California asigna 18 millones a las escuelas más pobres

EFE | Jan 17, 2014 | 5:23 PM
LOS ÁNGELES - La Junta de Educación de California destinó más recursos a las escuelas públicas con el fin de apoyar a los estudiantes de inglés de origen inmigrante, una demanda muy reclamada por diferentes grupos comunitarios y educativos.
“La nueva legislación es el resultado de más de 10 años de investigación.”
En la reunión, que comenzó desde las 8 de la mañana y tuvo la participación de más de 300 representantes de la comunidad, la SBE reglamentó la distribución de 18 mil millones de dólares propuestos por el gobernador Jerry Brown para favorecer a las escuelas con estudiantes más pobres en los próximos años.
Brown pidió hoy en la reunión usar "una combinación de rigor e imaginación" en la reglamentación de la nueva ley. "No se trata de poner esto en (un sistema) de piloto automático", señaló al pedir suficiente autonomía para las juntas locales.
En el presupuesto presentado por el gobernador para el año fiscal 2013-2014 hay 4.5 millones de dólares adicionales para aquellas escuelas con mayoría de estudiantes que están aprendiendo inglés y considerados de bajos recursos según la norma federal.
Conocida como Fórmula de Control para Financiación Local (LCFF), la nueva legislación "es el resultado de más de 10 años de investigación", dijo a Efe Carolyn Chu, de la Oficina de Analistas Legislativos (LAO), una organización no partidista sin ánimo de lucro.
"Esta legislación fue la culminación de más de una década de trabajo en políticas e investigación en el sistema de financiación de las escuelas de kínder a preparatoria de California", destacó Chu.
Entre los principales criterios de la SBE para asignar los recursos están el porcentaje de estudiantes que reciben clases especiales de inglés, así como el de aquellos que califican para el subsidio de alimentación escolar por bajos ingresos.
Sandra Thorstenson, superintendente del Distrito Unido de Preparatoria de Whittier, al este de Los Ángeles, manifestó hoy a Efe su apoyo a las medidas estudiadas por la SBE y aseguró que "garantizarán una efectiva transparencia" en el manejo de los fondos.
Los distritos donde predominan las escuelas más pobres y con mayoría de estudiantes hispanos, en general están de acuerdo con la implementación de la nueva ley según manifestaron algunos de ellos.
"Aunque es muy compleja y en muchos casos exige esfuerzos administrativos iniciales para cumplir los requisitos de asignación, esta nueva ley sin duda favorece enormemente las escuelas más pobres donde muchos de los estudiantes son hispanos", explicó hoy a Efe Arnulfo Gómez, asesor del Distrito Escolar de Long Beach, al sur de Los Ángeles.
El Departamento de Educación de California reconoció recientemente que el sistema para calcular los pagos que ordena la ley "es extraordinariamente complejo y LCFF irá agregando niveles de complejidad adicional durante los ocho años de su período de implementación".
No obstante, representantes de otros distritos han manifestado su preocupación por la pérdida de fondos con el nuevo sistema de distribución.
Para Philip Weise, miembro de la Junta del Distrito Escolar Unificado del Sur de San Francisco, la nueva medida "tiene un impacto negativo en nuestro distrito", pues se le equipara con otros distritos del área, con mejores ingresos.
En sus proyecciones de presupuesto, el distrito Escolar Elemental Burlingame, al sur de San Francisco en el área de la Bahía, calculó una disminución aproximada de 140.000 dólares en el año académico 2013-14.
Por su parte, los sindicatos de maestros han comenzado a presionar para que los aumentos del presupuesto se reflejen en mejores salarios, grupos más pequeños y programas de educación temprana y de educación para adultos.
"A los estudiantes en este distrito no se les deben quitar los profesores y profesionales experimentados mientras el superintendente gasta millones en proyectos irrelevantes", reclamó Warren Fletcher, presidente de UTLA, el sindicato de maestros de Los Ángeles.
Fletcher resaltó que el Distrito Escolar Unificado de Los Ángeles logró un incremento de 5.8% por estudiante para el presupuesto 2013-14 y espera un incremento de 10% por alumno para el 2014-15, al anunciar que el sindicato pedirá un aumento de salario de 17.6%, entre otras demandas.
©EFE
Commentarios