Twitter rescata las primeras palabras de los famosos

EFE | Mar 21, 2014 | 5:33 PM
A las 15:04 horas del 29 de abril de 2007, el entonces senador por Illinois Barack Obama aprovechaba su primer tuit para pedir firmas por el fin de la Guerra de Irak. Cuatro años después ordenaba la retirada de los últimos soldados como presidente de Estados Unidos.
“Muchas veces 140 caracteres son suficientes para dejar entrever un estado de ánimo”
Históricos, insignificantes, ingeniosos o confusos. Así fueron los primeros mensajes que escribieron en Twitter Obama, el papa Francisco, Paul McCartney, Cameron Díaz o el fallecido Hugo Chávez. Twitter cumple ocho años y para celebrarlo tira de la nostalgia con una herramienta que rescata el primer tuit de sus usuarios.
Hasta ahora había que tener mucha voluntad y mucho tiempo libre para husmear en los perfiles de Twitter ajenos. Era obligado desplazar la barra lateral hacia abajo pasando por cada uno de los mensajes, miles en muchos casos, del más reciente al más antiguo.
Por ejemplo, para saber cuáles fueron los primeros 140 caracteres de la cantante Kate Perry, que ostenta el récord de seguidores en Twitter con más de 50 millones, había que leer antes los 5.444 tuits que había escrito desde que se unió a la red social en febrero de 2009.
Por su octavo aniversario, Twitter ha querido facilitar las pesquisas a sus usuarios con una sencilla aplicación que ha revolucionado la red social en las últimas horas: nadie ha podido contener la curiosidad por saber qué fue lo primero que dijo en ese mundo desconocido e intrigante que se abría tras un simpático pajarito azul en 2006.
Para conocer las primeras palabras de una persona, famosa o no, en esta red social sólo es necesario iniciar sesión y después acceder a una página (https://discover.twitter.com/first-tweet) en la que al escribir el nombre de usuario aparece inmediatamente su primer mensaje con todos los datos: hora,fecha, retuiteos y favoritos.
Aunque Twitter siempre ha tenido un tono más profesional que su rival Facebook, muchas veces 140 caracteres son suficientes para dejar entrever un estado de ánimo o para que alguien no pueda evitar explicarle al resto del mundo detalles tan prosaicos como lo que ha cenado o lo aburrida que está siendo su noche de sábado.
Esto es lo que le ocurrió al senador republicano John McCain, quien, tras haber sido derrotado por Obama en las presidenciales de 2008, trató de hacer de tripas corazón con su primer mensaje en Twitter.
Tres días después de la flamante inauguración del entonces popularísimo primer presidente afroamericano de Estados Unidos, McCain se estrenó en la red social con una frase impregnada de decepción: "Estoy trabajando en mi oficina del Capitolio hoy".
Pero, si en estos ocho años de "hashtags" (etiquetas) y "trending topics" (temas del momento) ha habido una incorporación a Twitter comentada, esa fue la de Benedicto XVI, convertido en primer papa tuitero a las 12:00 horas, del 12 del 12 de 2012, para adaptar la divulgación del Evangelio a los tiempos modernos.
Sin embargo, tuvo que llegar un nuevo papa, Francisco, para que la cuenta @Pontifex ganara en cercanía y viera disparada su popularidad.
"Queridos amigos, os doy las gracias de corazón y os ruego que sigáis rezando por mí. Papa Francisco", escribió el carismático primer papa latinoamericano el 17 de marzo del año pasado, tras su primera aparición ante los fieles en la plaza de San Pedro del Vaticano.
Las cuentas de Twitter son un reflejo de la personalidad de sus dueños, como evidencia el campechano primer mensaje del fallecido presidente venezolano Hugo Chávez: "Epa que tal? Aparecí como lo dije: a la medianoche. Pa Brasil me voy. Y muy contento a trabajar por Venezuela. Venceremos!!", escribió a las 00:43 del 28 de abril de 2010.
Pero para franqueza la del presidente ecuatoriano, Rafael Correa: "Hola a tod@s, estoy en una reunión + aburrida q bailar con la suegra, luego les escribo, l@s quiero mucho, sobre todo a l@s envenenad@s!", dijo en un tono y lenguaje informal el 29 de julio de 2011.
Más tierno fue el debut de Roberto Gómez Bolaños, el entrañable Chespirito, en mayo de 2011. "Hola. Soy chespirito. Tengo 82 años, y ésta es la primera vez que tuiteo. Estoy debutando. ¡Síganme los buenos!".
Algunos mucho más jóvenes que él tardaron mucho más en sumarse a la red social, como la actriz Cameron Díaz, que tan sólo a finales del año pasado aterrizó en el mundo de los 140 caracteres con un mensaje que parece escrito más bien en 2006, cuando nadie sabía exactamente qué era eso del Twitter: "Acabo de conseguir una nueva aplicación muy cool llamada Twitter. Twelloooo!!!", escribió.
Más acertados estuvieron el músico Paul McCartney, que se incorporó deseando "buenas noches" a Nueva York, o el piloto español Fernando Alonso, quien captó enseguida la gran utilidad que iba a tener esa nueva red social para los personajes públicos como él: "Hola a todos...! Os invito a conocerme sin intermediarios...;)))! Empezamos..", dijo.
Más ingeniosos o menos, lo que está claro es que cualquiera de estos mensajes iniciales supera en creatividad a los de los fundadores de esta red social que ya tiene más de 218 millones de usuarios activos en todo el mundo.
Evan Williams, Biz Stone y Jack Dorsey no le dieron muchas vueltas a su primer mensaje, pero con la simplona frase, "Sólo ajustando mi twttr", dieron paso hace ocho años a una red social que ha cambiado la forma de informarse, de hablar e incluso de hacer la revolución.
©EFE
Comentarios