Samsung desvela nueva ofensiva en guerra del smartphone, el Galaxy S4

EFE | Mar 13, 2013 | 4:00 PM

Intensa campaña publicitaria

Samsung se prepara para intensificar su ofensiva en la guerra mundial por el jugoso mercado de los "smartphones" con la última generación de su popular Galaxy S, que desvela en un evento anunciado a bombo y platillo en el icónico Radio City Music Hall de Nueva York.
La elección de la Gran Manzana como escenario para el lanzamiento del Galaxy S4 revela la intención de la empresa surcoreana de comerse parte del poderío con el que cuenta el gigante Apple en Estados Unidos con su popular iPhone, a lo que ha sumado una intensa campaña publicitaria.
De hecho, se conoció que Samsung gastó en 2012 más de 400 millones de dólares en promocionar sus teléfonos inteligentes en Estados Unidos, comparado con los 333 millones que invirtió Apple, según datos recopilados por la firma de consultoría Kantar Media.
Samsung es ahora el líder indiscutible del mercado mundial de "smartphones" con una cuota de mercado del 30.3 % en 2012 (frente al 19 por ciento con el que contaba en 2011), mientras que Apple se sitúa en el segundo lugar con una porción del pastel del 19.1 %, prácticamente igual que el 18.8 por ciento que tenía el año precedente.
Sin embargo, en Estados Unidos el timonel del barco lo sigue llevando la empresa de la manzana mordida, que cuenta con más del 36% de la cuota de mercado, mientras que la firma surcoreana se queda en el segundo puesto con un 21 por ciento, según datos de diciembre de 2012 publicados por comScore.
Con lo que contará
Para tratar de revertir esa situación, Samsung presenta en Manhattan la nueva generación de su popular Galaxy S, que, según se rumorea en los medios especializados, tendrá una pantalla de 5 pulgadas, superior a las 4.8 del Galaxy S3 y también por encima de las 4 pulgadas del iPhone 5.
Según CNET, el nuevo Galaxy S4 incorporará la última versión del sistema operativo Android y contará con una cámara trasera de 13 megapíxeles y una delantera de 2 megapíxeles, así como un procesador de ocho núcleos y una memoria de 2 gigas, aunque habrá que esperar hasta mañana para conocer todos los detalles.
Entonces se sabrá si el nuevo terminal incluirá o no la esperada tecnología que permite reconocer los ojos del usuario para determinar automáticamente cuándo empezar a desplazar la pantalla, de forma que no habría necesidad de tocar el teléfono para seguir leyendo un artículo o viendo fotografías.
Para ir abriendo boca, Samsung lanzó un "flash-mob" en la icónica plaza neoyorquina de Times Square, donde un grupo de bailarines de claqué salió inesperadamente de una gran caja en la que se podía leer "Be Ready 4 The Next GALAXY" ("Prepárate para el nuevo Galaxy", en español).
"Estimamos que el Galaxy 4 competirá con el iPhone 5 por la corona del modelo de 'smartphone' más popular del mundo", dijo a MarketWatch el analista de Strategy Analytics, Neil Shah, quien prevé además que el Galxy 3 se disputará con el iPhone 4S el segundo puesto.
Si bien Samsung y Apple libran ahora la más dura pelea dentro de la batalla mundial de los "smartphones", en los últimos meses otras compañías han acudido también a Nueva York para realizar la presentación global de sus "buques insignia", con los que pretenden hacerse con un bocado del mercado.
En lo que fue visto en ambos casos como su última oportunidad de entrar en esta guerra, la finlandesa Nokia -que ha cedido ante Samsung el puesto de mayor fabricante mundial de teléfonos móviles- se alió con Microsoft para presentar en septiembre el Lumia 920, mientras que la canadiense BlackBerry desveló en enero el Z10. 
©EFE
Commentarios