El papa emérito Benedicto XVI rompió el silencio y habló de Juan Pablo II

Univision.com | Mar 07, 2014 | 1:01 PM

Es la primera entrevista que el pontífice alemán concede desde que dejó el trono de San Pedro.

Poco más de un año después de anunciar su dimisión al trono de San Pedro, el papa emérito Benedicto XVI rompió el silencio para recordar de su predecesor, el papa polaco Juan Pablo II, quien gobernó la Iglesia entre 1978 y 2005.
“Por su dolorosa experiencia, le resultaba claro que era necesario combatir ese tipo de liberación.”
Benedicto XVI le concedió una entrevista al periodista Wlodzimiers Redzioch para el libro “Junto a Juan Pablo II. Los amigos y colaboradores cuentan”, que recopila 21 entrevistas con 21 personas cercanas al beato Karol Wojtyla, que será nombrado santo en una ceremonia prevista para el 27 de abril en la Basílica de San Pedro.
"Me parecía cada vez más claro, en los años que colaboré con él, que Juan Pablo II era un santo”, dijo Benedicto XVI (Joseph Ratzinger) en un extracto del libro anticipado este viernes y citado por la agencia Notimex.
Ratzinger ocupó el cargo de cardenal prefecto de la Congregación para la Doctrina de la Fe (ex Santo Oficio) durante gran parte del reinado de Juan Pablo II hasta que fue electo Papa en el Cónclave de 2005.
El papa Emérito recordó durante la entrevista con Redzioch el primer encuentro con Wojtyla, en el Cónclave durante el cual fue elegido Juan Pablo II en 1978 (tras la muerte de Juan Pablo I (cardenal Albino Luciani), y aseguró que, desde el inicio, sintió una “gran veneración y una simpatía cordial” por el entonces arzobispo de Cracovia, Polonia.
“En el pre-cónclave de 1978 él analizó para nosotros de forma asombrosa la naturaleza del marxismo. Pero sobre todo percibí en seguida con fuerza la fascinación humana que él emanaba y, de como rezaba, advertí cuan profundamente estaba unido a Dios”, apuntó Ratzinger durante la entrevista.
Juan Pablo II fue electo como el 264 Papa de la Iglesia católica y jefe de Estado de la Ciudad del Vaticano en octubre de 1978. Eligió el nombre en homenaje a su antecesor, que gobernó apenas 33 días y cuya muerte dio lugar a una serie de conjeturas y que todavía no han sido del todo aclaradas.
Ratzinger confesó que uno de los problemas más importantes que le tocó afrontar junto a Juan Pablo II fue la Teología de la Liberación, una corriente de pensamiento que se difundió en los años 70 y 80 en América Latina.
La Teología de la Liberación La Teología de la Liberación surgió luego del Concilio Vaticano II y la Conferencia de Obispos de Medellín, Colombia, en 1968 y fue impulsada por los sacerdotes Gustavo Gutiérrez, Leonardo Boff, Jon Sobrino, Camilo Torres Restrepo, Pablo Richard y Manuel Pérez Martínez.
Los defensores de esa corriente de pensamiento fueron sancionados por el Vaticano.
Benedicto XVI aseguró que esa teología pretendía convertir a la fe cristiana como “motor de un movimiento revolucionario” y transformarla en una “fuerza de tipo político” porque las tradiciones religiosas eran puestas “al servicio de la acción política”.
El papa alemán también advirtió que eso “debilitaba el verdadero amor por los pobres” y por ello eran una “falsificación de la fe cristiana” a la cual era necesario oponerse justamente por amor a los pobres y en pro del servicio que debe ser brindado a ellos.
“Sobre la base de las experiencias en su patria polaca, el Papa Juan Pablo II nos ofreció precisiones esenciales. Por un lado él había vivido la esclavización actuada por aquella ideología marxista que fungía de madrina a la Teología de la Liberación”, explicó Ratzinger.
“Por su dolorosa experiencia, le resultaba claro que era necesario combatir ese tipo de “liberación”. Por otra parte, justo la situación de su patria, le había mostrado que la Iglesia debe verdaderamente actuar por la libertad y la liberación”, agregó.
Ratzinger también se refirió a la devoción de Juan Pablo II a la Virgen y que de su “intensa relación con Dios” provenía su alegría, en medio de las “grandes fatigas” que debía pasar, y la “valentía” con la cual cumplió su tarea “en un tiempo realmente difícil”, dijo Notimex.
Karol Wojtyla nació en Wadowice, Polonia, el 18 de mayo de 1920. A los 9 años hizo la Primera Comunión, y a los 18 recibió la Confirmación.
En 1939 trabajo en una cartera durante la ocupación nazi y también en una fábrica química para ganarse la vida y evitar la deportación a Alemania.
En 1948 se doctoró en teología y en 1958 fue nombrado Obispo Auxiliar de Cracovia por el papa Pío XII. Pablo VI lo nombró cardenal en junio de 1967.
Durante su reinado realizó 104 viajes, dejó 14 Encíclicas y 45 Cartas pastorales. El 13 de mayo de 1981 sufrió un atentado en la Plaza de San Pedro cuando el turco Megmeh Ali Agca le disparó durante un recorrido por el atrio de la Basílica de San Pedro.
Tras recuperarse de las heridas, el Papa viajó a Fátima para darle las gracias a la Virgen en ese santuario mariano de Portugal.
©Univision.com
Comentarios