Whitney Houston, atrapada por las drogas

Univision.com | Mar 30, 2006 | 12:00 AM
En los noventa, Houston vendió más de 100 millones de copias de sus producciones discográficas, a lo largo de su carrera ganó 21 premios de la música -incluyendo seis Grammys-, y hace apenas un año era la reina indiscutida de la música. Ahora, dijo su cuñada, su vida pende de un hilo.
Lo cierto es que Houston no puede vencer su adicción a las drogas, y ya lleva gastada una fortuna en medicamentos para intentar calmar su ansiedad. En sus últimas apariciones públicas se la ha visto ojerosa, excesivamente delgada, sin coordinación de movimientos y algo ausente.
Su cuñada, contó al diario "The Sun" cómo pasa los días la cantante del hit "I wanna dance with somebody": encerrada en una habitación, acompañada por montañas de basura que recoge de las calles y en el más absoluto abandono.
Según parece, Houston tiene un mal llamado Síndrome de Diógenes, por el cual las personas se encierran y comienzan a manifestar comportamientos extremadamente huraños.
El diario muestra fotos en las que se ve a la bella cantante irreconocible: delgada, con ojeras, demacrada y triste en su mansión de Atlanta. La familia, al parecer, ha dado a conocer el caso porque teme que en poco tiempo la estrella termine con su vida.
La popularidad, la fama y la fortuna parecen no llenar a Whitney: aunque es una de las cantantes más populares y queridas del mundo, ha elegido encerrarse en una habitación porque las drogas la han llevado a padecer el llamado "Síndrome de Diógenes".
Las personas que padecen de este síndrome eligen el aislamiento y no salen a la calle, abandonan los hábitos de higiene, acumulan grandes cantidades de basura en sus casas y aunque estén rodeados de comodidades viven como un indigente.
Precisamente, el nombre de la enfermedad hace referencia al filósofo griego Diógenes Sínope, quien tenia la teoría de que había que llevar una vida de ermitaño pobre, libre de cualquier atadura material.
Por lo general, este síndrome se da en ancianos o en personas que están deprimidas porque han perdido a un ser querido. Pero en el caso de la estrella, es su adicción a las drogas lo que la ha conducido a recluirse entre cuatro paredes y a juntar basura como si fuera una homeless.
El diario "The Sun" relata que la cantante, que protagonizó la popular película "El guardaespaldas" con Kevin Costner, solo sale a la calle para juntarse con indigentes y drogarse en callejones oscuros con ellos.
Houston es adicta a dos de las drogas más letales que se conocen: el crack y la heroína. El crack es el nombre popular de una sustancia que se obtiene convirtiendo el clorhidrato de cocaína en cristales que pueden fumarse, y que en un primer momento dan la sensación de euforia. Pero sus efectos en la salud pueden ser mortales.
El crack puede causar infarto cerebral seguido de muerte, pero además produce ansiedad, miedo, depresión, apatía, angustia, dolores de cabeza, dolores musculares, irritabilidad, insomnio, paranoia, pérdida de peso, infecciones pulmonares y distorsión en la vista. Como si esto fuera poco, es muy adictivo.
Pero la heroína es aún más adictiva: es un derivado de la morfina que se puede inyectar o inhalar y que tiene sume a los que la toman en un estado de sopor y abandono del que es difícil salir.
Las consecuencias de la heroína son gravísimas en el cuerpo. Entre otras cosas, produce oclusión de venas, infección de las válvulas del corazón y complicaciones pulmonares como neumonía. Los adictos suelen vivir en un estado de abandono total, y por compartir agujas para inyectarse están en riesgo de contraer Sida.
Para tratar la dependencia a ambas drogas es necesario recurrir a un tratamiento, ya que son tan adictivas que pueden hacer estragos en la mente de quien las consume. Mejor que arriesgarse, dicen los especialistas, es ni probarlas.
©Univision.com
Comentarios