México niega libertad a mujer detenida pese a que otra confesó el delito

Univision.com | Aug 06, 2013 | 10:26 PM
El secuestro y posterior asesinato de un joven perpetrado en junio de 2008 es la causa por las que dos mujeres se encuentran en prisión acusadas del mismo delito, por lo que forzosamente una de ellas tendría que ser inocente.
“Aunque parezca una historia de ficción, ambas detenidas son señaladas de haber sido la mujer disfr”
Aunque parezca una historia de ficción, ambas detenidas son señaladas de haber sido la mujer disfrazada de policía que ordenó el alto al vehículo en el que viajaba la víctima, identificado como Fernando Martí,de 14 años.
Según reporta el diario El País en su portal, esto se debió a que una de ellas fue detenida por la justicia del Distrito Federal, mientras que la otra fue capturada por la justicia federal, sin embargo este caso no parece ser una prioridad para ninguna autoridad mexicana.
Aunque para unos Lorena González Hernández es la culpable, para otros María Elena Ontiveros es la persona involucrada en el secuestro.
Aún no dictan sentencia
Sobre este caso los jueces hace años que guardan silencio y siguen sin dictar sentencia, ajenos a las voces de las dos mujeres, que incluso están de acuerdo en cuál es inocente.
González, encerrada desde septiembre del 2008, siempre ha mantenido que ella nunca estuvo en el retén que paró el auto de Martí, mientras que Ontiveros, que fue detenida en abril de 2010, ha confesado que fue ella quien puso la trampa e incluso ha pedido perdón al padre del chico, el fundador del imperio mexicano de tiendas de deporte Alejandro Martí. Nadie olvida en México el día que Martí pasó de ser empresario a activista. Hacía apenas 20 días que el cadáver del joven Fernando había sido hallado en el maletero de un coche, poco después del pago de un rescate de seis millones de dólares, según fuentes judiciales.
La indignación por el asesinato de Fernando movilizó a miles de personas, que marcharon por las calles de la capital contra la inseguridad.
El Gobierno de la capital no tardó en presentar resultados. Lorena González Hernández ocupaba por aquel entonces el cargo de subdirectora de un área de la Agencia Federal de Investigaciones (AFI). Al periodista mexicano Martín Moreno, que la entrevistó en una cárcel de mujeres de la capital, González le explicó que al terminar un día normal de trabajo fue detenida por agentes de la Procuraduría General de Justicia del DF (fiscalía). Era el 5 de septiembre de 2008, su último día de libertad. La única prueba que hay en su contra es que el guardaespaldas del joven Fernando, que consiguió salvar su vida tras el secuestro, la reconoció como la mujer que le dio el alto al vehículo. Moreno, que tuvo acceso a los expedientes del caso, relata que en la primera declaración el guardaespaldas aseguró que la mujer que paró el vehículo tenía el cabello rubio, corto y peinado hacia atrás, pero que no podría hacer un retrato de ella.
Presentó pruebas de su inocencia
En una segunda comparecencia, el escolta cambió su versión y dijo que quien detuvo al auto fue un hombre, para tres meses después declarar "sin temor a equivocarse" que la mujer que les dio el alto fue Lorena González Hernández, que no es rubia. Lorena presentó pruebas de que el día antes al secuestro había estado en Acapulco, Estado de Guerrero, con su marido y aseguró que no regresó a la capital hasta varias horas después de la desaparición de Martí.
Como prueba, su abogado presentó un pago firmado por ella en un banco de la ciudad costera y solicitó la grabación de las casetas de cobro de la autopista, descartadas por la mala calidad de la imagen. Nada evitó que ingresara en prisión. Un año después el caso dio un vuelco. Las autoridades federales presentaron públicamente a los supuestos secuestradores y asesinos confesos de Fernando y su chófer. María Elena Ontiveros, apodada "La Güera", confesó ser la mujer que detuvo el vehículo. Tanto ella como los detenidos por la Secretaría de Seguridad Pública Federal negaron haber visto nunca a Lorena González Hernández ni a los arrestados por la fiscalía del DF. Más de tres años después nada ha cambiado ni nadie ha puesto freno a esta historia de las dos mujeres encarceladas acusadas de ser la misma, y que, forzosamente, una de ellas inocente.
©Univision.com
Comentarios