 mil muertos en los cuatro años del gobierno del presidente Felipe Calderón.
La compañía Holland America Line reemplazó una parada en Mazatlán por una en el puerto sureño de Manzanillo, también en el Pacífico.
"La revisión del itinerario fue realizada en respuesta a hechos recientes de violencia en Mazatlán", explicó la empresa en un comunicado.
Revisan intinerarios
El vocero de Carnival Cruise, Tim Gallagher, dijo que la empresa sopesa si su embarcación Spirit hará la escala prevista para el 2 de febrero en Mazatlán.
Anunció que la próxima semana habrá una reunión entre personal de seguridad de la compañía y autoridades de Mazatlán sobre recientes hechos de violencia contra turistas de cruceros en esa ciudad.
"Ha habido algunos hechos recientes sobre la seguridad que han causado preocupación en empresas de cruceros sobre la seguridad de sus huéspedes", dijo Gallagher.
En las declaraciones no hubo detalles sobre la delincuencia ni si sus pasajeros habían sido víctimas.
Una persona que respondió el teléfono en la capitanía de puerto en Mazatlán dijo que no había nadie disponible para pronunciarse sobre el asunto.
Defienden imagen
El capitán del puerto de Mazatlán, Alfonso Gil Díaz, dijo -citado por la revista especializada en cruceros Seatrade Insider - que los hechos que han provocado inquietud eran menores, como el caso de un pasajero al que le arrancaron un collar.
"Mazatlán es muy, muy seguro", afirmó Gil Díaz en la publicación. "Es una pena porque el año pasado tuvimos 526 mil pasajeros sin ningún incidente. ... Este año hubo tres cosas muy menores afuera de la terminal".
El sector turístico, de una importancia capital para México, ha resistido de manera sorprende la ola de violencia.
Los ingresos del turismo en México llegaron a $9,800 millones al crecer 7.1% en los primeros 10 meses del 2010 respecto al mismo período del 2009, según la Secretaría de Turismo. El centro turístico caribeño de Cancún en la península oriental de Yucatán y el noroccidental Puerto Vallarta en el Pacífico han permanecido virtualmente ajenos a la violencia.
©Univision.com y Agencias
Commentarios