Vecinos contradicen la versión de mujer secuestrada durante 10 años

Univision.com | May 22, 2014 | 6:18 PM

SIGUIENTE:

Algunos no creen la historia de una mujer de 25 años quien dijo estar secuestrada durante una década.

Algunos residentes de Bell Gardens están atónitos por la versión de la mujer en California que denunció haber estado secuestrada por 10 años, conocida como Laura Medrano, pero cuyo nombre verdadero es Mayra Delgado, de 25 años de edad.
“Ellos vivían una vida muy bonita. La mayoría de los vecinos estamos con él”
La víctima contó a la Policía que fue secuestrada cuando tenía 15 años por quien fuera pareja de su madre, Isidro García, en un parque de Santa Ana. Aseguró también que la violó, la obligó a casarse con él y procreó una hija, Guadalupe, de 3 años.
Sin embargo García es identificado por sus vecinos como un hombre trabajador, respetuoso y que siempre dio el mejor trato a su pareja.
Es por ello -según revelan medios locales- que cuestionan la veracidad sobre la versión del secuestro, y anunciaron que recabarán firmas o asistirán a las audiencias en la corte para testificar a favor del acusado.
"Sí firmaría por él, porque para mí es difícil de creerlo, él trabajaba mucho, la trataba como reina, le compraba lo que quería", dijo Erika Sánchez, vecina de la pareja.

SIGUIENTE:

La mujer fue secuestrada cuando tenía 15 años y tuvo un hijo con su captor.

Su madre, María Sánchez, también los conoció. "Lo que yo le puedo decir es que él no la secuestro. Ellos vivían una vida muy bonita. La mayoría de los vecinos estamos con él", dijo Sánchez.
Sánchez, quien convivió en varias fiestas de la familia, contó que jamás escuchó algún altercado en el apartamento de la pareja, cuyas ventanas colindan con el patio de su casa.
Aseguran que ella veía a su madre
Por su parte María R., quien vive en el mismo edificio de apartamentos y cuidaba a la hija de la pareja, Guadalupe, asegura que por mucho tiempo Mayra Delgado tuvo comunicación con su madre, Rosa Cedeño, quien recién se mudó de San Francisco a Anaheim.
"Cada fin de semana Laura se iba para allá, a Anaheim. Tomás la llevaba a Anaheim para que estuviera con ella todo el fin de semana y los domingos por la noche iba por ella", reveló la vecina al portal La Opinión, quien recuerda la alegría con la que Delgado le contó que su madre regresaría al Sur de California.
"Decía: 'Mi mami ya se viene a vivir aquí'", cuenta la niñera. "Ella pasó el 10 de mayo con su mamá"

SIGUIENTE:

Pasó 10 años presuntamente secuestrada, pero encontrar a su hermana en Facebook le dio valor para huir.

Así lo confirman las fotos que Delgado publicó en internet el 11 de mayo. Sonrientes, Delgado, Cedeño y su hermana, posan abrazadas. En otra imagen, Cedeño sostiene en las piernas a Guadalupe.
La vecina cuenta que Cedeño y su expareja, García, tenían una mala relación, porque él la dejó por irse a vivir con su hijastra. "La mamá estaba molesta con Tomás por lo que pasó hace diez años. Sí, se fue la chamaca, se la llevó (García), pero no para darle mala vida", continuó.
Pese a estas versiones, la Policía de Santa Ana ha defendido el relato de la supuesta víctima, indicando que la gente no ha visto "la fotografía completa".
"Eran una familia feliz"
De acuerdo con AP, los vecinos estaban pasmados. Describieron a la pareja al parecer feliz. Cuidaban con esmero a su hija menor y les gustaba realizar fiestas en su departamento de un barrio obrero de Bell Gardens.
Rita Salazar, quien también conoció a la mujer acusadora, también dijo estar dispuesta a unirse a sus vecinos y apoyar a García. "Ella tuvo la oportunidad de huir varias veces. Lo que ella dice es mentira", indicó.
Muchos no podían creer las acusaciones de que "Laura" había sido raptada una década antes. "Eran una familia feliz", dijo Xochitl Castillo a BBC Mundo. "No era una prisionera".
Sin embargo la víctima dijo a los medios que los diez años que pasó junto a García fueron una pesadilla
En una entrevista con el canal de televisión KABC, la mujer declaró entre lágrimas que cuando fue secuestrada era apenas una adolescente indefensa y sólo podía hacer lo que García deseaba. "No tuve vida en estos diez años", denunció.
Reconoció que sus vecinos pensaban que su secuestrador era un buen hombre porque trabajaba duro para ella y su hija y "me compraba todo lo que quería".
"Pero yo necesito el amor de mi familia, no cosas", agregó.
©Univision.com
Commentarios