José Henríquez, el guía espiritual

Univision.com | Nov 15, 2010 | 6:23 PM

Elegido por Dios

José Henríquez fue el que cumplió la misión de ser el guía espiritual del grupo de 33 mineros que hace poco más de un mes fue rescatado de la mina San José en Copiapó, Chile.
Este es el vigésimo octavo artículo de la serie "33 historias de esperanza" que serán publicados durante 33 días, con la vida de cada uno de los mineros rescatados en Chile.
Con 56 años de edad, una esposa y dos hijos, Henríquez asumió a la perfección el rol de mantener la estabilidad emocional a través de la imagen de Dios. Es el único minero evangélico dentro de los 33.
Y parece que efectivamente se hubiera tratado de una misión divina: dentro de los planes de Henríquez estaba dejar la mina porque “ese cerro está malo” se le oyó decir antes de la tragedia convertida en milagro.
Además, Henríquez había sufrido de varios incidentes al interior de las minas: alguna vez sacó a compañeros por emanaciones de gases, pero antes apenas y pudo salvar la vida al escapar de un aluvión al pie de una mina, mientras él se encontraba al interior con su hermano y su papá.
El primero en volver
Fue el número 24 en salir de su refugio obligado. A Henríquez se le reconoce, además de su fervorosidad, el gusto por tocar instrumentos como la guitarra y el acordeón.
Así como 33 fueron los mineros que quedaron atrapados bajo la mina, 33 son los años que José lleva en el oficio.
Y tras el apoteósico rescate, José Henríquez fue el primer minero en volver a pisar los terrenos donde estaba asentada la mina de San José, y de lo que fuera el campamento La Esperanza, donde los familiares de los mineros esperaban la conclusión de las operaciones.
“El Pastor”, como era llamado por sus compañeros, quiso conocer cómo fue que los familiares esperaron a que se llevara a cabo el rescate.
Luego, Henríquez afirmó que por la necesidad de seguir trabajando, se mantendrá en esta profesión de alto riesgo, además de que se dice minero de corazón y afirma extrañar lo que hay bajo las minas.
Y aunque para todos siempre será el que los guió espiritualmente bajo la mina, puesto que él dirigió las oraciones que se hicieron bajo tierra mientras duró el encierro, “El Pastor” dice con toda humildad que el mote de “Guía Espiritual” le parece demasiado.
©Univision.com
Comentarios