Obama tomará todas las medidas necesarias ante las amenazas norcoreanas

Univision.com | Apr 11, 2013 | 4:27 PM

EEUU cree que Kim Jong-un busca consolidarse

El presidente de EEUU, Barack Obama, dijo que tomará "todas las medidas necesarias" para proteger a su país de las amenazas nucleares de Corea del Norte, tras reunirse en la Casa Blanca con el secretario general de la ONU, Ban Ki-moon, según Efe.
Obama declaró a los periodistas que nadie desea un conflicto en la península coreana y el surcoreano Ban, por su parte, pidió a China que ayude a rebajar las tensiones con el régimen de Piongyang.
Además el director nacional de inteligencia de Estados Unidos, James Clapper, consideró que el líder de Corea del Norte, Kim Jong-un, busca "consolidar" su poder con las amenazas de atacar intereses estadounidenses.
A su juicio, la "retórica beligerante" que está empleando su líder está destinada a un público interno pero también de cara a la comunidad internacional ya que busca un "reconocimiento del mundo" y, en concreto, de Estados Unidos", según la agencia Efe.
Clapper, que compareció ante el comité de Inteligencia de la Cámara de Representantes acompañado del director de la CIA, John Brennan, y otros funcionarios, señaló que el objetivo principal del líder norcoreano es "consolidar" su poder pero sobre todo demostrar que tiene un "control firme" sobre Corea del Norte.
Según explicó, Kim, que llegó al poder tras la muerte de su padre Kim Jong-il en diciembre de 2011, quiere demostrar que Corea del Norte puede competir como potencia nuclear. "Eso le da derecho a la negociación y, probablemente, a (recibir) ayudas", afirmó.
Tanto Clapper como Brennan coincidieron en señalar que Kim no ha estado el tiempo suficiente en el Gobierno como para saber si actuará como su padre o como su abuelo, el fundador de Corea del Norte Kim Il-sung, pero consideró que su objetivo probablemente "no será otro más que probar su posición".
"Corea del Norte es ahora y siempre ha sido uno de los objetivos de inteligencia más difíciles, si no el que más", reconoció Clapper a las preguntas de los congresistas sobre hasta dónde se espera que llegue Pyongyang con sus amenazas.
EEUU se cuida
Clapper señaló que Kim no ha tenido el período de más de 10 años de preparación que tuvo su padre, Kim Jong-il, antes de asumir el cargo en 1994 por lo que "tiene que solidificar su liderazgo y su posición" en un momento de dificultades económicas para el país, que el pasado año tuvo un 6 por ciento menos de cosecha.
En este contexto, consideró que China puede tener una "influencia real" sobre Corea del Norte. "Los indicios que tenemos son que China esta más bien frustrada con el comportamiento y la retórica beligerante de Kim Jong-un".
En cuanto a si Corea del Norte tiene la capacidad para golpear lugares estratégicos para Estados Unidos, Clapper señaló que aunque han hecho tres pruebas nucleares subterráneas no han completado los misiles con los que supuestamente atacarían.
"Han mostrado, aunque nunca han probado, lo que dicen que es un misil balístico intercontinental" dijo Clapper, que mencionó que en los desfiles militares han mostrado el lanzador de misiles pero no el misil.

G8 alerta de nuevas medidas

Los ministros de Exteriores del Grupo de los Ocho (G8) advirtieron en Londres de que tomarán nuevas "medidas significativas" contra Corea del Norte si lleva a cabo más lanzamientos de misiles balísticos o pruebas nucleares.
Las amenazas del régimen comunista y de Irán, así como el conflicto en Siria, han centrado un encuentro de dos días que concluyó hoy entre los jefes de la diplomacia del Reino Unido, Estados Unidos, Francia, Alemania, Italia, Canadá, Japón y Rusia.
Al término de la última jornada de reuniones, el responsable del Foreign Office, William Hague, señaló que las eventuales medidas contra Corea del Norte que se plantean los miembros G8 están "en el terreno de las sanciones" y subrayó que, si el país asiático insiste en seguir desarrollando su programa nuclear, solo logrará profundizar en su aislamiento internacional.
El titular de Exteriores británico indicó que la especificación de esas sanciones debería debatirse en el Consejo de Seguridad de la ONU y contar con la opinión de China, uno de los países con más peso en la región y tradicional aliado de Pyongyang, señaló la agencia Efe.
En un comunicado emitido al término de la reunión, los miembros del G8 expresaron su condena "en los términos más enérgicos" a las provocaciones de Corea del Norte el día en que ese régimen celebró el primer aniversario de la elección de Kim Jong-un como secretario del Partido de los Trabajadores.
Hague alertó asimismo a Irán de que la "ventana diplomática" para discutir el avance de su programa nuclear "no estará abierta para siempre" y señaló que la comunidad internacional continúa trabajando para encontrar una salida negociada a la situación, si bien se mostró "decepcionado" con la posición que mantiene Teherán.
Los ministros del G8 urgieron a Irán a cooperar en la resolución del conflicto dando "pasos en la dirección adecuada", como permitir la visita al país de un enviado especial sobre derechos humanos de la ONU y "distanciarse de cualquier tipo de actos y grupos terroristas".
El mundo está pendiente
El responsable del Foreign Office mostró además la "seria preocupación" de los ocho países reunidos en Londres sobre la situación en Siria, un conflicto que, según afirmó, va camino de convertirse en la "catástrofe humanitaria más grave del siglo XXI".
Hague, que durante los dos días de la cumbre en Londres se ha reunido con miembros de la opositora Coalición Nacional Siria, subrayó la necesidad de hacer llegar ayuda humanitaria a la zona, donde 70 mil personas han muerto desde el inicio del conflicto y más de un millón han sido desplazadas.
En ese "escenario de desesperación", los ministros del G8 reafirmaron su "compromiso de apoyar una transición política" que "cumpla con las aspiraciones del pueblo sirio y le permita determinar democráticamente y con independencia su futuro".
Los países reunidos en Londres divulgaron también hoy un "acuerdo histórico" para combatir la violencia sexual en zonas de conflicto, un plan que financiarán con 23 millones de libras (27 millones de euros).
Hague, ministro de Exteriores de la nación anfitriona de la cumbre, junto con la actriz estadounidense Angelina Jolie, embajadora de buena voluntad de Naciones Unidas, anunció la medida en una rueda de prensa paralela.
Los ministros reunidos en la capital británica resaltaron la necesidad urgente de "tomar medidas para acabar con la cultura de la impunidad" sobre agresiones sexuales en zonas de conflicto y "reforzar la legislación" en esa materia.
"Las violaciones y otras formas de violencia sexual en conflictos armados son crímenes de guerra y constituyen una vulneración grave de la Convención de Ginebra", subrayaron los miembros del G8, que recordaron que esas agresiones "afectan a una gran cantidad de mujeres y niñas, así como a hombres y niños".
Como resumió Angelina Jolie, "las violaciones no son un asunto que afecte solo a las mujeres, sino que se trata de un problema global, que debe ocupar lo más alto de la agenda política".
©Univision.com
Comentarios