Tramo fronterizo con México literalmente cerrado

Univision.com | May 20, 2013 | 7:21 PM
Inmigrantes encuentra... Inmigrantes encuentra...
3 Pausar Auto Play

Las personas indocumentadas nadan mar adentro como una alternativa para cruzar desde la frontera con Tijuana.

El panorama en la frontera entre Estados Unidos y México cambió en la última década, y seguirá cambiando. Una zona de 14 millas ubicada entre San Diego y Baja California se encuentra literalmente sellada. Alguna vez, por ese lugar transitó hasta medio millón de indocumentados por año, pero ahora simplemente no entra casi nadie.
El Noticiero Univision presentó el lunes los primeros reportajes de Crónicas de la Frontera en momentos que el Comité Judicial del Senado debate un plan de reforma migratoria que, de ser aprobado por el Congreso, abrirá un camino para legalizar a 11 millones de indocumentados.
El corresponsal de Univision en Los Angeles, Jaime García, viajó hasta San Diego. Desde ahí reportó que el área está prácticamente asegurada.
“Nosotros calculamos que de cada 10 migrantes que lo intentan por esta parte, brincando el muro, solo uno lograra cruzar. Y quien sabe si ya cruzando lo detengan”, dijo el agente fronterizo Victo Clark.
Por tierra imposible
El éxito de la patrulla fronteriza en tierra ha provocado el resurgimiento del cruce de indocumentados por el mar, donde ya no se extiende el muro fronterizo.
La tecnología implementada por el gobierno federal estadounidense para detectar a quienes cruzan de manera indocumentada es de primera línea, pero aún así hay quienes lo siguen intentando.
“Me cobraron “10 mil”, cuenta un inmigrante que pudo ingresar.
Pidió no ser identificado y que mantengamos oculta su identidad. Ofreció por primera vez un relato que hasta ahora era un secreto de contrabando de indocumentados que viajan de México a Estados Unidos por mar.
“Éramos 12, la mitad eran mujeres. Nos subimos a la lancha en la calle, la tenían en un remolque y ya no'mas llegaron y se echaron de reversa en la playa, pero ya íbamos a dentro escondidos”.
Papa caliente
Los cruces por mar se han convertido en una verdadera papa caliente para las autoridades de Aduanas y Protección Fronteriza, quienes prefieren no hablar del tema. Ellos propusieron una entrevista que habían concedido al Noticiero Univision.
“Pero no es una muchedumbre, es un contrabando de personas hormiga”, dijo la agencia federal.
Los inmigrantes tienen que esperar hasta seis semanas para poder embarcarse en una de estas temerarias travesías.
“Hicimos 22 horas de camino y nos agarró un tornado adentro del mar. Teníamos mucho miedo, todos. La comida no nos sirvió porque todos vomitados en el barco, nos mareamos todos”, cuenta la fuente que pidió mantenerse en el anonimato.
Agentes de la Guardia Costera en Los Angeles confirman el mayor número de embarcaciones con indocumentados en un área de hasta 100 millas mar adentro.
“Ha ido aumentando el número de personas detenidas, el ano pasado era alrededor de 700”.
Todo o nada
El inmigrante indocumentado que hizo la travesía cuenta que “vimos la guardia costera y la patrulla fronteriza y ahí, en ese momento, nos la jugamos. Y no nos siguieron, nos dejaron ir”.
El inmígrate sin papeles viajaba en un yate de pesca. Otros lo hacen en lanchas llamadas pangas, las que zarpan con su carga humana desde el Puerto de Ensenada, las villas pesqueras de Popotla y Puerto Nuevo y el centro turístico Rosarito.
La mayoría de los que se embarcan son indocumentados deportados que regresan con sus familias, relato García.
“Todos venían de regreso, ninguno inmigraba por primera vez”, dijo el inmigrante.
El destino de desembarque son las playas de San Diego, el Condado de Orange o Long Beach en Los Angeles, donde aparecen abandonadas las lanchas.
“Si logran llegar con éxito y traían 15 personas, a los que les están cobrando $8 mil, pues el esfuerzo para quien se dedica a eso valió la pena”, dijo quien cruzó y logró entrar a Estados Unidos.
©Univision.com
Commentarios