Un líder indígena argentino pidió ayuda al Papa

Univision.com | Jun 25, 2013 | 3:29 PM

Pidió que interceda ante Cristina Kirchner

Los Qom son una de las pocas comunidades indígenas que quedan en Argentina. En lugar de protegerlos y ampararlos, durante el Gobierno de Cristina Kirchner han sido brutalmente reprimidos y han sufrido graves violaciones a los derechos humanos. Ante esa situación, el líder de la comunidad, Félix Díaz viajó a Roma a pedirle al Papa Francisco ayuda.
 Acompañado por el Premio Nobel de la Paz, el argentino Adolfo Pérez Esquivel, Díaz le pidió al Pontífice que interceda ante la presidenta de su país, Cristina Fernández de Kirchner, para que atienda los reclamos de la comunidad.
Pérez Esquivel y Díaz fueron recibidos ayer por el Papa Francisco en una audiencia privada que duró unos 45 minutos y en la que el líder de la comunidad indígena expresó, entre otros temas, las dificultades que sufren los pueblos indígenas de Argentina y de América Latina, así como su preocupación por la protección de sus derechos.
En una posterior conferencia de prensa, Esquivel, comprometido con la causa de la comunidad indígena, destacó que el motivo del encuentro con el Pontífice fue "acercar a la conciencia internacional el problema de las comunidades originarias y buscar así soluciones".
Pérez Esquivel explicó que la audiencia sirvió además para poner en evidencia este problema y confió en que la reunión con Francisco sirva para abrir un diálogo entre el Gobierno argentino y el "pueblo originario", algo en lo que, según explicó, también estuvo de acuerdo el Pontífice.
El líder de la comunidad indígena Qom “La Primavera” (por el nombre de la reserva en la que viven en la provincia de Formosa, en el norte del país) , por su parte, resaltó que el Papa se había mostrado "cercano" y concienciado de la situación que atraviesan, y que valoró "el gesto de los indígenas por querer dialogar".
"Nuestro pedido es que (Francisco) interceda para que la Presidenta nos atienda para que podamos tener un diálogo franco, respetuoso y que nos ayude a hermanarnos como argentinos y salir de esta situación", insistió Díaz, quien precisó que el diálogo "es la única salida posible al conflicto".
A pesar de que le han realizado reiterados pedidos, Cristina Kirchner se ha negado a recibir a los indígenas que hasta acamparon durante 24 horas frente a la Casa de Gobierno sin tener respuesta a principios de junio. No era la primera vez.
Intentos frustrados
La comunidad que encabeza Díaz había sido desalojada violentamente en noviembre de 2010 cuando bloqueaban una carretera en reclamo de la devolución de un sector de su territorio y fueron brutalmente reprimidos por la Policía de Formosa, cuyo gobernador –Gildo Insfrán- es un aliado de Cristina Kircher.
En aquel entonces, murieron un indígena y un policía y los Qom decidieron viajar a la capital del país y durante varios meses acomparon para exigir diálogo con Gobierno. Solo fueron recibidos por el ministro del Interior, Florencio Randazzo, y el secretario de Derechos Humanos, Martín Fresneda, aunque no hubo "respuestas concretas”, tal como record ayer Díaz.
Hace algunas semanas, Diaz fue nombrado uno de los delegados de la Cumbre Nacional Argentina de los Pueblos y Organizaciones Indígenas, encuentro en el que se denunciaron las graves marginaciones en las que viven los aborígenes en el país sudamericano. Durante la audiencia también estuvieron presentes la esposa de Díaz, Amanda Asijak, y el vicario episcopal para los pueblos originarios de la diócesis de Formosa, Francisco Nazar, quien comentó que la situación de la comunidad aborigen "penetró el corazón del Papa". Según Názar, el Papa lamentó que no se hubiera iniciado un diálogo todavía y sostuvo que "el diálogo no es una lotería de bingo, el diálogo no sirve para ganar, sino para que las personas se entiendan". El vicario episcopal para los pueblos originarios de la diócesis de Formosa, donde viven los Qom, subrayó que el Papa no indicó qué medidas tomará ante el problema y explicó que el encuentro con Francisco se produjo dentro de una serie de reuniones con diversas instituciones. Para Pérez Esquivel, la razón por la que el Gobierno de Cristina Kirchner todavía no ha recibido a la comunidad indígena es la alianza entre Gildo Insfrán, el gobernador de la provincia de Formosa, y el Gobierno nacional y añadió que "no hay voluntad política" por el diálogo. La comunidad indígena Qom La Primavera ha reiterado en constantes ocasiones que su pueblo sufre constantes agresiones, una de las más graves sucedió el pasado 22 de mayo, cuando un aborigen Qom murió en la también norteña provincia de Chaco en los graves enfrentamientos con la Policía durante una protesta en la que reclamaban tierras. El gobernador del Chaco, Jorge Capitanich, es otro de los aliados de Cristina Kirchner. El 2.38 % de la población argentina es indígena, una cifra que asciende al 4% en la provincia de Chaco y al 61% en la de Formosa, según el último censo argentino, de 2010.
©Univision.com
Commentarios