Al menos 4 muertos y más de 60 heridos en un descarrilamiento en Nueva York

Univision.com | Dec 01, 2013 | 9:21 AM

SIGUIENTE:

El accidente dejó al menos cuatro personas muertas y decenas de heridos.

Decenas de personas resultaron heridas en el Bronx

Tenía que ser un fin de semana de fiesta. De reencuentro con la familia y los seres queridos. Un tiempo para agradecer tras el Día de Acción de Gracias del jueves pasado. Pero terminó mal. Sobre todo para cuatro familias que quedaron destruidas tras la muerte de cuatro pasajeros por el descarrilamiento de un tren en el Bronx.
“La tragedia sobrevino a las 7.”
La tragedia sobrevino a las 7.22 am, cuando la formación 8808 de la línea Hudson del Metro-Norte que viajaba desde Poughkeepsi, en el norte de Nueva York, hacia Grand Central se salió de las vías y descarriló a toda velocidad. Además de los cuatro muertos, otras 63 personas terminaron heridas. Una decena de personas, según los reportes, está muy grave. Las imágenes del accidente muestran a cinco de los siete vagones de la formación volcados al lado del río Hudson, cerca de la estación de Spuyten Duyvel.
Información oficial del Departamento de Bomberos de Nueva York (FDNY, en inglés) señala que de las personas lesionadas, seis se encuentran en estado crítico y 11 presentan lesiones serias.
Asimismo, el domingo por la noche las autoridades informaron que las cuatro víctimas mortales del accidente fueron identificadas como Ahn Kisook, de 35 años de edad, procedente de Queens; Donna L. Smith, 54 años, de Newburgh; James G. Lovell, 58 años, de Cold Spring y James M. Ferrari, de 59 años y proveniente de Montrose.
Numerosos vehículos de emergencia de los Bomberos y ambulancias llegaron al lugar para asistir a las víctimas.
El accidente ocurrió por Palisade Avenue, próxima a la estación Spuyten Duyvil, cerca del Río Hudson, según informó en un tweet de la Policía de Nueva York, sin dar mayores detalles.
El siguiente mapa muestra la zona en la que se produjo el accidente:
Según se puede ver en las imagines aéreas de la tragedia, más de 100 bomberos fueron desplegados a la zona del accidente.
Pasajeros en los vagones
Los servicios de emergencia de la Policía y Bomberos trabajaron contrarreloj para tratar de que rescatar a las personas que quedaron atrapadas entre la madeja retorcida del tren.Mientras tanto, buceadores, helicópteros y embarcaciones de los servicios de emergencia rastrillaron los alrededores en busca de posibles víctimas en el río.
La zona es de acceso complicado, ya que se accede por una cuesta muy pronunciada y estrecha, y los bomberos tuvieron que trabajar a fondo para sacar a los pasajeros ilesos y los heridos de los vagones, algunos de los cuales fueron evacuados en camillas.
El gobernador del estado de Nueva York, Andrew Cuomo, acudió a la zona del accidente para conocer de primera mano la situación.
"Lo que sabemos hasta ahora es que cuatro personas han perdido la vida en este fin de semana festivo de Acción de Gracias", dijo Cuomo.
La Autoridad de Transporte Metropolitano de Nueva York (MTA) tuvo que suspender un tramo del servicio tras la tragedia. Y habilitó buses que conectan con la línea Harlem que corre en paralelo.
Se desconocen las causas
Cuomo dijo en una improvisada conferencia de prensa que se van a investigar de forma inmediata las causas del accidente y que de momento no van a divulgar las identidades de las víctimas hasta notificar a sus familiares.
El accidente se produjo en una curva muy pronunciada y el tren iba propulsado por una locomotora en su parte trasera, no en la delantera como es habitual, según indicó el canal de televisión local NY1.
Algunos testigos señalaron que el tren circulaba a una velocidad superior a la habitual. El maquinista del tren, incluso, pudo decirles a las autoridades que aunque aplicó los frenos, estos no respondieron, según informó el diario The New York Post.
El presidente de la MTA, Thomas Prendergast, señaló en la misma rueda de prensa que ese "es uno de los factores" que se están investigando, y recalcó que todas las curvas tienen un límite de velocidad.
El comisionado de policía de Nueva York, Raymond Kelly, explicó que había inquietud por si algún ocupante del tren podría haber caído al río, pero añadió que la búsqueda con buceadores, embarcaciones, helicópteros y perros ha arrojado resultados negativos.
Kelly indicó que la oficina del forense está ocupándose de los cadáveres de los fallecidos y que se está recogiendo toda la información posible para determinar las causas del accidente. El maquinista está hospitalizado
El maquinista del tren, identificado como William Rockefeller, está internado en un hospital y consciente.El descarrilamiento tuvo lugar muy cerca de un accidente similar que afectó en julio pasado a un tren de carga, aunque en aquella ocasión no hubo fallecidos.
También se ha establecido una línea de emergencias para los familiares de los pasajeros, que es el (718) 817-7444 o (212) 639-9675 para información de tus familiares.
"Pasará tiempo hasta saber qué pasó y si el exceso de velocidad fue un factor determinante es algo que se tiene que investigar", dijo, por su parte, una portavoz de la MTA, quien reveló que la caja negra del tren será entregada a la Junta Nacional de Seguridad del Transporte.
Dina Usma, una ciudadana colombiana que vive junto al lugar del accidente en el vecindario de Spuyten Duyvil, dijo que había salido a la iglesia y al volver notó que había ocurrido algo raro porque había muchos helicópteros sobrevolando la zona.
Su esposo, el uruguayo Carlos García, apuntó que normalmente estos trenes de cercanías los toman muchos más usuarios en días laborales para dirigirse a trabajar a Manhattan. "Si hubiera sido un día común de semana de lunes a viernes este tren lo usa mucha gente".
El presidente estadounidense, Barack Obama, fue informado de la tragedia por sus asesores de seguridad nacional y dijo en un comunicado distribuido por la Casa Blanca que sus oraciones están con los familiares y amigos de las víctimas.
El descarrilamiento de hoy amenaza con complicar un poco más el transporte ferroviario en unos de los fines de semana más complicados del año debido al gran número de desplazamientos que se esperan por la festividad de Acción de Gracias.
Este accidente corona una larga serie de incidentes menores y averías de consideración en los trenes de cercanías de la MTA durante los últimos meses.
Con información de EFE, AFP y AP
©Univision.com
Comentarios