"Plata o plomo", la amenaza para todo alcalde en Michoacán

Univision.com | Aug 20, 2014 | 6:10 PM
"Sabía que me iban a matar", explicó Guillermo Valencia, expresidente municipal de Tepalcatepec, Michoacán, quien detalló lo que casi todos los alcaldes tienen que afrontar en esa entidad.
“Esta consigna no sólo involucra a presidentes municipales”
Y es que estar al frente de una alcaldía en ese estado es un cargo que no cualquiera acepta, pues sabe que indudablemente se enfrentará a la conocida amenaza de "plata o plomo" por parte del crimen organizado.
Quienes aceptan la plata, es decir sobornos provenientes de cárteles del narcotráfico, pueden llegar a terminar en la cárcel, en el panteón, o en imágenes comprometedoras, como ocurrió recientemente con las alcaldesas de Pátzcuaro, Salma Karrum y de Huetamo, Dalia Santana.
Pero esta consigna no sólo involucra a presidentes municipales. Se trata de un problema que alcanza a cualquier funcionario que represente algún interés para la delincuencia.
Hay varios tras las rejas
Tan sólo en este año han sido detenidos 146 funcionarios en Michoacán, que van desde servidores públicos municipales hasta el caso de José de Jesús Reyna García, exgobernador interino y exsecretario de Gobierno, capturado el 4 de abril pasado acusado de tener nexos con la delincuencia organizada.
Asimismo destaca la aprehensión, el pasado 15 de abril, de Uriel Chávez Mendoza, presidente municipal de Apatzingán acusado de extorsión y de tener nexos con Los Caballeros Templarios.
Ese mismo día también fue sujeto a proceso Noé Octavio Aburto Inclán, alcalde de Tacámbaro, quien lleva su juicio en libertad por haber depositado una fianza de dos millones de pesos. Está acusado de desviar recursos hacia el crimen.
Arquímides Oseguera Solorio, alcalde de Lázaro Cárdenas, fue detenido el 28 de abril tras revelarse un video donde aparece en una reunión con La Tuta.
Jesús Cruz Valencia, presidente municipal de Aguililla, fue arrestado el 14 de mayo también acusado de estar vinculado con los Caballeros Templarios.
La intervención federal en Michoacán para combatir el crimen organizado, ha derivado en la captura de directores de seguridad pública, mandos policiales, alcaldes en funciones, a un exgobernador y al hijo del exmandatario michoacano Fausto Vallejo Figueroa.
Bajo amenaza de muerte
Pero también está el otro lado, es decir los que se niegan a colaborar con el narcotráfico y tienen que desempeñar sus funciones bajo amenazas de muerte.
Guillermo Valencia, expresidente municipal de Tepalcatepec, reveló en una entrevista con Milenio Diario que huyó a Estados Unidos ante el temor de ser asesinado.
Cuando 'Memo' Valencia apenas había sido electo, el cártel de Los Caballeros Templarios lo llevó bajo "engaños" a una reunión con varios presidentes municipales.
El exalcalde dijo que un conocido le pidió ir a la comunidad de La Ruana, del municipio de Buenavista para platicar. Era una gente que le tenía respeto. No preguntó más.
'Memo' Valencia llegó al lugar acordado en La Ruana. Alrededor de él había otros presidentes municipales de Michoacán y hombres armados. Era un engaño. Los Caballeros Templarios los habían juntado para extorsionarlos como lo hacían desde años con sus antecesores. "Los criminales saben cuánto dinero se destina a los ayuntamientos".
Valencia dijo haber pedido ayuda al gobierno de Michoacán y al federal después de la reunión forzada con Los Templarios, pero no hubo respuesta favorable. "Pensé en separarme del cargo", recordó el exfuncionario.
Aún no asumía su cargo y ya el crimen organizado lo había contactado; no quedó sólo en eso. Después vinieron amenazas de todo tipo en "mensajes de texto, llamadas telefónicas a la presidencia, a mi número, a la policía municipal, incluso llegaban a través de personas del ayuntamiento. Les hablaban para pasarme recados", recordó el exedil.
"Me tocó ver alcaldes llorar. Ningún presidente está exento (a las extorsiones). Las cuotas tienen muchos años" y las amenazas por parte del crimen organizado eran constantes. "Me acostumbre a vivir amenazado", dijo Valencia.
Valencia abandonó Tepalcatepec en mayo de 2013, presuntamente por amenazas de muerte y persecuciones de hombres armados. Despachaba desde Morelia. Meses después el Congreso aprobó sustituir al edil por ausencia en el municipio.
Víctimas del narcoráfico
Guillermo tiene la fortuna de poder narrar su experiencia, pero hay otros que desgraciadamente no vivieron para contarlo.
El presidente municipal de Santa Ana Maya, Ygnacio López Mendoza, fue asesinado tras denunciar que Los Templarios extorsionaban mensualmente a los ediles para dejarlos trabajar, si no los matarían.
El 4 de octubre de 2012, López Mendoza inició una huelga de hambre frente al Senado. Armó una tienda de campaña y colgó cartulinas en las que se leían sus peticiones y reclamos. Después de 18 días de ayuno abandonó la causa. Llegó a un acuerdo con las autoridades federales, pero el 8 de noviembre de ese año su cadáver fue hallado en Guanajuato.
©Univision.com
Comentarios