Gobierno reconoce pocas inscripciones en Obamacare

ImpreMedia Digital, LLC | Nov 13, 2013 | 9:49 PM

SIGUIENTE:

La página del Obamacare aparentemente ha mejorado y ya permite la visita de más de 20,000 personas a la vez.

Los republicanos y grupos conservadores afines señalaron que el informe es otra prueba del “fracaso”

El Departamento de Salud de EEUU dijo que poco más de 106,000 personas compraron un plan médico en octubre a través de los nuevos mercados de salud dentro de la reforma sanitaria, cifra que defendió la agencia federal pero que para la oposición es un símbolo del fracaso de la ley de 2010.
“Según el esperado informe, prometido la semana pasada por la secretaria de Salud, Kathleen Sebeliu”
Según el esperado informe, prometido la semana pasada por la secretaria de Salud, Kathleen Sebelius, 106,185 personas se inscribieron en los planes médicos entre el 1ro. de octubre y el 2 de noviembre pasados, apenas el 20% de la meta que se había impuesto el Gobierno. El número de solicitudes totalizó 864,184.
Para una Casa Blanca empeñada en el uso eficaz de la tecnología, el informe no es halagüeño: sólo 26,794 se inscribieron a través de la página web Healthcare.gov que opera en 36 estados, mientras que la mayoría de los 79,391 restantes lo hizo a través de los mercados de seguros estatales.
California, que tiene su propio mercado de seguros y no depende del problemático sitio web federal Healthcare.gov —que apenas reportó 26 mil— se situó a la cabeza con el mayor número de inscritos con 35,364. Nueva York, otro estado con gran cantidad de población hispana, reportó 16,404.
En declaraciones a los periodistas, Sebelius dijo que la página web “está funcionando y la gente se está inscribiendo”, y vaticinó que el número de inscritos seguirá aumentando hasta el cierre de inscripción en marzo de 2014.
“Esperamos que los números (de inscritos) continuará aumentando sustancialmente conforme sigamos haciendo mejoras” a la página web, aseguró.
Según el informe de 28 páginas, otras 975,407 personas pueden obtener un seguro pero aún no lo han hecho, mientras que 396,261 pueden tener cobertura a través de Medicaid o CHIP. Quienes se inscriban antes de mediados de diciembre tendrán cobertura médica a partir de enero próximo.
El documento no precisa cuántos hispanos se han inscrito ni cómo ni dónde, pero el Departamento de Salud prometió dar información sobre cuándo estará lista la página web en español “Cuidadodesalud.gov” para la inscripción.
En una conferencia telefónica, activistas del Consejo Nacional de La Raza (NCLR), señalaron que entre los hispanos impera la confusión sobre cómo funciona la ley sanitaria y los seguros, pese a la ingente labor cotidiana de sus 300 afiliadas para educarlos sobre el tema.
En declaraciones a La Opinión, Jennifer Ng´andu, encargada de política sanitaria de NCLR, dijo que a falta de datos precisos solo hay “pruebas anecdóticas que apuntan a que hay mucho interés y necesidad de los latinos de tener seguro, pese a los problemas de la página web”.
“Hay mucha demanda y nuestras organizaciones no dan abasto, hay mucha confusión, no saben cómo navegar el sistema. Pero esta es una compra muy importante… creo que los números de los próximos meses serán más reveladores, y aún quedan cinco meses”, afirmó.
Horas antes, en una tensa audiencia legislativa, cinco expertos en tecnología de la Administración Obama fueron acribillados con preguntas y retórica de los republicanos sobre los problemas técnicos y de seguridad de la página web federal.
“El equipo está trabajando increíblemente duro” para que la página web esté arreglada para fines de mes, dijo Todd Frank, encargado de asuntos tecnológicos de la Casa Blanca.
Mientras, los republicanos y grupos conservadores afines señalaron que el informe es otra prueba del “fracaso” de la reforma sanitaria y de la necesidad de modificar o anularla.
Para el presidente de la Cámara de Representantes, John Boehner, el número de personas inscritas es minúsculo en comparación con los “millones” que han recibido avisos de cancelación de sus pólizas porque no cumplen con los requisitos de la ley, pese a las promesas de la Administración Obama de que eso no ocurriría.“El presidente se ha disculpado pero no ha tomado ninguna acción para corregir este error“, dijo Boehner en un comunicado, en el que se quejó además del alto costo de las pólizas.“Este informe es un símbolo del fracaso de la ley de cuidado de salud. Es una abundante calamidad que debe eliminarse”, puntualizó.
El próximo viernes, la Cámara de Representantes prevé votar una medida republicana que permite a los estadounidenses conservar sus planes de salud.
©ImpreMedia Digital, LLC
Comentarios