Oposición en Guatemala rechaza abolir la pena de muerte

AFP | Jan 19, 2011 | 1:34 PM

'Gobierno débil y tibio'

GUATEMALA - Bancadas opositoras de derecha en el Congreso de Guatemala anunciaron su rechazo a una propuesta del presidente, Alvaro Colom, que busca abolir la pena de muerte en el país, vigente pero que no se aplica desde 1998.
La iniciativa, enviada al Congreso el viernes anterior, pretende sustituir la pena capital por una de "prisión de alto impacto" de 75 años inconmutables.
El proyecto "lo único que demuestra es la debilidad del gobierno, lo tibio en sus decisiones y lo falto de carácter" contra la criminalidad, que deja un promedio de 18 muertos diarios, declaró el diputado del Partido Patriota Gudy Rivera al diario Siglo XXI.
"La pena de muerte es imprescindible para disuadir a los criminales", agregó Rivera.
¿'Payasada' del presidente?
"Esto (la iniciativa) es una payasada del presidente, lo que nosotros proponemos es una consulta popular para que el pueblo ejerza su derecho de decidir al respecto", estimó el jefe de bancada Libertad Democrática Renovada, Roberto Villate.
La propuesta pretende conmutar la pena de muerte por prisión de 75 años a los condenados por parricidio, asesinato, ejecución extrajudicial, plagio o secuestro, desaparición forzada y crimen contra los presidentes del Ejecutivo, Legislativo y Judicial, así como vicepresidente.
Colom, en su propuesta, invocó el artículo 3 de la Constitución donde el Estado garantiza y protege la vida humana desde su concepción, así como la integridad y la seguridad de la persona.
Diferentes sectores, incluida la Iglesia Católica, han demandado la abolición de la pena capital en Guatemala.
Colom vetó el 4 de noviembre, por segunda vez en dos años, un decreto del Congreso que pretendía reactivar la aplicación.
©AFP
Comentarios