George Zimmerman, arrestado de nuevo

EFE | Nov 18, 2013 | 3:08 PM

SIGUIENTE:

Su novia lo acusó de violencia doméstica y de haberla apuntado con una escopeta.

El exvigilante voluntario George Zimmerman, quien mató al joven negro Trayvon Martin, al que disparó en un forcejeo en febrero de 2012, fue detenido nuevamente hoy por protagonizar un altercado doméstico en el que supuestamente apuntó a su novia con una pistola de cañón largo y un rifle de asalto.
“Zimmerman, de 30 años, fue arrestado poco después de las 13.”
Zimmerman, de 30 años, fue arrestado poco después de las 13.00 hora local (18.00 GMT) en la residencia de Samantha Scheibe, quien llamó a la línea de emergencia 911 denunciando el altercado ocurrido en su residencia, ubicada en la ciudad de Apopka, en el Condado de Seminole.
¿Qué piensas del comportamiento de George Zimmerman? Comenta en los Foros de Univision."Ella (Scheibe) alega que en un momento determinado Zimmerman la empujó, le apuntó con el arma y la empujó fuera de la vivienda", dijeron portavoces de la comisaría en una conferencia de prensa celebrada hoy.
Los alguaciles entraron a la casa utilizando la llave de Scheibe y lograron empujar los muebles que Zimmerman utilizó como barricada, detrás de la puerta.
"Él está en mi casa rompiendo todo porque le pedí que se fuera. Está rompiendo todas mis cosas", decía la mujer en su llamada al 911, en la que pronunciando groserías se le escuchaba discutir con alguien que supuestamente era Zimmerman.
"Estás loco, esta es mi casa... acabas de romper mi mesa de vidrio, acabas de romper mis gafas y me pusiste tu pistola en mi frente", se escuchaba a la mujer gritar en la grabación.
"Él sabe cómo hacer esto, él sabe cómo jugar este juego", dijo Scheibe a la operadora del 911 luego de que ésta le pidiera que saliera de la residencia y describiera el tipo de arma que Zimmerman estaría usando para apuntarla.
En una segunda llamada al 911, esta vez hecha por Zimmerman, el exvigilante, de madre peruana y quien desde que fue absuelto del cargo de asesinato en segundo grado, el pasado 13 de julio ha protagonizado varios encuentros con la Policía, dijo a la operadora del 911 que "quería que se supiera la verdad", de lo que supuestamente ocurrió en la casa de su novia.
"Estoy en casa de mi novia, quien parece que se puso loca. Ella está ahora con la Policía... La Policía está muy alterada, golpeando las ventanas", decía Zimmerman en la grabación.
"Ella estaba tirando mis cosas. Es su casa. Ella tiene una 9 milímetros (pistola). Ella estaba tirando mis cosas y en una de las bolsas estaba mi pistola. Yo nunca le saqué un arma", aseguraba Zimmerman.
"Ella me dijo que estaba embarazada y que ella va a criar a nuestro hijo sola", gritaba Zimmerman a la operadora del 911. "Yo sólo me quiero ir".
"Ella está muy alterada, y yo no quiero causarle más problemas o que se agite porque está embarazada", continuaba Zimmerman, alegando que no ha salido de la vivienda, porque la Policía esta afuera y que no "quiere repetir el mismo problema de antes".
Scheibe no obstante habría negado a las autoridades que estuviera esperando un hijo de Zimmerman.
Desde su absolución, Zimmerman ha protagonizado varios incidentes.
En septiembre pasado protagonizó un altercado con su exesposa, Shellie Morgan, quien en una llamada a la Policía de Lake Mary, al norte de Orlando, denunció que su exmarido la amenazó a ella y a su padre, Collin Morgan, y que éste había sacado una pistola.
El lunes pasado, no obstante, la Policía de Lake Mary dijo que pese a los intentos por recuperar el video del altercado que habría quedado grabado en una tableta Ipad propiedad de Shellie, y que Zimmerman destruyó, esto no será posible, por lo que carecen de evidencias para acusar al exvigilante voluntario de cualquier crimen.
Pocos días antes, el protagonista del mediático caso fue detenido al norte de Texas mientras conducía a gran velocidad un vehículo, en el que portaba además un arma.
Zimmerman, quien tendrá su primera aparición ante un juez este martes, permanece en una celda solitaria "en confinamiento administrativo", en la Correccional del Condado Seminole, para garantizar su seguridad, procedimiento normal que lleva a cabo la Policía en casos de personas de alto perfil público, como Zimmerman, quien recientemente avivó el viejo debate racial en este país.
En su celda, de 67 pies cuadrado y equipada con un inodoro y una cama, Zimmerman, quien se considera a si mismo como un "cristiano", según su hoja de arresto, podrá tener acceso a una biblia y otras publicaciones periódicas.
Durante su estadía en esta cárcel, el famoso detenido tendrá que pagar una cuota inicial de 20 dólares más tres dólares al día para cubrir sus gastos.
"Esta es una investigación aún activa, que se está investigando", declararon los responsables de la Comisaría de Seminole, añadiendo que aún esperan obtener una orden de cateo para allanar la residencia, pues hasta el momento no han encontrado el arma que, según alega la novia de Zimmerman, usó para apuntarle durante el altercado.
Este caso, dijeron los portavoces de la Comisaría será perseguido judicialmente por la fiscalía del Distrito 18 en el Condado de Seminole, la misma que enfrentó críticas por no encontrar causa probable para acusar a Zimmerman por la muerte de Trayvon Martin, en marzo de 2012.
Zimmerman esta vez enfrenta un cargo de asalto agravado y violencia doméstica con uso de un arma de fuego, agresión física y otro por daño a la propiedad privada por menos de 200 dólares y permanecerá encerrado sin derecho a fianza, esperando su primera aparición en corte, este martes.
©EFE
Commentarios