Colorado se queda sin trabajadores agrícolas por el sistema migratorio

EFE | Sep 27, 2013 | 1:32 PM

El Colorado Farm Bureau está preocupado porque sin la reforma migratoria no habrá campesinos suficientes para levantar cosechas y atender a los animales.

Colorado, que aun intenta recuperarse de las intensas lluvias que azotaron este mes, sufre otro embate. Se queda sin trabajadores agrícolas. El presidente de la principal organización agrícolo-ganadera de Colorado se quejoo porque el actual sistema migratorio impide contratar a suficientes trabajadores del campo como para levantar la cosecha o cuidar los animales.
“Comenta esta Noticia en los Foros de Univision de Inmigración.”
Comenta esta Noticia en los Foros de Univision de Inmigración. Don Shawcroft, presidente de Colorado Farm Bureau (CFB) y dueño de un rancho en el Valle de San Luis, se encuentra de gira por 22 condados del sur de este Estado para advertir a los funcionarios locales y estatales sobre la falta de campesinos.
Shawcroft indicó durante sus discursos que "los productores de frutas y los criadores de ganado tienen que dejar la cosecha sin levantar y los animales sin atender" debido a que "no pueden encontrar "un número confiable de trabajadores del campo". Durante una charla en Pueblo, Shawcroft dijo que el sector agropecuario respalda una reforma migratoria completa porque "con el actual programa de visas, los productores no pueden conseguir los trabajadores que necesitan". En 2006, la legislatura de Colorado aprobó un paquete de medidas antiinmigrantes que ese año y el año siguiente provocaron el alejamiento de miles de trabajadores agrícolas de este Estado. En aquel momento, el CFB estimó que hasta 50,000 empleados en zonas rurales se fueron de Colorado. Aunque varias de esas leyes fueron luego abolidas o quedaron sin efecto al entrar en vigor leyes nacionales, el sector rural aún no pudo recuperarse y todavía no cuenta con la cantidad de trabajadores que tenía hace siete años, indicó Shawcroft. La aprobación de una reforma migratoria que favorezca el regreso de esos trabajadores, dijo el dirigente, es necesaria porque la agricultura es la segunda mayor industria de Colorado y porque la economía de este Estado depende de que el campo "trabaje a su máxima capacidad". Según estadísticas del Departamento de Agricultura de Colorado, la industria agrícola genera 41 mil millones de dólares al año y da empleo a unas 200,000 personas, no solamente locales sino también trabajadores temporales extranjeros, mayormente de México pero también de varios países centroamericanos. Si se tienen en cuenta sólo las granjas, esas operaciones aportan 7,100 millones anuales a la economía de Colorado. Por su parte, Carlyle Currier, vicepresidente de CFB, afirmó ayer en declaraciones a los medios locales que "nuestro país se construyó con gente que llegó de otros países". "Necesitamos continuar con esa habilidad para con aquellas personas que buscan la libertad y que quieren una vida mejor para sus familias", agregó. Shawcroft y Currier coincidieron en que la industria del campo contrata precisamente a aquellas personas que más podrían beneficiarse con la reforma migratoria. Y como el sector agropecuario depende de esas personas, los granjeros y los ganaderos respaldan la reforma migratoria, aunque no necesariamente estén de acuerdo en todos los detalles del proyecto.
©EFE
Commentarios