El Senado de Florida aprobó una ley que da matrículas de residentes a dreamers

EFE | May 01, 2014 | 7:34 PM
El Pleno del Senado de Florida aprobó este jueves el proyecto de ley que otorga matrículas universitarias como residentes a decenas de miles de dreamers, que pasa ahora a la Cámara de Representantes para su ratificación este viernes.
“Los estudiantes indocumentados se ven obligados a pagar un precio tres o cuatro veces superior”
Por 26 votos a favor y 13 en contra, los legisladores dieron luz verde al proyecto de ley HB851 en una histórica sesión en Tallahassee, capital del estado, tras varias enmiendas introducidas por dos senadores.
En caso de ser finalmente aprobado este proyecto de ley, Florida se convertiría en el vigésimo primer estado que establece algún tipo de beneficio en la matrícula universitaria a los inmigrantes indocumentados, después de que Virginia hiciese lo propio esta misma semana.
"Falta el voto final de la Cámara de Representantes, pero el voto de hoy ha sido el más importante porque era en el Senado donde se habían puesto más obstáculos" a esta ley que beneficiará a unos 200.000 estudiantes, dijo a Efe Kathy Bird, coordinadora de la Organización de Inmigrantes de Florida.
Bird se mostró confiada en que la votación de este viernes en la Cámara de Representantes ratificará de forma contundente esta aspiración de años que cumple el sueño de miles de jóvenes estudiantes indocumentados: el acceso a matrículas universitarias estatales como residentes.
El precio de una matrícula universitaria como residentes cuesta una cuarta parte de lo que pagan estudiantes indocumentados o de fuera del estado de Florida.
Tras el debate y aprobación en el Senado del proyecto de ley elaborado por la Cámara de Representantes, el camino para la entrada en vigor de esta histórica medida largamente reclamada queda expedito.
Gobernador pide "acción inmediata"
El gobernador de Florida, Rick Scott, ya dejó claro que firmaría el proyecto de ley tan pronto como llegase a sus manos, lo que sucederá una vez que los representantes voten el viernes.
Junto con los exgobernadores Jeb Bush y Bob Martínez, Scott ha abogado por una "acción inmediata" que permita a los estudiantes que han vivido su infancia en Florida beneficiarse de "la misma tarifa de matrículas universitarias que pagan sus compañeros de clase", precisó recientemente a Efe Frank Collins, portavoz de la gobernación.
"El Senado hizo lo correcto, ahora esperamos que los mismos representantes que votaron el proyecto de ley en la Cámara la primera vez, lo vuelvan a hacer", subrayó Bird, para añadir: "Hemos estado en esta lucha durante más de diez años. Ya es hora. No se puede esperar un día más".
Idéntica confianza en el voto final de la Cámara de Representantes expresó Francesca Meneses, directora de política de la citada organización proinmigrante, quien dio casi por hecho que los mismos "representantes que votaron previamente a favor de la matrícula estatal, lo vuelvan a hacer".
En su opinión, esta ley "va a cambiar" la vida de los "soñadores" y sus familias y amigos. "Esperamos que llegue al escritorio del gobernador Scott antes de que termine la sesión", apuntó.
Matrícula universitaria en Virginia
Esta aprobación llega después de que los dreamers de Virginia recibiesen este martes con entusiasmo el dictamen, vinculante, del fiscal general del estado, el demócrata Mark R. Herring, a favor de concederles las ventajas económicas de la matrícula universitaria, extensibles a los jóvenes indocumentados beneficiarios del programa gubernamental de la Acción Diferida (DACA).
Los estudiantes indocumentados de Florida se ven obligados, actualmente, a pagar un precio tres o cuatro veces superior al de los residentes legales por la matrícula estatal universitaria.
El proyecto de ley ofrece las ventajas de la matrícula estatal a los estudiantes indocumentados que asistieron a una escuela de secundaria en Florida durante tres años y concluyeron sus estudios.
Antes de acceder a estos beneficios, los estudiantes indocumentados deben hacer una declaración jurada de que van a solicitar la regularización de su estatus migratorio.
©EFE
Comentarios