Familiares de Caro Quintero operan empresas fantasma, afirma diario

Univision.com | Sep 30, 2013 | 7:19 AM

Negocios ligados con una red de lavado de dinero

El pasado 12 de junio el Departamento del Tesoro publicó la llamada “Kingping Act”, se trata de una “lista negra” basada en una investigación realizada por la Agencia Antidrogas (DEA) y en la que aparecen 15 empresas y 18 personas ligadas al narcotraficante Rafael Caro Quintero.
“¿Deberían seguir operando los negocios de la familia de Caro Quintero? .”
Según la DEA, esos negocios estarían ligados a una red de lavado de dinero por lo cual se advierte a los estadounidenses no hacer negocios con ellos.
Al respecto, el diario mexicano El Universal publicó este lunes un amplio reportaje en el cual menciona que los hijos de Caro Quintero operan empresas fantasma pero que a raíz de la conocida “Kingping Act”, algunas de éstas han reducido sus actividades o han cerrado sus puertas.
En primer lugar, el rotativo da cuenta de un exclusivo complejo habitacional ubicado al poniente de Zapopan, Jalisco. Son cuatro condominios en torre, de 12 pisos cada uno, conectados en lo más alto por un puente metálico donde se halla una gran piscina panorámica.
Los lujosos apartamentos de 360 metros cuadrados suman 40, el conjunto habitacional se llama Reserva-Zotogrande y los estratosféricos precios de estas viviendas van de los 7 a los 10 millones de pesos (entre $700 mil y $1,000,000 de dólares).
Grupo Fracsa relacionado con narcotraficantes
El Universal reporta que los condominios fueron construidos por grupo Fracsa, que según la DEA, forma parte de una red de lavado de dinero encabezada por Rafael Caro Quintero y Juan José Esparragoza Moreno, alias "El Azul".
La ubicación de la constructora Fracsa dada a conocer por la DEA fue visitada por El Universal quien informó que en Avenida Vallarta N. 3060 no hay oficinas de grupo Fracsa sino una clínica de Medicina Deportiva y Artroscopía.
En un recorrido por la lista de direcciones que publicó la Agencia Antidrogas de Estados Unidos, se constató que los supuestos negocios no coinciden con la realidad.
Por ejemplo, el documento señala que dos de los cuatro hijos que Rafael Caro Quintero tuvo con su esposa legítima María Elizabeth Elenes Lerma; Héctor Rafael, medallista ecuestre de 38 años, y Henoch Emilio, de 33 años, son dueños de las empresas gaseras Desarrollos Bio Gas, Petrobios y Ecaenergéticos, las tres con la misma dirección: Independencia Sur 185, Analco, Guadalajara.
En todos estos casos no se encuentra en internet información alguna de las empresas citadas o se cancelaron sus portales, señaló El Universal.
El negocio que funciona con aparente normalidad es Eca Energéticos S.A de C.V, una gasolinera edificada en Adolfo B. Horn 1437, Toluquilla, Tlaquepaque (en Jalisco, México).
Las propiedades de la familia de Caro Quintero
El diario mexicano amplió que la familia de Caro Quintero posee ocho casas de distinto tamaño y plusvalía (algunas de ellas en copropiedad). Tres se encuentran en conjuntos habitacionales privados y dos son departamentos, la mayoría ubicados en exclusivas zonas de Zapopan.
La propiedad más costosa es una residencia que rebasa los 10 millones de pesos y que está a nombre de su ex esposa (María Elizabeth Elenes Lerma) y su hija (Roxana Elizabeth).
Madre e hija también son propietarias de un Spa llamado Las Limas, ubicado a dos horas de Guadalajara, esta hacienda cuenta con 15 habitaciones que se alquilan a 4,500 pesos (unos 450 dólares) la noche por persona.
Según las pesquisas de El Universal, este Spa cerrará en octubre e incluso los anuncios espectaculares que lo anunciaban en la carretera ya han sido retirados.
Asimismo, el negocio de una de las nueras de Caro Quintero, también ha cerrado varias sucursales. El Baño de María, que vendía aceites, jabones y lociones, tenía cuatro locales de los que ahora sólo operan dos.
Los prestanombres del capo
Entre los prestanombres del narcotraficante más famoso de los años ochenta, se encuentra su colega Humberto Vargas Correa a quien señalan como su secretario particular.
Otros prestanombres de Caro Quintero serían Luis Cortés Villaseñor, Diego Contreras Sánchez, Hilda Riebeling Cordero, Michael Adib Madero y la familia Sánchez Garza a quien la DEA asocia con “El Azul”.
El Departamento del Tesoro anunció en junio que confiscará los bienes en su país de los supuestos prestanombres del capo, y que sancionará de 10 a 30 años de cárcel, y multas de 1 a 5 millones de dólares, a los ciudadanos estadounidenses que hagan negocios con ellos, concluyó El Universal.  
Rafael Caro Quintero tiene una orden de reaprehensión luego de que el gobierno estadounidense presionara a México para que se extradite al fundador del cártel de Guadalajara que pasó 28 años a en la prisión por el asesinato en 1985 del agente de la DEA, Enrique Camarena Salazar.
©Univision.com
Commentarios