Familiares indocumentados de militares reciben permiso temporal

EFE | Nov 15, 2013 | 4:57 PM

Familiares indocumentados de militares en servicio reciben permiso temporal de permanencia en Estados Unidos

WASHINGTON, D.C. - El Gobierno del presidente Barack Obama formalizó este viernes un permiso temporal de permanencia en el país para los inmigrantes indocumentados que sean familiares directos de militares en servicio, reservistas o veteranos.
“Los permisos -en inglés denominados ‘parole in place’- se han otorgado desde 2010 cuando los aprob”
Los permisos -en inglés denominados ‘parole in place’- se han otorgado desde 2010 cuando los aprobó la entonces secretaria de Seguridad Nacional, Janet Napolitano, y el anuncio de este viernes formaliza el trámite.
Un funcionario de ese Departamento dijo que los permisos se extienden a los hijos, padre y madre, y cónyuges de miembros activos de las Fuerzas Armadas, miembros de las reservas y veteranos.
“El Departamento de Seguridad Nacional está dedicado a ayudar a que las familias militares naveguen por nuestro complejo sistema de inmigración”, dijo Peter Boogaard, portavoz de ese ministerio.
Reducen la incertidumbre
Los permisos, señaló el portavoz, “reducen la incertidumbre que nuestros soldados en servicio activo y el personal militar retirado encaran debido a la situación de inmigración de los miembros de su familia”.
Los permisos se otorgan caso por caso, y en incrementos de un año, a la espera de que los inmigrantes indocumentados puedan resolver su situación. Desde un dictamen del Tribunal Supremo de Justicia a mitad de este año, estos beneficios se aplican también a las parejas homosexuales.
Una vez que expira el permiso o se da por terminado, el inmigrante retorna a su status migratorio anterior. Los informantes no dieron cifras o estimaciones de cuántas personas se han beneficiado de estos permisos desde 2010.
Hispanos en cifrasLos latinos, que son casi el 17% de la población de Estados Unidos, representan casi el 11.5% de los miembros de la fuerza militar en servicio activo, y esto equivale a más de 157,000 hombres y mujeres.
“Los permisos se otorgan por razones humanitarias urgentes o por un beneficio público significativo y permiten que los extranjeros permanezcan legalmente en Estados Unidos por un período limitado”, señaló Boogaard.
Un funcionario del gobierno dijo que estos permisos también toman en consideración la preocupación de las Fuerzas Armadas por que sus soldados, que cumplen misiones en diferentes partes del país o del mundo, puedan estar tranquilos acerca de la situación de sus familiares que sean inmigrantes indocumentados.
El permiso temporal anula la ley del castigo que señala que si un extranjero permanece indocumentado por más de 180 días, debe salir por tres años de Estados Unidos antes de poder reingresar y previo trámite de pedir perdón. Y eleva el castigo a 10 años si la permanencia indocumentada supera el año.
©EFE
Commentarios