Dónde está el aminoácido antidepresión

EFE | Sep 28, 2005 | 12:00 AM
Recientes investigaciones señalan que comer alimentos que tengan abundante cantidad de triptófano evitaría que las personas deban tomar antidepresivos.
Hay 22 aminoácidos esenciales, de los cuales 8 son indispensables, entre ellos el triptófano que el cuerpo no lo puede producir y se debe obtener a través de la dieta.
Este aminoácido se encuentra en el pavo, pollo, leche, queso, pescado, huevos, tofu, soya, semillas de ajonjolí y de calabaza, nueces, maní y mantequilla de maní.
Otra manera de suplir ese importante elemento es ingerir suplementos del mencionado aminoácido.
Los trabajos de los investigadores S. N. Young y H. M. Praag, desarrollados en Estados Unidos y publicados en Psychiatric Biology, establecen la correlación entre el nivel de triptófano y serotonina.
Sin embargo, advierten que si se ingiere mayores cantidades de triptófano pudiera éste no ser convenientemente aprovechado por el organismo humano. Por eso otra vez nos situamos en la delicada línea del equilibrio.
La serotonina es un neurotransmisor, por lo general una proteína, que se encarga de efectuar las conexiones entre las diferentes células (neuronas) que constituyen en su conjunto el cerebro.
Estudios en los últimos años demuestran que el aumento de serotonina en los circuitos nerviosos promueve una sensación de bienestar, relajación, mayor autoestima y concentración.
Por otra parte, la serotonina establece un balance con otros conocidos neurotransmisores como la dopamina y la noradrenalina, que están asociados con el miedo, la angustia, ansiedad, violencia, problemas alimenticios (sobre todo la obesidad y la compulsión para comer dulces) y trastornos del sueño.
La serotonina también es necesaria para elaborar la melatonina, una proteína que es fabricada en el cerebro en la glándula pineal y su función tiene que ver con la regulación del sueño.
También la serotonina tiene relación con el hábito del alcoholismo, el consumo de drogas y el hecho de jugar compulsivamente.
De acuerdo con las modernas investigaciones, los nuevos grupos de medicamentos antidepresivos actúan de alguna manera aumentando la serotonina dentro de las neuronas, y por ello son llamados inhibidores de la recaptación de serotonina.
Trabajos de investigación como los de S. N. Young y H. M. Praag vuelven a enfatizar la importancia de la serotonina y por ende el triptófano en el balance de todas las conexiones intracerebrales.
*El doctor Daniel Carpman es especialista en Medicina Interna y Dermatología.
©EFE
Comentarios