Varios estudiantes, entre las víctimas de mortal atentado en Kabul

EFE | Nov 16, 2013 | 8:48 AM

Diez civiles entre las víctimas

Once personas murieron el sábado, entre ellos 10 civiles y un soldado, y ocho más resultaron heridas al explotar un coche bomba cerca del edificio donde la próxima semana se celebrará la "Loya Jirga" (Gran Asamblea) en Kabul, informó a Efe una fuente oficial.
“El atentado ocurrió a las 15:00 horas local (10:30 GMT) en una zona en la que también se encuentra”
El atentado ocurrió a las 15:00 horas local (10:30 GMT) en una zona en la que también se encuentran la Academia de Policía y la Universidad de Educación, cuando el coche bomba explotó cerca de un vehículo del Ejército afgano.
"Diez civiles murieron en el atentado de hoy, entre ellos varios estudiantes universitarios y tenderos de tiendas. Además otros cinco resultaron heridos", dijo el portavoz de la Policía de Kabul, Hashmat Stanikzai.
Por su parte, el Ministerio de Defensa informó en un comunicado que un soldado falleció en la explosión y tres más resultaron heridos.
La "Loya Jirga" se celebrará la próxima semana en la capital afgana y el principal asunto que se debatirá es la presencia de tropas estadounidenses en el país asiático tras la retirada internacional a finales de 2014.
La explosión se produjo horas después de que el presidente afgano, Hamid Karzai, anunciase la finalización del borrador final del acuerdo tras largas negociaciones entre Estados Unidos y Afganistán.
Karzai añadió, sin embargo, que se mantienen desacuerdos en algunos puntos del documento.
El presidente afgano ha reiterado en numerosas ocasiones que el principal escollo para cerrar el pacto es la inmunidad de las tropas de EEUU.
La Loya Jirga es un encuentro tradicional de ancianos en el que participarán tres mil líderes locales y sin cuyo apoyo es difícil que el Parlamento apruebe el acuerdo con Estados Unidos.
En el acuerdo bilateral de seguridad, Estados Unidos planifica dejar en Afganistán entre cinco mil y 10 mil soldados que instruirán y asesoraran a las fuerzas de seguridad afganas después de la retirada de los miles de soldados de combate que allá permanecen.
El conflicto afgano se halla en uno de los momentos más sangrientos desde la intervención liderada por EEUU que propició la caída del régimen integrista talibán hace casi doce años, mientras el país se prepara ahora para las elecciones del próximo abril.
©EFE
Commentarios