Se va esfumando la esperanza de una reforma migratoria

EFE | Dec 17, 2013 | 1:27 PM
WASHINGTON - Cuando se acuerda de los niños que dejó en Cuautla, en el estado mexicano de Morelos, que ahora son adultos, a Jorge se le congelan las palabras.
“La mayor tiene 25 años, el que le sigue 23 y la más joven cumplió 20 hace unas semanas.”
La mayor tiene 25 años, el que le sigue 23 y la más joven cumplió 20 hace unas semanas. El único varón, incluso, tiene una bebé.
Jorge se despidió de su mujer en el verano de 2001 y sin documentación legal cruzó a Estados Unidos para trabajar en la construcción. Desde entonces, ha estado en Washington D.C., sin parar de trabajar y sin volver a ver a su familia.
Ahora, Jorge es uno de los inmigrantes que empiezan a perder la fe en la reforma migratoria integral prometida por los políticos.
"En puros engaños y mentiras lo traen a uno", dice Jorge, de 49 años, exhalando vapor debido al frío. "Es política de ellos. Uno con otro se echan la pelotita. Parece que ninguno se quiere hacer cargo de esto. No queda de otra más que andarse escondiendo".
La historia de Jorge es una de entre las millones que existen sobre inmigración en este país. La esperada reforma migratoria no ha sido aprobada y 2013 se va sin que muchos vean una posibilidad clara de que se regularice la situación de los indocumentados.
"Aquí la mayor parte de los compañeros son indocumentados", aseguró por su lado Conrado, hondureño de 62 años que desde hace 17 trabaja en la construcción en la zona metropolitana de Washington y quien regularizó su situación gracias a que sus hermanos se nacionalizaron. "Hay muchos más deportados ahora", dijo Conrado.
Demanda colectiva con... Demanda colectiva con...
3 Pausar Auto Play
Siguiente

Activistas y familiares aseguran que la policía está usando una ley migratoria en forma injusta.

Algunos analistas consideran que en 2014 tampoco habrá reforma migratoria y que muy probablemente no la habrá en toda la administración Obama, hasta 2017. Que de poco o nada han servido las manifestaciones, las huelgas de hambre, e incluso el apoyo de sectores empresariales. Que los esfuerzos del presidente Barack Obama no logran ablandar la dura posición del Partido Republicano.
No obstante, para los líderes del movimiento nacional a favor de los inmigrantes sin documentos legales, en este 2013 se ha logrado avanzar más que en años anteriores.
Sin perder la esperanza
Los interesados en la reforma migratoria esperaban que después de desahogarse los temas de Siria y el presupuesto, así como la reapertura del gobierno federal, los legisladores trabajarían en el texto definitivo sobre la medida, para someterlo a votación y conseguir al menos 218 de los 435 escaños de la Cámara de Representantes para su aprobación. Sin embargo, no pasó nada.
Los años electorales que se avecinan por los comicios legislativos de 2014 y los de noviembre de 2016, en los que se decidirá el relevo de Obama en la Oficina Oval, se presentan como los diques que empantanarán la legislación migratoria.
Veterano de guerra di... Veterano de guerra di...
3 Pausar Auto Play
Siguiente

Don José Medina, un veterano de guerra de 99 años, sabe lo que es estar indocumentado y apoya un cambio.

 
Los republicanos han insistido en un plan por partes, compuesto de leyes independientes que tengan como eje rector la seguridad fronteriza y negar la regularización de los emigrantes económicos "ilegales". Por esto, algunos analistas ven muy complicado que a estas alturas el ala más conservadora del Partido Republicano acepte algo diferente a eso.
Rudy López, representante del Movimiento por una Reforma Migratoria Justa (FIRM), se mantiene optimista.
"Tenemos suficientes votos para poder aprobarlo en la Cámara de Representantes", dijo a Efe el líder comunitario. "Son 26 representantes los que han dicho que están a favor de un camino a la ciudadanía. Muy diferente a como estuvimos un año antes".
Aseguró que dos de cada tres personas en el país están a favor de regularizar a los millones de indocumentados.
"¿Cuando se había visto esto'", dijo López luego de participar la semana pasada en una conferencia telefónica con medios de comunicación, denominada "Cómo el Movimiento de Inmigración ganó en el 2013 y volverá más fuerte en el 2014".
El Centro de Estudios de Inmigración calcula en unos 11 millones de personas los indocumentados que había en este país en 2008, menos de las 12.5 millones que vivían un año antes.
Joe Biden convencido ... Joe Biden convencido ...
3 Pausar Auto Play
Siguiente

El vicepresidente Joe Biden dijo estar optimista de que el Congreso aprobará la reforma migratoria.

Otros estudios, sin embargo, estiman entre 7 y 20 millones el número de indocumentados radicados en este país.
El Centro Hispano Pew reportó en 2005 que el 56 por ciento de esta población indocumentada proviene de México, un 22 por ciento de otros países latinoamericanos, primordialmente de Centroamérica; un 13 por ciento de Asia, 6 por ciento de Europa y Canadá, así como un 3 por ciento de África y el resto del mundo.
Desde que el presidente Barack Obama llegó a la Casa Blanca, en 2009, el promedio anual de deportaciones ascendió a 400 mil personas, una cifra sin precedentes.
©EFE
Commentarios