En medio de la tensión, Corea del Sur y EU realizaron maniobras

AFP | Nov 28, 2010 | 10:16 AM

China propone reunión urgente

ISLA DE YEONPYEONG, Corea del Sur - Estados Unidos y Corea del Sur llevaron a cabo el domingo una demostración de fuerza aeronaval ante Corea del Norte, al tiempo que China propone una reunión de urgencia sobre la situación de "gran preocupación" en la península coreana.
Pekín sugirió el domingo que los Seis países que participan en las negociaciones sobre el programa nuclear norcoreano (las dos Coreas, Estados Unidos, Japón, Rusia y China) se reúnan a principios de diciembre y advirtió que la comunidad internacional está "profundamente preocupada" respecto a la situación actual en Corea.
China propuso "la realización de consultas de urgencia entre los jefes de delegaciones de las negociaciones de los Seis a principios de diciembre en Pekín, para intercambiar puntos de vista sobre los temas de gran preocupación actualmente", declaró Wu Dawei, jefe de la delegación china en dichas negociaciones.
Ante esta demanda, Japón respondió que la examinaría "con prudencia", manteniendo la cooperación con Corea del Sur y Estados Unidos, informó el domingo Tetsuro Fukuyama, uno de los responsables en el gabinete, citado por la agencia Jiji Press.
Algunas horas antes, el presidente surcoreano Lee Myung-Bak había pedido a Pekín adoptar "una posición más justa y más responsable en sus relaciones con las dos Coreas".
El gobierno chino ha sido criticado por su actitud calificada de conciliadora respecto a Corea del Norte, tras el ataque de Pyongyang a una isla surcoreana, que Pekín no ha condenado.
Cinco días después de los disparos de obuses sobre la isla de Yeonpyeong, que causaron cuatro muertos, Seúl y Washington comenzaron el domingo maniobras militares conjuntas en el mar Amarillo, deliberadamente más importantes que en las operaciones anteriores.
Ante estos ejercicios aeronavales, en los que participa un portaaviones estadounidense, Pyongyang prometió responder "sin piedad" a cualquier intrusión en su espacio marítimo soberano. El régimen estalinista advirtió de las "consecuencias imprevisibles" de estas operaciones en sus costas.
Estas aguas están en el punto de mira de Pekín, que se dijo "opuesto a toda acción militar no autorizada en el interior de la zona económica exclusiva de China".
Según un portavoz del Pentágono, estas operaciones "son de naturaleza defensiva y destinadas a reforzar la disuasión contra Corea del Norte" y "no están dirigidas contra China".
La pieza clave del dispositivo aeronaval es el portaaviones nuclear "George Washington", que puede transportar 75 aviones, entre ellos los caza-bombarderos.
Junto al portaaviones, también han sido enviados cruceros lanzamisiles "USS Cowpens" y "USS Shiloh", destructores lanzamisiles "USS Lassen", "USS Stethem" y "USS Fitzgerald".
Washington también proporciona un "E8 Joint-STARS", un avión de comando y de vigilancia de blancos terrestres.
"Este avión va a vigilar los blancos (potenciales) terrestres del ejército norcoreano", explicó un alto responsable del gobierno surcoreano, citado por la agencia Yonhap.
Corea del Sur participa a su vez con seis buques de guerra, entre ellos un destructor lanzamisiles de 7.600 toneladas equipado con el sistema Aegis, dos destructores de 4.500 toneladas, fragatas y elementos aéreos de lucha contra submarinos, según su estado mayor general.
Pyongyang ha desplegado misiles tierra-aire cerca de su frontera marítima en disputa con Corea del Sur, informó la prensa surcoreana el domingo.
Estos misiles antiaéreos SA-2, guiados por radar, parecen tener como objetivo potencial los aviones de guerra surcoreanos que volaran demasiado cerca de la frontera marítima, señaló una fuente gubernamental citada por la agencia Yonhap.
Un ruido de explosiones resonó este domingo cerca de la isla de Yeonpyeong. Un portavoz del ministerio surcoreano de Defensa indicó a la AFP que estas detonaciones alejadas, procedentes de Corea del Norte, podían ser disparos de artillería.
Estas explosiones llevaron a las autoridades a ordenar a los residentes de la isla dirigirse temporalmente a los refugios de defensa. Las autoridades también pidieron a los periodistas que salieran de la isla, por miedo a una "acción provocadora" de Corea del Norte.
©AFP
Comentarios