El abogado de los Larrea cae en contradicciones

Univision.com | Aug 17, 2014 | 10:54 AM

SIGUIENTE:

Estas declaraciones del piloto Juan Pablo Larrea sobre vuelos charter, según su abogado, nunca se produjeron.

Por Gerardo Reyes - greyes@univision.net
“Una empresa chárter y se brinda transporte para cualquier destino que los clientes lo soliciten.”
Fernando Larrea, el abogado que defiende en Ecuador a directivos de una empresa propietaria de tres aviones confiscados por la Agencia Antinarcóticos de Estados Unidos (DEA) en Miami, ha caído en una serie de contradicciones al tratar de explicar el propósito de la compañía.
En un cruce de correos electrónicos con Univision, Larrea ha cambiado su versión diametralmente. Primero explicando que la firma no hace vuelos de pasajeros en la modalidad de chárter, luego negando que uno de sus sobrinos hubieran aceptado que sí los hacen y finalmente admitió que uno de los aviones, que no fue retenido, tiene licencia de chárter.
Larrea se ha presentado en Ecuador a defender a su sobrino Juan Pablo,  presidente de Skyjet Elite Corporation, empresa de la Florida que afronta un juicio civil de incautación de tres aeronaves por motivos que la DEA no ha revelado.
Esta es la bitácora de las contradicciones:
Juan Pablo Larrea, el  presidente de la empresa, citó a una rueda de prensa la semana pasada a periodistas ecuatorianos para dar explicaciones acerca del decomiso reportado por Univision.
A su lado estaban su tío Fernando y su hermano Eduardo, quien fue director encargado de Aviación Civil en el primer mandato del presidente Rafael Correa.
Un periodista preguntó a qué se dedicaba la empresa.
Juan Pablo, piloto comercial, respondió: "Siempre hemos transportado pasajeros, eso es correcto [...] Es una empresa chárter y se brinda transporte para cualquier destino que los clientes lo soliciten".
Al conocer la respuesta, Univision consultó una extensa base de datos de la Administración Federal de Aviación de Estados Unidos (FAA) y no encontró registrada ninguna de las tres aeronaves motivo de la rueda de prensa.
Entre los 10,678 aviones autorizados por la FAA para vuelos chárter no figuran el Gulfstream matrícula N378MB, ni los aviones Cessna N-576RA y N-438EL, las tres aeronaves confiscadas por la DEA. La base de datos está actualizada hasta el 14 de julio de este año.
Univision envió un correo electrónico al abogado Larrea pidiendo explicaciones. Este negó rotundamente que en la rueda de prensa su sobrino hubiera afirmado que la empresa realiza vuelos chárter.
"Una vez revisado el video de la rueda de prensa, jamás se mencionó la  palabra 'charters', ya que incluso ese servicio jamás ha sido ofrecido como tal”, afirmó el abogado.
Larrea agregó que la empresa opera bajo la modalidad de "acuerdo de tiempo compartido" mediante el cual no se cobra los vuelos que se realizan sino  gastos como combustible, viáticos y alojamiento de la tripulación, hangar, seguros de vuelo, derechos de aterrizaje, aduanas, alimentos y transporte terrestre de los pasajeros.
Para Larrea no había mayores posibilidades de que sus sobrinos hubieran caído en un error al explicar la naturaleza de Skyjet Elite, puesto que son muy versados en las normas aeronáuticas de Estados Unidos.
"La experiencia de mis sobrinos en temas de aviación", explicó "les permitió conocer exactamente cuáles son las obligaciones y deberes en cuanto a las regulaciones aeronáuticas vigente en los Estados Unidos de Norteamérica".
Ante la duda, Univision revisó de nuevo el archivo de audio y comprobó las palabras de Juan Pablo Larrea respecto al objeto de la compañía y sus quejas de que la el negocio está perdiendo dinero por la incautación de los aviones.
Al ser confrontado por correo electrónico con la transcripción de la grabación, el abogado cambió la versión.
Explicó que la empresa tiene un certificado de operación chárter pero para una aeronave Piper Navajo que no estaba en discusión en la rueda de prensa, y que además está a nombre de otra compañía. Ese certificado no es extensivo a los demás aviones. Operar en la modalidad de chárter un avión que no es propio esta permitido en Estados Unidos.
Larrea escribió: "Nos ratificamos en que no hay contradicción y categóricamente indicamos que no se han realizado vuelos chárter con el Gulfstream 3 de matrícula N376MB”.
De acuerdo con un registro de vuelos enviado por Larrea, este avión ha hecho numerosos vuelos en Estados Unidos y hacia Ecuador. En su correspondencia, el abogado no explica el propósito de los vuelos ya que no tiene autorización para pasajeros en la modalidad de chárter.
El pasado 31 de julio Univision informó del decomiso de los aviones. La nota explicó que las operaciones de Skyjet Elite habían sido objeto de investigación, a principios de este año, del entonces asambleísta de la oposición del Ecuador Clever Jiménez.
El asambleísta, quien perdió su investidura en abril y es requerido por la justicia ecuatoriana por injuriar al presidente Correa, declaró a Univision que sospechaba que una de las aeronaves prestaba secretamente servicios a altos funcionarios del gobierno.
Skyjet Elite fue registrada en la Florida en diciembre de 2012 bajo el nombre de Juan Pablo Larrea, como presidente ,y María Cruz D, como directora. Desde febrero, Univision intentó conocer la versión de Juan Pablo, pero el piloto no cumplió con su promesa de ofrecer una entrevista para explicar la actividad que realiza la empresa y quiénes son los inversionistas.
Basándose en documentos obtenidos por Jiménez de las autoridades aeronáuticas de Ecuador, Univision citó algunas de las rutas del avión y destacó que en 21 vuelos sólo se había reportado un pasajero.
El abogado Larrea alega que la información suministrada al asambleísta por la Dirección General de Aviación Civil del Ecuador es falsa. En su correo electrónico, aclaró que "no se transportó al señor Presidente de la República, ni a ninguno de sus familiares y peor aún a uno de los funcionarios del gobierno ecuatoriano de manera legal, peor aún de manera clandestina”.
Univision no mencionó la versión de que el presidente Correa habría usado uno de los aviones en espera de la respuesta a una solicitud que presentamos a una vocera de la presidencia para obtener una reacción del mandatario. La solicitud no ha sido respondida.
©Univision.com
Commentarios