Protegen a los mexicanos del crimen y la violencia doméstica en Los Ángeles

EFE | Oct 31, 2013 | 2:49 PM

El programa busca enlazar a diferentes organizaciones

LOS ÁNGELES - El Consulado de México en Los Ángeles, el Departamento de Policía de la ciudad, la fiscalía y el condado firmaron un acuerdo para trabajar en la protección a los mexicanos que son víctimas de crimen y de violencia doméstica.
“El cónsul general de México en Los Ángeles, Carlos Sada, presidió en la sede consular la firma del”
El cónsul general de México en Los Ángeles, Carlos Sada, presidió en la sede consular la firma del memorándum de entendimiento contra la violencia doméstica, formalizando así el programa Voluntades, coincidiendo con la clausura del mes de la conciencia sobre la violencia doméstica.
"Es muy importante que invitemos a más organizaciones a participar en el programa Voluntades para que podamos seguir trabajando todos juntos en esta iniciativa", señaló hoy el cónsul al firmar el documento.
El programa busca enlazar los recursos de diferentes organizaciones para trabajar coordinadamente en la ayuda a las personas que acudan buscando protección contra la violencia en el hogar.En su intervención, la directora ejecutiva del Consejo de Violencia del condado de Los Ángeles, Olivia Rodríguez, destacó que el condado tiene servicios especializados para ayudar a las personas que enfrentan este problema.
"Es importante invitar a todos en la comunidad a que utilicen estos recursos", dijo a Efe la funcionaria.Por su parte, la fiscalía recalcó la importancia de denunciar los casos de este tipo de violencia que se vivan o que se conozcan.
"Estoy aquí para decir que no solamente se trata de ser un observador de la violencia doméstica, por lo que queremos continuar animando a cualquiera que sea una víctima de la violencia doméstica o que conozca a alguien que sea víctima de esa violencia a que denuncie esa situación", afirmó Michele Daniels, jefa de la división de Violencia Doméstica Familiar de la Fiscalía del Distrito de Los Ángeles.
Buscan mayores salidas
El Departamento de Policía de Los Ángeles (LAPD), manifestó igualmente su compromiso de "trabajar juntos con la comunidad para enfrentar este problema".
"La violencia doméstica es un problema muy grave que ocurre en nuestras comunidades y muchas personas están siendo afectadas por ese crimen, aseguró la detective Mónica Quijano, coordinadora de Políticas de Violencia Doméstica del LAPD.
Linda López, jefe de Asuntos Migratorios de la Alcaldía de Los Ángeles, una oficina recientemente creada por el alcalde Eric Garcetti, reconoció "el trabajo tan importante que realizan todas las organizaciones representadas aquí" y destacó la necesidad de que los inmigrantes, sin importar su estatus migratorio, cuenten con recursos a su alcance para denunciar los delitos de violencia doméstica.
La funcionaria destacó que "nuestra comunidad migratoria aquí a veces tiene mucho miedo de denunciar los crímenes", y señaló la importancia "de que toda la población inmigrante cuente con organizaciones como las que participan hoy en el acuerdo para denunciar estos crímenes que afectan a la familia".
Unen sus fuerzas al trabajar con la comunidad
Por su parte, el director ejecutivo de Caridades Católicas de Los Ángeles, Monseñor Gregory Cox, reafirmó el compromiso de esta organización para continuar trabajando en esta causa.
"Para Caridades Católicas de Los Ángeles es un honor y un privilegio trabajar conjuntamente con el consulado para ofrecer asistencia legal a los ciudadanos mexicanos que son víctimas de violencia doméstica", aseguró.
Al criticar la ineficiencia de algunas agencias, el presidente y director ejecutivo del Centro Legal, Hernán D. Vera, resaltó la eficiencia del consulado mexicano de Los Ángeles para obtener recursos.
"Hay muchas agencias gubernamentales, incluyendo la mayoría de este país, que están llenas de palabras finas y metas honorables pero que no tienen las ganas ni la voluntad para pelear por los dólares difíciles que se necesitan para realmente ayudar al pueblo", criticó Vera.
"Este consulado mexicano está en otro nivel: en tiempos de austeridad ha encontrado la manera de conseguir los fondos para lograr lo que este gobierno americano no ha podido o no ha querido: ayudar a las comunidades mexicanas con las aplicaciones de DACA (programa Acción Diferida para Llegados en la Infancia), U Visa (visados para inmigrantes víctimas de crímenes) o VAWA (Acta de violencia contra la mujer)", afirmó.
En la firma también participaron, entre otras organizaciones, el Centro de Inmigración para Mujeres y Niños, Centro de Recursos Centroamericanos CARECEN, Peace Over Violence, Servicios Legales Mil Mujeres y Servicios Rainbow.
"Trabajando juntos la comunidad ya no estará tras las rejas de la violencia doméstica", concluyó la detective Quijano.
©EFE
Comentarios