Christie promete cooperar con las investigaciones y reconoce que “decepcionó" a la gente

EFE | Jan 14, 2014 | 5:58 PM

SIGUIENTE:

El gobernador de Nueva Jersey tuvo que empezar su rendición de cuentas ofreciendo excusas por escándalos.

El gobernador del estado de Nueva Jersey, el republicano Chris Christie, se comprometió hoy a cooperar con todas las investigaciones sobre el escándalo en el que está implicada su oficina y otras revelaciones, tras reconocer que ha "decepcionado" a sus ciudadanos, quienes "merecen algo mejor".
“Christie pidió disculpas por el caso y cesó a su jefa adjunta de gabinete, Bridget Anne Kelly”
Christie comenzó su discurso anual sobre la situación del estado ante el Congreso estatal con una alusión al escándalo sobre la implicación de su oficina en el cierre parcial del tráfico de un puente como represalia política, al que se sumaron el lunes otras acusaciones que amenazan con dañar la carrera del gobernador.
"La última semana ciertamente ha puesto a prueba a esta administración. Claramente, se cometieron errores. Y como resultado, decepcionamos al pueblo que confiaba en nosotros para servirles. Sé que nuestros ciudadanos se merecen algo mejor. Mucho mejor", dijo Christie en su intervención en Trenton (Nueva Jersey).
"Soy el gobernador, y en último término soy responsable de todo lo que ocurra bajo mi mando, tanto lo bueno como lo malo. Sin duda, cooperaremos con todas las investigaciones pertinentes para asegurar que esta ruptura en la confianza no vuelva a producirse", agregó.
No obstante, el gobernador aseguró a los ciudadanos de Nueva Jersey que "lo que ha ocurrido" no define a su oficina, ni al estado y se comprometió a que "esta administración y esta legislatura no permitirán que se retrase el trabajo que tiene que hacerse para mejorar las vidas de la gente en Nueva Jersey".
Christie ha negado estar al tanto de la implicación de su oficina en el cierre parcial durante cuatro días, el pasado septiembre, del puente más transitado del mundo, el George Washington, que conecta la ciudad de Fort Lee (Nueva Jersey) con el Alto Manhattan (Nueva York), como represalia contra el alcalde de esta primera ciudad, el demócrata Mark Sokolich, quien no apoyó su campaña de reelección.
Habría represalias políticas
El pasado jueves, Christie pidió disculpas por el caso y cesó a su jefa adjunta de gabinete, Bridget Anne Kelly.
No obstante, dos diarios publicaron el lunes nuevos documentos que muestran otras posibles represalias políticas, como la cancelación de una serie de reuniones entre altos cargos del Gobierno estatal y el alcalde de Jersey City, el demócrata Steven Fulop, quien también rechazó apoyar la reelección de Christie.
Ayer también se supo que auditores federales están investigando si Christie hizo un uso inapropiado de fondos destinados a la reconstrucción de los daños causados por el huracán "Sandy", ocurrido en octubre de 2012, al gastar demasiado en una campaña de marketing sobre el turismo en el estado, que le mostraba a él con su familia.
Christie no hizo más menciones a la controversia durante el resto de su discurso, centrado en la recuperación económica del estado, la educación pública, la seguridad y la reconstrucción tras el paso de "Sandy", entre otros asuntos.
©EFE
Comentarios