El mate y los mensajes ocultos entre el Papa Francisco y Cristina Kirchner

Univision.com | Jul 17, 2013 | 3:05 PM

El Pontífice le respondió a una carta que la mandataria le envió en junio

Cuando Cristina Kirchner visitó por primera vez al papa Francisco eligió regalarle un juego de mate. La mandataria le entregó un estuche de suela de cuero que contenía un mate, una bombilla, un termo y una azucarera.  Y le explicó cómo usarlos.
El gesto causó sorpresa porque en Argentina se suele regalar un mate a los extranjeros que no conocen el ritual y la pasión por la yerba mate, la planta de la que se extrae.  Y porque Jorge Bergoglio es un amante del mate y sabe de memoria cómo prepararlo.  
A cuatro meses de aquel encuentro –se cumplen mañana- Cristina Kirchner publicó hoy en Twitter la segunda carta que le envió a Francisco y en la que hacía referencia al “célebre mate”.
En ella, el Papa le agradece el mensaje que le enviara el 15 de junio pasado por el Día del Pontífice. Sin ningún tipo de reparo, Cristina Kirchner le había confesado en esa carta que nunca antes le había escrito a un Papa y que no tenía  “ni idea” de lo que significaba el Día del Pontífice. También, que lo hacía porque la Cancillería argentina se lo había sugerido ahora que “el papa es argentino”. 
La carta de Cristina fue muy criticada en ese entonces en Argentina sobre todo por su tono “demasiado informal”, tal como recuerda a UnivisionNoticias.com Guillermo Villareal, de la Agencia Informativa Católica Argentina y experto en temas religiosos.
Esta mañana Cristina publicó vía Twitter la respuesta del Papa. Allí, Francisco le agradece el gesto. "Que el Señor le retribuya la delicadeza de haberla escrito Usted misma", escribió y luego pidió conocer "ese modelo de carta que parecía del siglo XIII, simplemente para fomentar el sentido del humor".
Cristina Kirchner había señalado en su carta anterior que escribió ella misma las felicitaciones por el Día del Pontífice, ya que el modelo que le habían acercado desde la Cancillería "parecía del siglo XIII".
"Tal y como se lo prometí, la tengo presente en mi oración, a Usted, a sus hijos y a sus muertos", continuó el Papa, en una clara referencia a su marido, el ex presidente Néstor Kirchner fallecido en 2010 de un paro cardiaco y con quien Bergoglio mantuvo una tensa relación durante todo su gobierno.
Mientras estuvo a cargo del Arzobispado porteño, Bergoglio criticó duramente y en varias ocasiones políticas de gobierno tanto de Néstor como de Cristina Kirchner, en especial aquellas vinculadas con la pobreza, y a la confrontación social.
En la carta dada a conocer hoy, aunque fechada el 25 de junio, se puede leer entre líneas un nuevo llamado a la conciliación. “Le ruego que haga llegar mi afecto y cercanía a todos los argentinos, por quienes rezo cada día, para que busquen unidos y concordes el bien común”, escribió.
La frase hace referencia al alto nivel de confrontación que vive la sociedad argentina, impulsada desde el Gobierno de Cristina Kirchner a través de discursos encendidos en los que exigen defender lo que han dado en llamar “el modelo nacional y popular”.
En resumidas cuentas, o se apoya las políticas kirchneristas al 100% o uno se transforma en su enemigo, lo que ha llevado a una fuerte polarización en la sociedad. “Hay que saber de qué lado estas”, lanzó Cristina a fin de junio pasado en un acto de cara a las elecciones legislativas que se llevarán a cabo en agosto.
Jorge Bergoglio conoce de cerca esa polaridad y le preocupa. Sergio Rubín, biógrafo del Papa, señaló a UnivisionNoticias.com: “La falta de diálogo es una preocupación constante de la Iglesia.  Hace 10 años que la Iglesia en Argentina habla de la concordia nacional y ahora Jorge Bergoglio, desde su papado, vuelve sobre esa idea”. Por eso, el Pontífice le envió ese mensaje a Cristina. El Papa reza por “todos” los argentinos, la Presidenta incluida, para que busquen la unidad y el bien común. No es la primera vez. La mandataria se había visto envuelta en una polémica cuando se descubrió en abril pasado que había ocultado una carta enviada por Francisco -una semana después de asumir- en la que le pedía especialmente afianzar “la concordia, el diálogo, la reconciliación y el entendimiento entre todos”. Al despedirse de Cristina Kirchner, el Papa volvió a enviarle un sutil mensaje en ese sentido. “Sigo tomando mate”, le dijo. Una costumbre que tienen millones de argentinos, y que es un símbolo de unidad, acompañamiento y armonía, los mismos que hoy faltan en su país.
©Univision.com
Commentarios