Cuál fue el último favor que le concedieron a El Chapo

Univision.com | Mar 07, 2014 | 5:51 PM

SIGUIENTE:

Al parecer, al ‘capo de capos’ le permitieron el privilegio de hablar cinco minutos por teléfono con su esposa.

Cuando Joaquín Guzmán Loera arribó al hangar de la Secretaría de Marina en la ciudad de México, lo hizo escoltado por varios elementos, pero no lo acompañaba su esposa, pese a que las versiones de su captura describen que al momento de la detención ella se encontraba con El Chapo.
“Guzmán Loera saludó a su mujer y dijo que estaba bien. Preguntó cómo estaban ella y sus hijas”
Durante el traslado de Guzmán Loera en una aeronave de la Armada de México, procedente de Mazatlán, Sinaloa, el narcotraficante había sido vendado de los ojos.
Cuando le quitaron la venda le ofrecieron una botella de agua que el capo se terminó inmediatamente, según describe una reconstrucción de los hechos publicada por el diario Excélsior.
Momentos después un funcionario federal le permitió comunicarse con su esposa, Emma Coronel Aispuro.
"Cuando le preguntaron cómo se sentía, primero respondió: '¿Mande?' Cuando le repitieron la pregunta, contestó: 'Bien, nomás la presión, que a veces se sube y a veces se baja'", añade el relato.

SIGUIENTE:

Varios analistas están suspicaces porque no hubo disparos ni han mostrado los bienes decomisados al capo.

Un funcionario del Gobierno mexicano le informó que no presentarían cargos contra su esposa, su cocinera y la nana de sus dos hijas más pequeñas.
Según la versión oficial, las tres mujeres y las dos niñas se encontraban con el capo cuando fue capturado en los Condominios Miramar en Mazatlán.
"Sólo tienes cinco minutos"
Pero, ¿de qué habló el líder del Cártel de Sinaloa con la madre de sus dos hijas gemelas, las más pequeñas?... La narración cuenta que el capo trató de tranquilizar a su pareja y asegurarle que podría trasladarse a donde ella quisiera.
El funcionario también le dijo a El Chapo que ellas se encontraban bien y que podrían trasladarse a donde quisieran.
'¿Me lo garantiza, licenciado?', preguntó El Chapo. En respuesta el funcionario sacó un celular y marcó un número. Pidió que le comunicaran con Emma Coronel y le pasó el teléfono a El Chapo. "Sólo tienes cinco minutos", le advirtió.
Según la crónica de Excélsior, Guzmán Loera saludó a su mujer y dijo que estaba bien. Preguntó cómo estaban ella y sus hijas.
Luego respondió: "Un licenciado ofreció llevarlas a donde tú quieras. Si quieres ir al rancho o a un centro comercial, ya tú les dices". A los cinco minutos justos, le fue retirado el celular.
©Univision.com
Commentarios