Sterling avisa a la NBA que no pagará la multa de $2.5 millones

EFE | May 16, 2014 | 4:03 AM

Demandará a la liga si no se establece un verdadero proceso

El dueño de los Clippers de Los Ángeles, Donald Sterling, que está inhabilitado de por vida de cualquier actividad en la NBA, comunicó a la oficina del comisionado que no pagará la multa de 2.5 millones de dólares que le fue también impuesta por sus comentarios racistas.
“La propiedad de los Clippers para Sterling está en manos de otros 29 dueños de la NBA”
De acuerdo a varias fuentes periodísticas, los abogados de Sterling ya le han hecho llegar al comisionado de la NBA, Adam Silver, su intención de llevar el caso de su cliente ante los tribunales.
La postura de Sterling confirma lo que varios analistas juristas habían anticipado, que el dueño de los Clippers está listo para dar la batalla en la defensa de sus intereses y de la propiedad del equipo.
Sterling, que fue castigado por haber hecho unos comentarios racistas contra los afroamericanos en una conversación privada con su amante que fue grabada de forma ilegal y luego dada a conocer a través de varios medios por internet, tendría que haber pagado esta misma semana la multa, que le fue impuesta por Silver el pasado mes.
Siempre de acuerdo a las mismas fuentes periodísticas, en una carta que el abogado Max Blecher envió al comisionado en nombre de Sterling, adelanta de forma clara que demandarán a la liga si no se establece un verdadero proceso en el caso que afecta a su cliente.
Silver anunció el mismo día que le impuso la inhabilitación y multó a Sterling, que buscaría el apoyo de los dueños para obligarle a que vendiese el equipo.
Sterling se diculpó y dijo que cometió un "error"
Según una información ofrecida por SI.com, la carta del abogado de Sterling, que fue enviada el miércoles, señala que “no hay castigo garantizado”, en referencia al que ya ha recibido de forma automática su cliente.
Además, en la carta también se asegura que Sterling no ha violado la constitución de la NBA, mientras que sus “derechos si fueron violados durante el proceso” de los cuatro días que duró la investigación de la liga para determinar la veracidad de los comentarios racistas que hizo el dueño de los Clippers.
“Soy un buen miembro de la NBA que cometió un error”, declaró Sterling, de 80 años, a la cadena de televisión CNN a principios de esta semana. “¿Tengo derecho a un error, después de 35 años? Quiero decir, me encanta mi liga, amo a mis socios. ¿Tengo derecho a un solo error? Es un tremendo error, y nunca voy a hacerlo de nuevo”.
La capacidad de Sterling permanecer como dueño de los Clippers está en manos de otros 29 dueños de la NBA, que se espera que voten sobre el asunto.

La mujer al centro del escándalo de los Clippers ahora enfrenta acusaciones de haber extorsionado a su presunto novio Donald Sterling.

Se necesita una mayoría del 75 por ciento para que el comisionado pueda obligar a Sterling a vender el equipo, algo que también podría ser llevado a los tribunales.
Mientras, la liga ya ha nombrado como director general de la franquicia a Dick Parsons, al que también se la ha descubierto que tiene una hija de seis años fuera de su matrimonio, para que se encargue de llevar la gestión de los Clippers.
©EFE
Comentarios